Gamereactor International Español / Dansk / Svenska / Norsk / Suomi / English / Deutsch / Italiano / Português / Français / Nederlands
Gamereactor
Acceder como usuario






¿Olvidaste tu contraseña?
No estoy registrado, me gustaría registrarme

Ingresar desde un sitio externo
Gamereactor España
artículos

Nintendo Switch vs Wii: lo que esconden las cifras

Las acciones de Nintendo se han revalorizado con fuerza desde el estreno de la nueva consola y marca mucha distancia con los dos últimos lanzamientos de sobremesa.

El mercado de capitales está cada vez más pendiente de los movimientos en la industria del videojuego y Nintendo es una de esas compañías con capacidad para animarlo dada la valía de sus acciones y lo teóricamente sencillo que es prever sus movimientos por los pocos productos que trabaja. Pero en realidad no lo es, y si no que pregunten a quienes decidieron vender su inversión justo el día antes del lanzamiento de Nintendo Switch.

El 2 de marzo, la cotización de Nintendo en la bolsa de Japón se quedó muy cerca de su mínimo anual, en 22.875 yenes por acción; dos semanas y media después se acercó a los 27.500, para después aflojar hasta los 25.765 yenes por acción actuales. La previsión de venta ante un estreno flojo de Switch fue todo un error.

La cotización actual de Nintendo es una señal de que la nueva consola puede funcionar incluso mejor que Wii, la sobremesa más vendida de la historia de la compañía. Según la medición de Bloomberg, es indicativo que su cotización haya subido en torno a un 20% mientras que Wii solo logró hacerla crecer un 8,9%.

Imagen: Bloomberg

Todo eso, a pesar de que apenas tiene juegos y que se está informando de fallos de hardware, aunque son dos asuntos que también sucedieron cuando se estrenó la pequeña consola y su mando con sensores de movimiento y nada impidió que triunfara. Según los analistas consultados por la web de finanzas, Nintendo aún tiene en su mano decepcionar con una previsión de ventas para el año fiscal muy conservadora y decepcionante. Se sabrá el 27 de abril.

Un primer mes incontestable

Se conocerá también qué tal han ido las ventas de sus primeras cuatro semanas, porque todo apunta a que se superará la estimación de 2 millones de unidades colocadas si las fábricas han logrado producir más. Aunque en España es fácil encontrar unidades, como ya había previsto Nintendo Ibérica en declaraciones a Gamereactor, la situación global es distinta y el stock sigue sin reponerse al ritmo que se demanda.

Son los dos grandes mercados del videojuego donde más evidente es este problema. En Japón, el reabastecimiento está entre las 50.000 y las 75.000 unidades a la semana, como se desprende por las ventas computadas por los analistas de Enterbrain y Media-Create. El formato híbrido ha encajado a la perfección con un jugador que ama las portátiles.

En Estados Unidos no hay cifras aún, puede que las recibamos durante la próxima semana pero sí hechos. Las grandes cadenas como Toy's R Us informan con antelación de los nuevos cargamentos y los compradores se las llevan en cuestión de horas. Y lo mismo ocurre cuando sale a la venta online, se agota rápidamente, como ocurrió el pasado viernes según informa Nintendo Everything.

Es una situación semejante a la que se vivió con Wii. Entonces fueron 3,1 millones de unidades vendidas en su primer mes largo (casi 40 días), pero esta no es la diferencia principal. La razón para dar más valor a lo que está logrando Nintendo en este caso es que estamos en marzo, no en plena campaña de regalos navideños como en los estrenos anteriores. Hay demasiado ruido para hacer una comparativa directa tan pronto.

5 o 15 millones en un año

The Legend of Zelda: Breath of the Wild y el hardware están siendo gancho suficiente para que una primera oleada de compradores se lance a por esta máquina que ha llegado a las tiendas por 299 dólares y 330 euros (e incluso 350 euros) sembrando dudas sobre si era cara o barata según el lado de la barrera psicológica.

Los analistas todavía no se ponen de acuerdo en cuál va a ser el rubo que tome a partir de este momento. Mientras que Jefferies vaticina 5 millones de unidades vendidas durante su primer año (a 31 de marzo de 2018, cierre del ejercicio fiscal nipón) y Bank of America lo deja en 6,5 millones, Ace Institute Research estima que colocará entre 13 y 16 millones de consolas.

'Momentum' es un concepto muy popular en esta industria, indica el impulso que toma una consola cuando se dan una serie de factores positivos. La mayoría de las veces es el software, ya sea uno muy fuerte o el encadenamiento de varios lanzamientos de peso, y en Nintendo saben muy bien cómo funciona y lo han experimentado en varias ocasiones, recientemente con Nintendo 3DS. Un ejemplo del primer caso permitió a esta vieja máquina revivir las pasadas navidades, fue Pokémon Sol y Luna; mucho más importante fue el ejemplo del segundo, la primavera de 2013, porque la concatenación de estrenos logró rescatar de un fracaso visible a esta consola que se había estrena de forma muy negativa.

Mario Kart 8 Deluxe, Arms, Splatoon 2, Xenoblade Chronicles 2 y Super Mario Odyssey. Junto con Dragon Quest XI, FIFA 18 y The Elder Scrolls V: Skyrim, son las pocas bazas de Nintendo Switch para no perder el 'momentum' que le ha otorgado ese Zelda durante este 2017. Al menos de momento, al menos hasta que se diga otra cosa en la feria E3.