Gamereactor International Español / Dansk / Svenska / Norsk / Suomi / English / Deutsch / Italiano / Português / Français / Nederlands /
Gamereactor
Acceder como usuario






¿Olvidaste tu contraseña?
No estoy registrado, me gustaría registrarme

Ingresar desde un sitio externo
Gamereactor España
análisis
L.A. Noire

L.A. Noire para Nintendo Switch, PS4 y Xbox One

Se ha quedado como gran lanzamiento de Rockstar en 2017 y tiene la obligación de cumplir.

Parece mentira que una compañía con tantos recursos y tanta calidad recurra a un juego de seis años para tener un estreno en los catálogos, pero el retraso de Red Dead Redemption 2 hasta 2018 ha hecho que L.A. Noire pase de ser un guiño a los nuevos jugadores a la gran novedad de Rockstar en 2017. Sin la presión que supone saber que GTA V sigue funcionando y los ingresos fluyen tanto por ventas de juegos como por sus micropagos, al mismo ritmo que las numerosísimas expansiones y DLC.

Phelps Cole ha tenido que volver a desempolvar esos trajes que se tuvo que comprar cuando dejó la calle porque tiene más trabajo que nunca. La reedición llega a cuatro plataformas en lo que se pueden considerar tres versiones: ya están a la venta la que podríamos llamar "hasta 4K" para Xbox One y PS4 y la "portátil" para Nintendo Switch. Y en unas semanas saldrá también "VR" para HTC Vive, que ya hemos probado y de las que os hablaremos muy pronto. Pero de momento nos quedamos con las dos primeras.

El juego del estudio Team Bondi está tal y como lo recordarán los veteranos que lo probaron en su momento. Siguen vigentes los comentarios que hicimos en nuestro análisis original sobre la reconstrucción de Los Ángeles en los años 40, tanto su sociedad como sus calles y su vida. Una ciudad boyante y alegre, con grandes avenidas que van recibiendo a los coches y organizándose para los negocios. Pero también racista, machista y anticomunista, propensa a la delincuencia y al abuso de poder, a responder con violencia ante cualquier situación.

L.A. Noire
Imagen: versión Nintendo Switch
L.A. NoireL.A. NoireL.A. Noire
Imagen: versión Nintendo Switch

La ambientación era y sigue siendo una maravilla, quizá algo 'dulcificada', pero ideal para meterte de cabeza en una historia que se va construyendo con piezas que tienen más cohesión de la que uno interpreta mientras las vive. Es el terreno perfecto para lanzar su otra gran apuesta, que es la interpretación de los actores-personaje (solo está subtitulado al inglés, pero en este caso es la mejor opción). El estudio aplicó una técnica de animación facial a partir de la captura total de movimientos de personas y después aplicó el resultado a distintos personajes, consiguiendo gesticulaciones muy avanzadas para entonces.

Transmiten duda, nerviosismo, seguridad, inocencia, rebeldía, tristeza o desesperación con mucha naturalidad. La base no se ha tocado y aún así se mantiene fresco, y hasta se aprecia la mejora con el aumento de la nitidez que traen las nuevas resoluciones y trabajos de iluminación. Las caras son la prácticamente la mitad del juego, porque en cada caso habrá que hacer varios interrogatorios y actuar como poli bueno, poli malo o poli acusador en función de cómo veamos al interrogado. Es una mecánica difícil, engañosa, pero hay que saber que no acertar no implica perder, tan solo que resolver el caso será un poco más complejo.

A diferencia de las caras, que tan bien han envejecido, los cuerpos se han quedado un tanto anquilosados. El repertorio de gestos y movimientos creados para que los personajes de L.A. Noire transmitiesen también con su lenguaje corporal es impresionante, pero la forma de moverse es muy tensa y seca, y eso no han podido cambiarlo. Le pasa como a sus secciones de tiroteo, que no son muchas pero tienen un toque pasado de moda, aunque se apunta muy bien con las armas.

