Gamereactor International Español / Dansk / Svenska / Norsk / Suomi / English / Deutsch / Italiano / Português
Acceder como usuario






¿Olvidaste tu contraseña?
No estoy registrado, me gustaría registrarme

Ingresar desde un sitio externo
FacebookFacebook
análisis

WWE 12

En la televisión de la WWE, los luchadores a veces hacen sus trucos.

Publicidad:

Los buenos se vuelven malos, los malos se vuelven buenos, cambian de traje, de mote o de música de entrada para evolucionar su personaje. Un buen truco puede hacer que un Superstar suba a lo más alto, uno malo puede arruinar su carrera.

Y lo mismo pasa con los juegos. WWE 12 representa un cambio para la serie de lucha de THQ y Yuke, con un nuevo título que lo separa de los juegos de Smackdown vs. Raw. El giro llega en un momento ideal para la franquicia, pues introduce un nuevo motor y un nuevo sistema de control, además de otros ajustes menores adicionales.

Publicidad:

Las alteraciones en el control y en el sistema de juego son las novedades más notorias, con los botones de toda la vida tomando la prioridad en lugar del ya asentado sistema basado en los sticks analógicos. Esto ya no va de pulsar la palanca derecha para los agarres, sino de presionar los botones de toda la vida. Los jugadores tampoco tienen que realizar sus movimientos y esperar que acierten en la parte específica del rival, gracias a la introducción de un sencillo sistema que les permite discernir entre cabeza, brazos o piernas.

WWE 12

Esto es particularmente útil cuando se realizan maniobras de sumisión, activadas sea cual sea la posición del rival manteniendo el botón de cogida. Una vez bloqueado, la presión se aplica o se defiende con el nuevo mini juego 'Breaking Point', donde los jugadores aporrean los botones para ejecutar movimientos o escapar de ellos. Ambos pueden ver con precisión lo cerca que están de vencer o sucumbir, gracias a la interfaz del Breaking Point, una barra que resulta en la victoria del atacante si se llena. WWE 12 también aporta autenticidad a este respecto, pues como en la tele, un luchador cogido puede intentar arrastrarse hasta las cuerdas, lo que obliga al atacante a soltarle.

Estos nuevos controles consiguen que WWE 12 suceda de forma más rápida y fluida, con una sensación de naturalidad superior y por lo tanto una experiencia más atractiva y accesible.

También introduce el 'Predator Engine', con el que queda un juego más realista que en los juegos anteriores, tanto en gráficos como en jugabilidad. Predator produce animaciones más suaves que antes, con transiciones entre los movimientos mucho más parecidas a lo que sueles ver en el espectáculo de TV.

Las mejoras en la tecnología también derivan en unos combates con más de dos contrincantes que se desarrollan con más fulidez, con movimientos que puede romper un tercer luchador. Es decir, si dos Superstars controladas por la IA están liados, el jugador ya no tiene que dejar el mando en la mesa y esperar sin más. Es otro cambio que convierte a WWE 12 en un juego no sólo más emocionante, sino más cercano a la "realidad" que todos los juegos de WWE hasta la fecha.

WWE 12WWE 12

Por desgracia, el sonido sigue siendo un problema para WWE 12, produciendo unos ruidos poco convincentes durante los combates. Los wrestlers suenan casi siempre igual cuando se golpean, mientras que gran parte de los comentarios no sólo vienen de Smackdown vs. Raw 2011, sino que siguen siendo igual de repetitivos. Por otro lado, los diálogos durante Road to Wrestlemania siguen siendo irregulares: algunos muy buenos y otros más bien flojos.

Road to Wrestlemania vuelve en esta ocasión, pero no sin pasar por un proceso de cambios significativos. Los juegos anteriores proponían seis historias distintas pero que se sostenían por sí solas, mientras que WWE 12 reduce el número de campañas a tres más largas, todas enlazadas en un arco argumental que abarca 18 meses. Cada historia incluye los giros y sucesos repentinos que cabrían esperar de la WWE, con una parte 3 que provocará más de una lagrimilla entre los fans del wrestling de toda la vida.

Con una extensión de 12 a 15 horas, Road to Wrestlemania funciona bien, pero hay ocasiones en las que se hace algo repetitivo o previsible. El luchador irlandés Sheamus protagoniza la historia de Villano, el veterano Thriple H la de Forastero, mientras que el luchador 'custom' Jacob Cass es el centro de atención en la historia de Héroe. Es el jugador el que crea a Cass en el conocido modo de edición, que ofrece posibilidades infinitas. Si quieres que Cass sea un hombre con traje de gorila, adelante. Puedes personalizar lo que quieras, salvo su nombre.

WWE 12

La personalización y compartir cosas son dos actividades esenciales en los juegos de WWE. Además de crear un luchador o una historia, en esta ocasión puedes crear tu propia arena (estadio-ring). Los jugadores pueden personalizar desde la lona hasta las barreras de control. Es una función nueva e interesante, aunque dudamos de su atractivo fuera de los fanáticos del wrestling.

Pero eso de crear tu propio luchador siempre triunfa, y WWE 12 se adhiere a WWE Universe para hacer básicamente de su modo historia. Caracteriza tu personaje, añádelo al plantel, juega combates para ganar los distintos títulos WWE. WWE Universe ha mejorado sobre todo en variedad, con muchos más elementos de "historia" que aportan algo de intriga a los combates y alteran las relaciones entre los luchadores. La falta de diálogos hacen que WWE Universe sea menos interesante que Road to Wrestlemania, pero las partidas infinitas y el gran plantel lo apaña.

Y es que WWE 12 presenta una selección de luchadores realmente amplia, tanto actuales como legendarios, y THQ sigue añadiendo aún más mediante paquetes DLC que además ya ha anunciado. Los fans más acérrimos pueden, una vez más, pagar por 'Fan Axxess' y recibir cada elemento de DLC. Por otro lado, el llamado 'Online Axxess' también vuelve, lo que significa que si los jugadores no compran una copia nueva de WWE 12, deberán adquirir un código previo pago para jugar en línea. Es una medida controvertida que THQ entiende como la respuesta a las ventas de segunda mano.

Es ciertamente diferente a sus predecesores, no enormemente, pero sí lo suficiente para que WWE 12 se convierta en una buena opción no solo para los entusiastas del wrestling, sino también para los fans de la lucha en general. Mientras que los seguidores del wrestling apreciarán la sensación más realista de todos los aspectos de WWE 12, los demás encontrarán los nuevos y más sencillos controles como una forma de hacerlo más accesible, pero siempre sin que lo pague la jugabilidad. Todo suma para que WWE 12 se lleve el cinturón del mejor juego de wrestling de la generación hasta el momento.

07 Gamereactor España
7 / 10
+
Nuevo sistema de juego muy fluido, cantidad enorme de personalización, buena rejugabilidad.
-
El tema sonoro es aún muy pobre, Road to Wrestlemania se puede hacer repetitivo.
Publicidad: