Español
artículos
Cities: Skylines

Guía Cities Skylines - 10 consejos para alcaldes ambiciosos

En Gamereactor nos ha vuelto a entrar la fiebre de la construcción de ciudades, casi que parece una nueva burbuja inmobiliaria. Descubre cómo puedes ser más eficiente.

1. Reubicar, reubicar, reubicar

Una de las funciones más útiles de Cities: Skylines es la posibilidad de reubicar los edificios públicos, como los colegios, las clínicas y las estaciones de bomberos. Si queremos trasladar un vertedero o un cementerio tendremos que vaciarlos antes, pero, quitando esa limitación, contamos con total libertad para mover los edificios como nos plazca. Por supuesto, trasladar todas estas edificaciones no nos va a salir gratis, pero es más barato que demolerlas para construir otras nuevas en su lugar. Moverlas de sitio nos permite, por ejemplo, mejorar carreteras que de otro modo estarían bloqueadas, ya que el juego nunca derriba edificios oficiales sin nuestro consentimiento, y hace que sea más barato mover construcciones que cubren una parte de la red de carreteras. ¿Quién sabe? Quizá haya una mayor demanda de seguridad en una zona de la ciudad diferente a donde colocasteis al principio el parque de bomberos.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Cities: SkylinesCities: Skylines
Poder cambiar de opinión es todo un privilegio, ¿no os parece?

2. La moda del 'mod'

Conseguir que Cities: Skylines sea compatible con Steamworks ha sido un movimiento magistral por parte de Colossal Order, los desarrolladores del juego. Apenas unos días después del lanzamiento, ya había disponible una enorme biblioteca de nuevos edificios, mods y mapas creados por jugadores de todo el mundo. Además, gracias al sistema de clasificación de Steamworks, resulta muy fácil separar las joyas urbanísticas de la basura, lo que garantiza un flujo constante de nuevos contenidos de alta calidad. Hasta ahora, casi todas mis ciudades han contado con su propia versión de la torre Space Needle de Seattle y siempre suelo encontrar algún hueco para colocar un IKEA. Me encanta el mod que derriba automáticamente los edificios abandonados y los restos de las casas quemadas y también otro muy práctico que indica con flechas la dirección que hay que seguir en las calles de sentido único.

Cities: SkylinesCities: Skylines
Gracias al entusiasmo de los fans, parece que el río de nuevos edificios impresionantes seguirá corriendo durante mucho tiempo...

3. No os olvidéis del transporte público

Evitar los atascos es uno de los mayores retos en Cities: Skylines, y la forma de solucionar este problema es tan simple como ofrecerle a nuestros ciudadanos un medio de transporte alternativo. En un pueblo pequeño no tiene demasiada importancia, pero, a medida que la ciudad va creciendo y empezamos a crear zonas con una gran densidad de edificios, un buen sistema de transporte público es vital. También deberíais considerar prohibir el tráfico pesado en el centro y obligar a los camiones de transporte de mercancías a dar un rodeo para llegar a las fábricas. Vuestros ciudadanos os lo agradecerán.

Cities: SkylinesCities: Skylines
Es evidente que este lugar necesita más alternativas de trasporte.

4. Siempre activa la simulación (salvo en un par de casos)

En caso de que sea necesario, Cities: Skylines nos permite detener la simulación, pero eso no significa que debáis hacerlo constantemente; al contrario: yo os recomendaría mantener la simulación activada el mayor tiempo posible para aseguraros un flujo de ingresos constante. Cada minuto que se pausa la simulación es un minuto de dinero que se pierde para siempre. La única situación que se me ocurre en la que sí deberíais detenerla es cuando estéis trabajando en las carreteras que llevan a la ciudad o cuando hagáis cambios en los servicios básicos, como la electricidad, el agua o el alcantarillado. En esos casos, dejar la simulación activada puede provocar un verdadero caos por toda la ciudad, pero, por lo general, dejar que nuestros ciudadanos vivan su vida rara vez supone un inconveniente. De vez en cuando, tendréis que tomaros un descanso para aseguraros que todo funciona bien y evitar situaciones bochornosas, como que se apilen montones de basura o cadáveres por las calles, pero ya veréis como el esfuerzo merece la pena cuando os deis cuenta de cómo os llueve el dinero al trabajar en un proyecto concreto.

Cities: Skylines
Mientras se construía esta majestuosa autopista nos cayó cerca de medio millón en capital fresco.

5. Usad el presupuesto

Saber gestionar bien el dinero es una habilidad imprescindible para cualquier alcalde que se precie, y los ajustes de presupuesto constituyen una importante herramienta que, sin embargo, se suele pasar por alto ¿Por qué? Pues porque la cantidad de dinero que le adjudicamos a los diferentes servicios afecta a muchas más cosas que a nuestro presupuesto total. Vamos a coger las escuelas como ejemplo. Un colegio podrá atender a muchos más alumnos si aumentáis su presupuesto. Normalmente, es muy efectivo aumentar los fondos de las escuelas que ya existen y contener el impulso de levantar nuevos edificios.

En general, es buena idea estudiar a qué parte de la ciudad sirven los colegios que tenéis. Si lleváis un tiempo sin expandir el territorio de la ciudad y todas las carreteras están en buen estado, lo más habitual es que aumentar el presupuesto para las escuelas sea más barato que construir otras nuevas en una zona que ya está servida. Eso sí, si la ciudad va aumentando de tamaño, al final vais a necesitar más colegios.