Gráficamente, las versiones son distintas entre sí como era de esperar por la potencia de cada máquina. La versión de PS4 (hemos jugado en la normal, no en PS4 Pro), ni logra -ni lo pretende- hacerte pensar que estás en un juego moderno, pero sí demuestra que se ha llevado a cabo un trabajo de actualización delicado que realza al máximo multitud de aspectos como los brillos, los haces de luz o la texturación y definición de los personajes principales y de los objetos que tienes que explorar de cerca. Sin embargo, hay momentos en los que parece un remake a dos niveles, porque los personajes de a pie y los entornos no han evolucionado tanto.

Nintendo Switch, sin embargo, se mueve entre los 1080p de la resolución en sobremesa y los 720p del formato portátil. El aumento de definición es suficiente para marcar la diferencia con respecto a PS3 y Xbox 360, sobre todo porque realza algunas texturas nuevas y ciertos efectos de iluminación en primer plano. Sin embargo, falla en las cargas a tiempo real y sufre alguna caída esporádica de tasa de imágenes por segundo en las escenas de conducción. Al pasar a modo portátil, compactado, mantiene la consistencia y solo se puede poner como pega que el subtítulo es algo pequeño.

Pero en este caso la fortaleza está en la interpretación que Rockstar ha hecho de la máquina. Aquí no se ha conformado con rehacerlo, ha buscado cómo aprovechar todas esas 'nintendadas' en el control. Estamos, por ejemplo, ante el juego que mejor uso hace de la vibración HD de cuantos ha probado este redactor, y son más de 20: la usa en el gameplay para las pistas y también en el día a día para hacerte sentir, desde la conducción hasta la escalada por una tubería. Los combates a puños, que con botones son aburridos a partir del tercero, se convierten en pequeñas descargas de adrenalina con los Joy-Con en las manos. Y la pantalla táctil para las fases de exploración y búsqueda de pruebas es ideal, porque puedes tener un rato la consola en otra postura e ir jugando como en una tablet.

L.A. Noire
Imagen: versión Nintendo Switch

El único problema es que todo no encaja a la vez, que son distintas ideas muy buenas y muy bien implementadas que solo puedes aprovechar al máximo si te dedicas a meter y sacar los mandos y te restringes al modo portátil. Al fin y al cabo es un remake, no ha sido diseñado para esto, pero el esfuerzo es de agradecer y la ejecución de admirar.

Para quienes no hayan jugado nunca a L.A Noire y sintieran curiosidad desde hace años o les haya entrado el gusanillo ahora, todas estas versiones justifican de sobra la inversión. Aún más al saber que cuenta con todos los DLC, que amplían más si cabe las muchas horas de juego que ofrece el título entre el modo principal y esas secundarias que van apareciendo sobre la marcha. No son muchas, hasta se podría decir que a un mundo grandecito y perfectamente ambientado como este le faltan actividades libres, por eso nosotros la conducción al final se la dejamos siempre a la IA. Si algo se puede atragantar en esta propuesta es que la estructura general es muy rígida y las dinámicas se repiten una y otra vez, ya que Team Bondi no creó un sistema de progresión que te hiciera sentir que vas mejorando más allá de los cambios de actitud que te aporta cada ascenso.

Cuando se estrenó, L.A. Noire dejó a mucha gente maravillada por su ambientación, su guión y sus personajes y a alguna otra aburrida por sus mecánicas. Todo eso sigue vigente, excepto que ahora hay más contenido, se ve mejor y, en el caso de Nintendo Switch, también se juega un poco mejor.

L.A. NoireL.A. Noire
Imagen: versión Nintendo Switch
L.A. NoireL.A. NoireL.A. Noire
Imagen: versión Nintendo Switch
08 Gamereactor España
8 / 10
+
Las expresiones faciales siguen convenciendo. La ambientación y el mundo de juego. El uso de la vibración HD, la pantalla táctil y el movimiento en Nintendo Switch.
-
Las mejoras visuales se centran demasiado en la escena principal. Movimientos agarrotados que afectan a las fases de tiroteos.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Análisis de los usuarios

  • BranKgon
    Team Bondi de seguro sorprendió a muchos jugadores con LA Noire. Un juego semi lineal, que tiene una historia policíaca excelente acompañada de... 9/10