Español
análisis
Divinity: Original Sin

Análisis de Divinity: Original Sin Enhanced Edition para PS4 y Xbox One

El gran RPG de 2014 para PC se pasa a las consolas de nueva generación cargado de novedades.

Que Divinity: Original Sin siga levantando pasiones después de tanto tiempo (para lo que es el mundo de los videojuegos) es una gran noticia. El juego original salió hace un año y fue el primero de una nueva hornada de juegos de rol que está resucitando la forma de jugar de los grandes RPG de principios de siglo, encarnados en la producción de Bioware y Black Isle. Divinity: Original Sin hundía sus raíces en los Baldur's Gate, Fallout, Icewind Dale y Planescape: Torment y adaptaba esta propuesta a los nuevos tiempos, con especial hincapié a la manipulación del entorno y a la cooperación entre los diferentes personajes del grupo.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

El juego en PC ya era excelente (nuestro análisis original aquí) y, además, abrió el camino a Wasteland 2 y Pillars of Eternity (y al futuro Torment: Tides of Numenera), todos ellos excelentes. Así pues, el rol tradicional, por turnos, con historias profundas y personajes carismáticos está viviendo una segunda juventud en los compatibles. Juegos que puede disfrutar todo el mundo, ya que no requieren de una bestia de sobremesa, y que ofrecen algunas de las mejores historias de los últimos años que ha visto esta industria. Ahora bien, en este caso estamos hablando de Divinity: Original Sin Enhanced Edition, que ahora llega a PS4 y Xbox One de la mano de BadLand Games, en una versión mejorada de aquel título del año pasado. ¿Cuáles son sus añadidos? ¿Realmente ofrece una experiencia mejor?

Existe un pulido gráfico, nuevas animaciones y efectos, no por las limitaciones que hubiera en el PC, sino porque se ha tenido más tiempo para refinar estos detalles y, por qué no decirlo, porque el juego fue un éxito en PC y había dinero para invertir. Se han añadido nuevas historias y escenarios, además de algún que otro personaje nuevo. Hay nuevas líneas de voces, más opciones de personalizar al personaje y tenemos, por fin, el siempre solicitado combate a dos armas, porque todos queremos ser un poco como Drizzt Do'Urden.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Hay dos modos nuevos de dificultad, uno superfácil, centrado totalmente en la historia y con combates sencillos, y otro superdifícil, con la permadeath que los más masoquistas sabrán apreciar en su justa medida y en la que sólo puedes tener un slot de partida guardada, además de ofrecer una retahíla de nuevos monstruos y los ya existentes poseerán un arsenal de habilidades y poderes más amplio. Y, por supuesto, en español hay que destacar la brillante localización al castellano, algo que precisamente echamos en falta en el original debido a la enorme extensión de los diálogos y de lo importantes que resultan para la trama.

Por lo demás, estamos ante el mismo juego del año pasado. Sus claves son la historia y el poder manejar a todos los personajes del grupo de forma independiente. También es importante el hecho de que podemos perfilar las personalidades de los dos hermanos protagonistas mediante diálogos, diálogos que hacen evolucionar rasgos de personalidad que tienen influencia directa en futuras conversaciones y en opciones de la partida. También es digno de tener en cuenta el sistema de combate, por turnos, muy táctico, en el que podemos encadenar poderes para conseguir efectos únicos.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

El planteamiento de los combates sigue siendo genial y precisan de la observación del entorno para obtener la mayor ventaja posible. Es siempre conveniente elegir el campo de batalla y tender trampas, una mancha de aceite para ralentizar o para obligar a los enemigos a dirigirse a un cuello de botella. El aceite, además, es inflamable, con lo que podemos hacer una escabechina con una buena combinación de habilidades. Estos efectos combinados son más variados, como el hecho de que a los enemigos mojados por una lluvia mágica o un barril de agua explotado son más susceptibles de ser paralizados si efectuamos sobre ellos un ataque eléctrico. El ácido también puede explotar, pero podemos que los personajes se curen con él, en vez de sufrir daño... Las opciones son ilimitadas y sólo queda explorar las posibilidades que ofrece y crear nuestro propio estilo.

Lo que sí es cierto es que, a pesar del gran trabajo de conversión, Divinity: Original Sin Enhanced Edition es un juego que pide a gritos ratón y teclado. Los controles son algo imprecisos y resulta algo tedioso manejar a un grupo de varios personajes con el pad de control, además de que el control de las barras de habilidades es tedioso. Los menús son algo liosos y en momentos avanzados de la partida, con los inventarios llenos y pasando objetos de personaje a personaje se hace bastante pesado. Los juegos en consola demandan menos interfaz, algo más rápido, y un stick nunca va a poder ganar en precisión y rapidez al ratón, por lo que se ha perdido bastante agilidad a la hora del desarrollo de las partidas.

Es una buena noticia que Divinity: Original Sin Enhanced Edition haya salido en consolas, por lo menos demuestra que el interés por el juego perdura. Es mejor noticia que lo haya hecho con novedades interesantes (y aquí volvemos a destacar la magnífica traducción, que destruye la barrera de entrada más importante del juego original en España), pero no vamos a negar que jugar, se juega peor que en PC.

Divinity: Original SinDivinity: Original SinDivinity: Original Sin
Divinity: Original SinDivinity: Original SinDivinity: Original Sin
08 Gamereactor España
8 / 10
+
Relato apasionante, personajes carismáticos, largo, combates tácticos llenos de opciones, personalización hasta nivel insospechado, control sobre la historia, traducción al español no sólo necesaria sino excelente, lo mejor de los RPG de PC en consola.
-
Es un juego de ratón y teclado, y se nota. Se ha hecho un buen trabajo de conversión de controles, pero se ha perdido bastante fluidez y precisión por el camino.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Divinity: Original SinScore

Divinity: Original Sin

ANÁLISIS. Autor: José Manuel Bringas

Analizamos uno de los RPG de corte clásico más interesantes de los últimos tiempos con motivo de su lanzamiento físico en España.



Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.