Gamereactor International Español / Dansk / Svenska / Norsk / Suomi / English / Deutsch / Italiano / Português / Français / Nederlands
Acceder como usuario






¿Olvidaste tu contraseña?
No estoy registrado, me gustaría registrarme

Ingresar desde un sitio externo
Gamereactor España
avances
Star Wars Battlefront II

Star Wars Battlefront 2 - primeras impresiones

Jugamos Asalto en Theed y probamos de primera mano las principales novedades de la esperada y ambiciosa segunda entrega. La Fuerza es intensa en él...

  • Texto: Sam Bishop

El primer vistazo (y la primera partida) a Star Wars Battlefront II lo hemos podido echar en Hollywood hace unas horas, en el marco del evento pre-E3 EA Play. De entrada, hemos presenciado una partida multijugador en Modo Asalto (al estilo Supremacía) ambientado en el mapa de la ciudad de Theed, en el planeta Naboo, que recordarán los fans del Episodio I por la belleza de sus edificios redondeados y sus rincones naturales. Tras la presentación, hemos podido coger los mandos de una PS4 Pro para jugar a la misma batalla, en la que nos tocó luchar en el bando de los clones para intentar detener el asalto al palacio de los droides separatistas.

En la primera fase del asalto los droides despliegan un transporte que intenta alcanzar las puertas del edificio real. En la segunda fase los robots enemigos deben capturar dos puntos de control ya dentro del palacio. La tercera y última fase se ubica ya en el salón del trono, donde los clones quedan acorralados con el séquito y tienen que protegerse ante el ataque final de los droides. Como detalle relevante, los atacantes tienen un número limitado de vidas para conseguir la victoria, al igual que sucede en otros juegos con modos similares.

Sinceramente, ya solo esta batalla en Naboo nos ha parecido mucho más estratégica que cualquiera de las vividas durante el año y pico que hemos jugado al primer Battlefront. Aunque el Modo Asalto no es tan distinto en sí, lo cierto es que se notan los beneficios de aplicar ciertas tácticas sobre el terreno. No es simplemente una cuestión de disparar a todo lo que se mueva hasta mermar el número de reapariciones de los enemigos. Por ejemplo, en la primera fase, hay tanto espacio abierto que es necesario tener cuidado a la hora de atacar al transporte, pues si te expones demasiado eres tú el que muere en cuestión de segundos. En esta situación conviene naturalmente emplear más francotiradores, así como flanquear el objetivo y lanzar granadas, y si te pones aún más listo, lo suyo es proteger a los que llevan armas con disruptor de iones, que vuelven a ser ideales para hacerle daño a los vehículos.

Star Wars Battlefront II

Aquí entra en juego el nuevo sistema de clases, que permite escoger rápidamente entre cuatro tipos de personajes. La clase Especialista, por ejemplo, se presta al combate a distancia con el rifle de precisión, mientras que la clase Pesado es la recomendable si necesitas gran potencia de fuego a corta distancia. Cada una cuenta con sus propias habilidades, armas y acoples; así ya no estás dando vueltas en los menús entre partida y partida. Por supuesto, luego cada clase también se puede personalizar, tanto con las Cartas Estelares (que vuelven como habilidad extra) como con las armas dedicadas disponibles. En la demo de Star Wars Battlefront 2 que hemos probado ya había varias opciones en este sentido, incluyendo novedades. Había una Carta Estelar que servía para ganar algo de salud al matar a un rival, como una de las más curiosas.

Pero los Héroes y villanos ya no los conseguirás como un ítem parecido a las Cartas Estelares. Es uno de los mayores cambios en el sistema de juego, y tiene sentido: ahora te dejan ser uno de estos personajes especiales cuando te marcas una especie de racha de puntuación. Conforme vas avanzando en la partida sumas puntos con acciones como hacer bajas o asistencias, y con esos puntos puedes comprar refuerzos a cierto precio. Aquí hay desde vehículos hasta clases especiales, y finalmente las opciones de héroes y villanos, siempre que ningún otro jugador esté en su piel en esos momentos.

En el mapa de Theed hemos visto a Rey, Han Solo, Boba Fett o Darth Maul en acción, por lo que queda claro que no han impuesto restricciones en cuanto a la saga o la era temporal a la hora de meter a estos personajes destacados en la batalla. Y como era de esperar, los ataques con el sable doble de Darth Maul son ágiles y con mucho alcance, lo que lo convierten en el sith ideal para arrasar corriendo entre grupos de enemigos antes siquiera de que puedan temer su presencia por los avisos en radio. Los cohetes de Boba Fett, por su parte, vuelven a hacer mucho daño en espacios abiertos si disparas desde las alturas. Y también encaja bastante bien la inclusión de los droides, pues le dan un toque distinto a toda la partida, naturalmente muy ligado en nostalgia a la trilogía de los Episodios I-III. Además, al ser larguiruchos y delgaduchos son más difíciles de impactar con el láser, y luego cuentan con súper droides de combate que también son jugables.

Star Wars Battlefront II

Aparte de las grandes novedades también hay pequeños retoques y ajustes en el sistema de juego, incluyendo algún cambio en la refrigeración de las armas cuando se sobrecalientan. Y tenemos que volver a reconocer la calidad del 'gunplay' o la sensación de disparar con las armas, pues no solo se sienten singulares y diferenciadas, sino también un verdadero gustazo de usar. Ahora por ejemplo, en la clase Pesado puedes armarte con la habilidad ametralladora y colocarte en un estrecho pasillo para derribar a varios enemigos, en contraste con la sensación más paciente y refinada del rifle francotirador, toda una satisfacción cuando aciertas a un enemigo desde 200 metros. Es verdad que el primer Battlefront ya tenía mucho camino andado en este apartado, pero parece que DICE ha dado un pasito más y que incluso tienen algo más de impacto los disparos, para que los rivales que están a toque caigan de una vez por todas.

Y también como su predecesor, este juego es impresionante a nivel visual. Se nota en los apabullantes gráficos de Theed cuando estás en el salón del trono y los suelos de mármol reflejan las otras salas, o cuando saltan las chispas de los droides conforme les vas impactando con tu bláster. Esto también se lleva al lavado de cara de los menús, que ahora incorporan un contraste negro y azul que funciona genial, tanto a nivel de limpieza como para marcar la diferencia respecto al original.

Por todo esto, este primer contacto nos dice que Star Wars Battlefront II se parece mucho al primer juego, pero con mucho más contenido y aún más pulido. Ambas mejoras eran exigencias de la comunidad así que se agradecen fácilmente, y también parece que los reajustes y novedades se cuentan por mejoras, por lo que podemos estar ante una entrega aún más divertida y profunda. Ahora esperamos ver más contenido del resto del juego, sobre todo cómo la idea de las múltiples eras de Star Wars se convierte no sólo en héroes y villanos, sino en mapas, armas, situaciones, historias y mucho más.