Gamereactor International Español / Dansk / Svenska / Norsk / Suomi / English / Deutsch / Italiano / Português / Français
Acceder como usuario






¿Olvidaste tu contraseña?
No estoy registrado, me gustaría registrarme

Ingresar desde un sitio externo
FacebookFacebook
análisis

Escape Dead Island

Deep Silver y Fatshark han creado un ‘spin-off' en el universo Dead Island que ofrece un sistema de juego diferente al resto de la serie.

Publicidad:

Mientras jugamos a Escape Dead Island nos damos cuenta de que alguno del equipo de Deep Silver debe estar enamoradísimo de Spec Ops: The Line. No solo porque consiguieron que el desarrollador trabajase en Dead Island 2, sino porque este título, Escape Dead Island, está claramente inspirado en el alucinante título de guerra de Yager Development.

En el juego, os ponéis en la piel de Cliff Calo, un capullo ricachón que llega a una isla llamada Narapela con un par de amigos de la universidad, con la esperanza de conseguir la primicia del siglo acerca de una compañía biotecnológica y un virus zombi genéticamente modificado. Lo cierto es que consiguen la historia, pero, tal y como nos dice el nombre del título, las cosas se ponen feas y la ambición periodística queda a un lado para dar paso a la supervivencia básica.

Publicidad:

Además, hay partes que parecen sueños, y que al principio parecen formar parte de la misma realidad en la que se desarrolla todo. En sí, el título juega con estas dos dimensiones y la mayor parte del tiempo no se está seguro de qué es real y de qué es un sueño o una ilusión.

Escape Dead IslandEscape Dead Island

Para evitar 'spoilers', no revelaremos nada más de la historia, aparte de que es tan misteriosa que estamos jugándola de nuevo para no perdernos un solo matiz. Aún no estamos del todo seguros de qué pasa, pero al menos intentaremos entenderlo todo.

A diferencia de otras entregas de Dead Island, Escape Dead Island no tiene un mundo en 'sandbox' o elementos de RPG. La verdad es que no se parece en nada a las mecánicas del resto de títulos de la serie. Por ejemplo, no puedes crear armas (y, afortunadamente, las armas tampoco se rompen al utilizarlas), no hay progresión de personaje, ni árbol de mejoras ni misiones secundarias.

En vez de eso, nos encontramos con una aventura de acción lineal al estilo Tomb Raider o Uncharted, pero con valores de producción completamente diferentes y sin tener que escalar. En este título, tendréis que abriros camino a través del paisaje para conseguir algunos objetivos, mientras buscáis objetos, matáis con sigilo a algunos zombis u os enfrentáis sin miramientos a vuestros enemigos con armas como hachas, katanas, pistolas o escopetas.

En líneas generales el producto está bien hecho, pero en algunas partes deja bastante que desear. Con los entornos repetidos y reciclados, por ejemplo, se puede ver claramente que el presupuesto ha sido estricto y discreto. De hecho, no hay ni una sola zona en la primera mitad del juego que no se repita en la segunda.

Por desgracia, lo peor es que el sistema de combate tiene algunos problemas demasiado grandes como para pasarlos por alto. A veces no se puede cambiar de armas, por ejemplo, y eso supone un grave problema durante los enfrentamientos frenéticos porque la munición, para más inri, es un recurso escaso y el jugador no se puede permitir gastar balas innecesariamente. En concreto, nosotros intentamos cambiar de la pistola al hacha para cargarnos a un zombi que quería darnos un abrazo y lo único que pudimos hacer fue tirotear el aire.

Es decir, presionáis un botón, la interfaz te indica que has cambiado de arma, pero en realidad sigues teniendo la misma. Además, a veces no se sabe ni siquiera qué arma lleva Cliff, porque al estar un rato alejados del combate, nuestro protagonista la esconde.

Las últimas partes del juego están muy centradas en las luchas, hasta el punto de que vas de batalla en batalla y ahí es donde más se notan los errores del sistema de combate.

Escape Dead IslandEscape Dead IslandEscape Dead Island

Tampoco ayuda que Escape Dead Island tenga puntos de control justo antes de escenas de vídeo que no podéis pasar. Por ejemplo, si morís varias veces en un mismo punto, tendréis que ver la escena de vídeo una y otra vez y es cierto que son cortas, pero después de verlas una vez, dejan de ser interesantes. Por otro lado, por lo general, también tendréis que llevaros por delante a tres o cuatro grupos de zombis antes de llegar al lugar donde moristeis.

En cuanto al aspecto visual, el estilo está claramente inspirado en los cómics, algo que, evidentemente, tiene que ver con el presupuesto y el tamaño del equipo de desarrollo. Sin embargo, eso no representa ningún problema, porque funciona genial y, a pesar de las rígidas animaciones faciales, el estilo artístico compensa todo el juego. Durante la mayor parte de las secciones psicodélicas, debe haber sido una bendición para los diseñadores poder hacer algo tan diferente que cuadrase bien con el estilo.

Escape Dead Island podría haber sido un juego mucho mejor de lo que acabó siendo. Si el cambio de armas funcionase mejor, tuviese mejores puntos de control y hubiese una dificultad un pelín más equilibrada, podría haber alcanzado el 8; y todo gracias a la historia.

Es evidente que Escape Dead Island es una buena mezcla entre ambición y habilidad y solo podemos esperar que Deep Silver y Fatshark arreglen los problemas que estropean la experiencia actual. Por el momento, sin embargo, el juego solo merece un aprobado, más que nada porque hay que pasar por alto todos los problemas de diseño para poder disfrutar de la buena historia que tiene.

Escape Dead IslandEscape Dead IslandEscape Dead Island
06 Gamereactor España
6 / 10
+
Una historia emocionante y misteriosa y un estilo gráfico muy chulo.
-
Puntos de control mal colocados y un sistema de combate frustrante.
Publicidad: