Gamereactor España. Aquí podrás ver los últimos tráilers de juegos, gameplay y entrevistas grabadas en los eventos mundiales del sector. Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Gamereactor
análisis de hardware

Análisis de Samsung Odyssey Ark 55"

Samsung ha lanzado otro producto enorme y hemos tratado de subir este enorme monitor de más de 40 kilos en nuestro escritorio de pruebas.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio

Si hay algo que me gusta de Samsung es que últimamente se han atrevido a arriesgar. No siempre es bueno que lancen prototipos de tecnología sin descuentos, y las cosas no siempre funcionan (por ejemplo, la notable curvatura de la pantalla en sus teléfonos plegables y el panel de bordes curvados del Odyssey G9, plagado de problemas), pero me gusta que se atrevan a ir más allá y que, en muchos sentidos, fabriquen los productos más innovadores en cada sector. Es algo a destacar sobre Samsung, y el Ark 55" también es uno de esos productos. Pura calidad en un monitor que tal vez quede mejor en un casino de Las Vegas que en mi escritorio.

Samsung Odyssey Ark 55"
Si, pesa más de 40 kilos con el soporte. Totalmente absurdo.

¿Y qué es el Ark? Bueno, es un monitor QLED ultracurvo de 55" basado en un panel VA con una tasa de refresco de 165 Hz, una relación de aspecto 16:9 con retroiluminación completa y un brillo máximo de 420 nits. Es un televisor con sintonizador integrado, que está optimizado para juegos. Dispone de un enorme soporte de mesa de 35 kg para girar la pantalla de horizontal a vertical con una sola mano, lo que permite al propio monitor cambiar de modo de imagen en apenas un segundo, y cuenta con un modo picture-in-picture muy fluido, así como con una caja de control Bluetooth ideada para manejar los controles y las funciones, llamada "Ark Controller", y cuenta con un soporte integrado tanto para Freesync como para G-sync. Sobre el papel, esta pantalla es una auténtica bestia, y sería de extrañar que no lo fuera, dado que cuesta unos 3000 €. Sí, habéis leído bien.

Samsung Odyssey Ark 55"
El diseño de la parte trasera es muy similar al del G9 Odyssey.

La idea de Samsung es la de colocar el monitor en el escritorio y utilizarlo para jugar al PC o a la consola, pero sinceramente, no hay muchos escritorios o equipos que funcionen para este monitor gigantesco y, dado el tamaño, resulta más útil colocarlo en un mueble de televisión y utilizarlo como televisor para juegos. El quid de la cuestión es que 55" es demasiado grande para utilizarlo como televisor para juegos en el salón, lo que significa que habrá algunos problemas para aclarar dónde debe estar el Ark. Tampoco entiendo muy bien para qué sirve el modo flip, dado que la extrema curvatura hace que no funcione realmente para, por ejemplo, ejecutar juegos verticales o para el trabajo de oficina en aplicaciones verticales como Skype o Telegram.

Publicidad:
Samsung Odyssey Ark 55"
El Ark Controller es fácil de usar sincroniza perfectamente con la pantalla.

La pantalla en sí es realmente buena. La imagen es nítida, brillante y ofrece un buen contraste y negros a pesar de no acercarse a un OLED. Los 420 nits son un tanto escasos en comparación con el brillo máximo para el "verdadero HDR", pero me sigue gustando la potencia de la imagen y creo que es más que suficiente, y que el HDR se ve bien. El tiempo de respuesta es de 1 ms y el retardo de entrada que hemos medido es de hasta 3,6 milisegundos, lo cual es claramente brillante. He estado unos días jugando a The Last of Us: Part I, además de otros juegos, en la PS5 conectada al Ark, y es una pantalla impresionante para jugar. El hecho de que solo pueda usar una fuente HDMI a la vez, que la imagen carezca de la pantalla OLED (por razones obvias, se trata de un panel VA), y que el propio monitor sea demasiado curvo para mi gusto hace que la valoración baje ligeramente, pero el Ark es impresionante en muchos aspectos. Hubiera preferido que estuviera basado en IPS y que tuviera una relación 21:9, lo que lo habría hecho perfecto para simuladores de vuelo y de carreras, entre otras cosas, pero para lo que es, se trata de un producto realmente divertido que se distingue de casi todo lo demás en el mercado.

Sin embargo, no hay manera de justificar el precio de 3000 €, ni mucho menos. Por esa cantidad podríamos comprar un LG OLED C2 55" y un ordenador nuevo y aún nos sobraría dinero.

07 Gamereactor España
7 / 10
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Te puede interesar...



Cargando más contenido