Cities: SkylinesCities: Skylines
Poderoso caballero es don dinero...

6. La polución es inevitable

Ser ecologista es una muy buena cualidad, pero desafortunadamente, la sociedad moderna sigue generando grandes cantidades de polución y, como Cities: Skylines no deja de ser un simulador, esta situación aparece reflejada en el juego. Por esta razón, vais a tener que asumir que la ciudad estará algo contaminada, sobre todo al empezar. A medida que crece, contamos con varias opciones para reducir la polución, pero al principio no podréis permitiros separar las áreas residenciales de las industriales tanto como os gustaría. La solución es aceptar algo de contaminación al principio y luego, cuando podáis, reubicar esas zonas. Tened en cuenta que las áreas industriales no tienen que serlo para siempre.

Cities: SkylinesCities: Skylines
Producir bienes tiene un precio.

7. Planead las cosas, pero sin pasarse

Puede que tengáis la tentación de activar el 'mod' que proporciona dinero infinito para empezar a construir desde cero la ciudad perfecta y pasaros horas creando la red de carreteras perfecta, con una disponibilidad de servicios municipales enorme, pero la experiencia me dice que esa idea funciona mucho mejor en vuestra cabeza que en la realidad. Al operar a tan gran escala, resulta muy fácil que nuestro pueblo pierda su carácter y su personalidad. Además, disponer kilómetros y kilómetros de carreteras, tuberías y zonas puede convertirse más en una tarea pesada que en una experiencia divertida. No estoy diciendo que no debáis planificar vuestras ciudades, que es algo que por supuesto debéis hacer, pero considero que es más divertido ir construyéndola paso a paso. Levantar los distritos de uno en uno es la forma en la que se forman las ciudades de verdad, por lo que, si seguís ese método, obtendréis ciudades con un aspecto más realista y os sentiréis más vinculados a ellas. Por otra parte, tener que alterar o incluso destruir algunas de vuestras creaciones anteriores para dejar sitio a nuevos planos no significa que hayáis fracasado, sino todo lo contrario: esto hace que vuestro pueblo sea más realista.

Cities: Skylines
En este caso, lo que yo haría sería mejorar las zonas con baja densidad de edificios para darle a toda la ciudad un toque más metropolitano.

8. Buscad inspiración en el mundo real

Experimentar es genial, pero también hay mucho que aprender del mundo real. Nuestro planeta está repleto de ciudades de todas las formas y tamaños y con su propia organización de infraestructuras, así que puede resultar divertido meterse en Google Maps y echarle un vistazo a alguna que otra ciudad de verdad para ver si sus soluciones podrían funcionar bien o incluso mejor en la nuestra.

Cities: SkylinesCities: Skylines
Izquierda: el nudo de carreteras conocido como Sinsenkrysset, en Oslo (Noruega). Derecha: Recreación (o intento de recreación) en Cities: Skylines.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

9. Las rotondas tienen que ser rotondas

Los estadounidenses no están muy acostumbrados a verlas, pero la mayoría de los europeos sí estamos familiarizados ese glorioso invento que es la rotonda. La mayoría de las veces, bastará con cambiar un cruce controlado por un semáforo por una rotonda para acabar con buena parte de los atascos. Sin embargo, es esencial que la rotonda sea una rotonda de verdad, y no solo una carretera que por causalidad sigue un recorrido circular, que si no puedes acabar apareciendo en Nación Rotonda. Una rotonda decente consiste en una carretera de sentido único sin ningún semáforo que regule el flujo de vehículos, así que si queréis crear vuestra propia rotonda, tendréis que aseguraros de que se cumplen estas condiciones. Si no, lo que tendréis será una carretera circular con un montón de cruces que acabarán provocando un caos motorizado. Una buena idea es construir rotondas grandes fuera de las autopistas. Las autopistas carecen de semáforos por defecto, y ya que los choques no forman parte de Cities: Skylines, el límite de velocidad no supone un problema.

Cities: Skylines
Como deja claro esta imagen, las rotondas no suelen estar plagadas de colas como los cruces con semáforos.

10. Hay que renovar, no solo expandir

A no ser que seáis unos organizadores metódicos, es muy probable que el primer distrito que construyáis cuando fundéis vuestra ciudad no sea perfecto. A lo mejor las pequeñas carreteras que construisteis ahora sirven como carreteras de enlace con otras zonas de la ciudad. Quizá le daríais mejor uso a vuestra primera estación de bombero en otra parte de la inmensa metrópolis. Puede que las rutas de autobús de la zona más antigua deban estar conectadas con el resto de la ciudad. Un buen alcalde es consciente de la importancia de renovar y analizar cada una de las partes de su ciudad, no solo los nuevos distritos.

Cities: Skylines
No voy pasar a la siguiente isla hasta que mi "casco antiguo" no funcione como una maquinaria bien engrasada.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Contenido relacionado

Cities: SkylinesScore

Cities: Skylines

ANÁLISIS. Autor: Kim Visnes

¿Puede un equipo de doce personas conseguir lo que la poderosa EA y Maxis no pudieron? Hemos jugado a lo último en simulador de construcción de ciudades.



Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.