Gamereactor International Español / Dansk / Svenska / Norsk / Suomi / English / Deutsch / Italiano / Português
Acceder como usuario






¿Olvidaste tu contraseña?
No estoy registrado, me gustaría registrarme

Ingresar desde un sitio externo
FacebookFacebook
análisis

Full Bore

Para nada un "completo aburrimiento", este juego demuestra que no hace falta un enorme presupuesto ni ser un indie famosillo para hacer un cautivador puzle-plataformas.

Ya sabes lo que se siente. En un momento estás correteando por ahí, disfrutando de la vida tranquila como un verraco entre prados y sombras, persiguiendo mariposas, y al instante te encuentras en un campo de minas que descubre un agujero en el suelo tan profundo que mueres nada más tocar el fondo. Y entonces te revive un misterioso artilugio eléctrico, y mientras intentas salir de la fosa, de repente te encuentras en una gigantesca cripta vacía, acusado de haber robado todas sus joyas, y obligado a compensar trabajando para el propietario de la mina. Ah, y ese dueño también es un cerdo parlante con camisa y corbata, con una plantilla de sirvientes cerdos-parlantes. Salvo por los empleados de la oficina, que son topos.

Vale, ok, a lo mejor no sabes lo que se siente con esta introducción tan estrambótica. Pero ese es n realidad el planteamiento de Full Bore, el encantador, precioso, refinado y desafiante juego de puzles debut de Whole Hog Games.

Full BoreFull Bore
Publicidad:

Podemos elogiar muchas cosas de Full Bore. Las mecánicas principales son relativamente simples -vas explorando las minas y desenterrando gemas conforme excavas diferentes tipos de suelo- pero luego vas aprendiendo nuevas formas de emplear este conjunto bastante sencillo de acciones durante el progreso. Pronto, estarás empujando cajas para crear nuevos caminos, y luego se unen a la diversión láseres, baterías, interruptores y mucho más.

Si metes la pata y te atascas o terminas haciendo que un puzle no tenga solución (y eso ocurrirá cada dos por tres), existe una gloriosa función de rebobinado que te permite reandar tus pasos o volver hasta el último checkpoint, y por lo tanto deshacer los errores y evitar las decisiones equivocadas.

Publicidad:

Algunos puzles son bastante directos y de solución obvia. Otros son más duros y requieren una planificación cuidadosa para dar con el mejor método. Ciertas porciones de suelo deben retirarse en un orden especifico para poder mover ciertas cajas hasta lugares concretos, y en estos casos lo más normal es que tengas que pensar en 10-20 movimientos por adelantado, antes de poner el hocico en el suelo.

Full Bore

Durante mis partidas me he encontrado varios puzles que simplemente desistí de resolver porque la cabeza me echaba humo intentando hacerlo. Por suerte, siempre te queda esa opción del abandono y no es una decepción, pues uno de los golpes geniales de Full Bore es que el mundo de juego es realmente abierto, y que por tanto suelen existir diversas rutas conectando sus zonas. Rara vez es un requisito que tengas que resolver el puzle más complicado para avanzar.

Las muchas cualidades de Full Bore te van rodeando poco a poco. Es una experiencia refrescantemente sutil en su propuesta, y casi nunca se pone presuntuosa. Mientras que al principio simplemente aceptas lo de los cerdos parlantes como parte del juego, conforme vas descendiendo por las minas comienzas a desenmarañar la explicación de estas circunstancias tan flipantes y psicodélicas. Van apareciendo de forma regular pequeños terminales de ordenador que cuentan la historia de trasfondo, un relato sobre avaricia, experimentos genéticos, fracasos fatales y otras cosas, y eventualmente resulta que Full Bore es mucho más que una historia sobre un jabalí adorable que excava en busca de piedras preciosas. La atmósfera se hace progresivamente más misteriosa cuanto más ahondas, y al final te apetece jugar porque quieres llegar al fondo de este mosqueante enigma.

Full Bore

La sutileza también se aplica al aspecto técnico del juego. El estilo visual es nostálgico-pixelado, pero por ejemplo la iluminación es todo un logro moderno. Pequeños detalles, como el reflejo de la luz sobre tu personaje y sus alrededores, hacen maravillas para remarcar la sensación y ambientación de encontrase muy profundo bajo tierra. Además, las animaciones son directamente brillantes. Tu jabalí es tan adorable como paciente y persistente cuando se golpea la cocorota contra una superficie inamovible. Este trabajo trae recuerdos de los antiguos videojuegos de plataformas de Disney como Aladdin o El Rey León, y como sabréis eso es todo un piropo.

Del mismo modo, los controles son tan precisos como cabría desear. Durante la partida usas casi en exclusiva las teclas WASD y la barra espaciadora, y en un periquete estás pasando a toda velocidad por las plataformas y andamios, como si llevaras toda la vida.

Full Bore puede parecer a simple vista un proyecto modesto. No se ha visto impulsado por la expectación de otras obras indie como Fez o Braid, y su idea básica es tan despreocupada y tontorrona que podría invitarte a no tomártelo en serio, pero esa es exactamente la mayor fortaleza del juego. No hay estrés, no hay expectativas exageradas, y por eso mismo te arrastrará amablemente hasta sus profundos misterios hasta que no puedas salir. Full Bore es un maravilloso juego de puzles y plataformas que no deberías perderte.

Full Bore
Full BoreFull BoreFull BoreFull Bore
Full Bore
08 Gamereactor España
8 / 10
+
Puzles desafiantes, diseño de mundo abierto, preciosos gráficos.
-
Algunos rompecabezas pueden resultar demasiado confusos.
Publicidad: