Español
Gamereactor
avances
Flockers

Flockers - primeras impresiones

Este juego y nuestras impresiones van para todos aquellos que todavía recuerdan Lemmings con una sonrisa de oreja a oreja...

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

Os acordáis de Lemmings, ¿verdad? Aquel clásico puzle de plataformas firmado por los mismos que luego harían cierto juego titulado Grand Theft Auto V (ahora son Rockstar North, pero por entonces, en 1991, se llamaban DMA Design) y publicado por el estudio que luego crearía cierto juego titulado Wipeout y que terminaría absorbido por Sony (cuando cerraron eran Studio Liverpool, pero por entonces, en 1991, se llamaban Psygnosis). Para los viejos del lugar es un título ilustre, lanzado en una plétora de sistemas en sus 20 años de existencia. De hecho, y aquí está el enlace, Team 17, el estudio que ahora está desarrollando Flockers, llegó a portar Lemmings a PSP hace unos años.

Para los que han pasado las dos últimas décadas viviendo debajo de una piedra: la premisa de Lemmings es muy sencilla. Controlas un grupo de los muñecos que dan nombre al juego y les guías por una serie de niveles precarios, de principio a fin, intentando que el máximo número de ellos se mantengan de una pieza. El concepto central del juego se basa en el mito popular de que los roedores, en la vida real, seguirán por voluntad propia a otros lemmings hacia una muerte segura, con multitudes de criaturas de peluche cometiendo suicidios en masa (bueno, este mito no es muy preciso, pero no dejemos que la verdad no nos estropee una buena historia).

Flockers
FlockersFlockers
Publicidad:

Hemos empezado recordando Lemings porque son su concepto básico de juego y las leyes que impuso los que dan lugar a muchas de las decisiones de diseño que encontramos en Flockers. Tu responsabilidad es la de pastorear un rebaño ('flock') de ovejas que van rebotando, de esas que se hicieron populares como arma en Worms, principal creación del estudio. Lo haces a través de niveles llenos de peligros, y la puntuación final refleja cuántas has conseguido mantener con vida tras marchar a través de un montón de pinchos, cuchillas y otras trampas dispuestas por el camino. Se trata de un homenaje evidente, por lo que se hace imposible considerar esta obra sin primero recordar su inspiración.

A partir de ahí, ¿cuáles son las diferencias entre Flockers y Lemmings? En primer lugar, está protagonizado por ovejitas. Normalmente reservadas como el explosivo que causaba sensación en el clásico multijugador atemporal Worms, las ovejas salen ahora de la sombra de sus antepasados invertebrados y se convierten en las estrellas de su propio videojuego. Pero, como decíamos, cada nivel presenta incontables peligros, y cuando una oveja cae en unos pinchos o en una hoja giratoria, explota en una nube de sangre, tripas y tierna carne de cordero. El desafío de Lemmings se centraba más en los escenarios destructibles, en hacer minería y en construir puentes. En Flockers estamos ante una práctica mucho más... macabro.

Los peligros se pueden esquivar mediante una serie de elementos desbloqueables (cajones) hacia los que tienes que dirigir a tu rebaño. Una vez seleccionadas, puedes emplear a tus ovejas para construir barreras y pequeñas estructuras a modo de escaleras, ralentizando el progreso o permitiendo que el resto sortee un obstáculo. También existe una serie de habilidades especiales que puedes asignar a miembros individuales de tu 'flock', por ejemplo para saltar por encima de enormes muros o para brincar sobre huecos más amplios. O incluso, cómo no, explotar, llevándose por delante algunos elementos destructibles por el camino. Conforme te desplazas por los niveles (hay actualmente 25 en la demo de Acceso Anticipado que hemos probado, pero habrá más cuando el juego reciba un lanzamiento oficial) debes aprovechar estas distintas acciones, habilidades y trucos mientras mantienes el máximo número de miembros del rebaño con vida.

Flockers
Publicidad:
FlockersFlockersFlockers

Como ya estarás imaginando, pronto se convierte en un caos. La larga fila de ovejas de paseo se puede extender por dos o tres partes del nivel, y mantener un ojo sobre todas ellas, garantizando que ninguna muere en vano, puede convertirse en todo un reto. En algunas ocasiones intentarás que la oveja que lidera el rebaño cuente con una nueva habilidad para superar un obstáculo insólito, mientras que otras en la parte trasera del pelotón procuran evitar trampas del escenario. Se convierte en un acto de equilibrio, cambiando frenéticamente entre la cabeza y la cola de tu 'flock', preocupado por la vida de tus ovejitas.

Como era de esperar, los niveles se van haciendo rápidamente bastante complicados, por lo que hay que valorar cada situación y conformar un plan de actuación. Pero incluso tras hacerlo, cuando te haces una idea vaga de tu próxima actuación, puede seguir siendo muy difícil ejecutar tu plan y mantener a todo el mundo con vida. En ese sentido se trata de un desafío bastante duro, uno que seguro mantendrá ocupados a los fans del género. Además, contarán con tablas de clasificación online para competir, y con un sistema de tres estrellas para valorar la actuación en cada nivel. Aunque por el momento sólo hay 25 niveles, dominarlos ya supone una empresa considerable. Especialmente cuando entra en juego el "Golden Fleece" (Vellón Dorado) en cada nivel, que solo se puede desbloquear evitando el camino conocido y asumiendo riesgos adicionales.

Sin duda todo esto encaja con el estilo estético del estudio, un corte que popularizaron con su trabajo continuo en la franquicia Worms. Tiene un toque más oscuro y mecánico, pero la sensación de diabluras y travesuras que impregna el resto del historial de Team 17 también se percibe aquí. El salpicón de 'gore' y sangre es tan cómico que no creemos que llegue a ofender a nadie, pero es el estilo artístico de los niveles y fondos que hemos probado lo que coloca a Flockers como una experiencia ligeramente más macabra que tu partida típica a Worms o incluso Lemmings. Esos 25 niveles que ya están online se extienden sobre dos de las zonas descubiertas hasta la fecha, y más adelante revelarán una tercera.

La implicación de la comunidad promete multiplicar la longevidad del juego, pues el contenido creado por los fans se puede acceder directamente desde dentro del cliente, un gesto que sin duda habrá puesto a las mentes creativas a diseñar durísimas pruebas para los demás. Luego hay algunas recompensas por sacar (todavía no hemos jugado lo suficiente para comprobar la diferencia que marcan), pensadas para los jugadores más dedicados.

En líneas generales parece un paquete bastante contundente e interesante, y aunque no esté a rebosar de niveles, tampoco es una mala cantidad para esta fase de Acceso Anticipado. Encontramos un par de problemas técnicos (del tipo de una oveja atascándose en el decorado), pero nada que se cargara la partida. De hecho, si eres todo un fan de Lemings y/o Worms, está lo bastante pulido como para que merezca la pena tu inversión incluso en esta fase tan temprana. Si bien Flockers no hace nada realmente nuevo o emocionante, toca una tecla que lleva sin que la toquen muchos años. Para muchos, eso es suficiente.

FlockersFlockers
HQ

Contenido relacionado



Cargando más contenido