LIVE

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Live broadcast
Publicidad
logo hd live | Planet Coaster: Console Edition
Español
análisis
Kirby: Planet Robobot

Análisis de Kirby: Planet Robobot

Kirby: Triple Deluxe dejó una gran base que ahora se aprovecha de nuevo. ¿Son suficiente esas vueltas de tuerca para que sepa a nuevo?

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Cuando el catálogo portátil de una consola de Nintendo pide un poco de oxígeno hay dos nombres que siempre llegan al rescate, Pokémon y Kirby. Tardó mucho en hacerse notar en la portátil 3D, quizá porque HAL Laboratories estaba redondeando una base con mucho atractivo de la que ya han salido el excelente Kirby: Triple Deluxe como conjunto y sus más-que-minijuegos extras musical y de pelea.

Aprovechando esos cimientos, la bola rosa vuelve en lo que un principio podría parecer una segunda parte o una expansión, con las mismas mecánicas bajo una capa distinta y algún añadido para darte un toque novedoso. Pero cuando te pones a indagar en Kirby: Planet Robobot te das cuenta de que aquí hay una sabia decisión: tomar todo lo que funcionó y replantear el resto desde un punto de vista totalmente nuevo.

Nintendo siempre dice que el huevo va antes que la gallina, es decir, que son las mecánicas las que crean videojuegos, así que empecemos por ellas y supongamos que después han creado un mundo para hacerlas encajar. Adiós a la hipernova y bienvenido el Robobot, un robot más grande y fuerte que el personaje, que también tiene la habilidad de transformarse. Tiene unas 15 versiones que sirven para avanzar en las pantallas y, especialmente, hacerlo resolviendo los puzles que esconden los coleccionables. El robot corta cadenas, mueve plataformas, quita tornillos o desplaza vehículos para encontrar los caminos alternativos de cada pantalla. Ha sido una gran excusa para no repetir situaciones del pasado y, además, para dar un poco de velocidad a este título lento.

Kirby: Planet Robobot
Kirby: Planet RobobotKirby: Planet RobobotKirby: Planet Robobot

Pero lo mejor son sus transformaciones especiales, en coche y en avión. En las tres o cuatro veces que se convierte en cada uno de ellos te enfrentas a una pantalla de velocidad y habilidad o a un shooter de naves lateral. Sencillos, para que todo el mundo pueda jugarlos como es habitual en los videojuegos de Kirby, pero bien planteados para que haya su dosis justa de frenesí, sobre todo si lo que buscas son todos los recovecos.

El ritmo y el diseño de niveles son justo lo que hacen que un título de plataformas consiga subir de categoría, y en este sentido Kirby: Planet Robobot es una muestra del saber hacer de HAL Laboratories al respecto. Las fases normales son mucho más parecidas a las de Triple Deluxe, pero ahora el peso no recae en la transformación del terreno sino en las plataformas en profundidad, porque hay que moverse continuamente entre los distintos planos para avanzar, evitar ataques y encontrar secretos. Un ejemplo muy bueno es el pequeño robot teledirigido que aparece en ocasiones y que te hace controlar a un personaje en cada plano. Este videojuego es toda una demostración de cómo sacar provecho al efecto 3D de Nintendo 3DS y se merece jugar con él a tope, algo mucho más recomendable desde que salieron los modelos New.

Mucha luz y una gran sombra en el aspecto técnico y artístico de esta entrega. Esa mecánica del robot que cambia el ritmo ha traído o ha llegado gracias a una transformación del plantea Pop Star en una especie de ciberlugar, a causa de una invasión. Los mundos de siempre tienen ahora un aspecto distinto, repleto de maquinaria y electrónica sobre su naturaleza tradicional. Y la trama, esa que tan poco importa excepto por la forma en la que ha afectado a Meta Knight y al Rey DeDeDe, invita a ver unos vídeos animados de enorme calidad y escaso interés que también refuerzan su uso del 3D.

Esa temática se ha utilizado para diseñar a los nuevos jefes y para retocar a los pequeños enemigos. De esta forma ha quedado bastante tapado que Kirby: Planet Robobot está construido con los mismos mimbres que su predecesor, especialmente en lo que respecta al protagonista. Sus animaciones y movimientos son idénticos, algo que nos agrada porque ya destacamos lo bien diseñado y enriquecido que estaba y cómo nos gustaba la diversidad de ataques de cada transformación. Por supuesto, esta versión ha dejado alguna en el olvido y ha traído otras nuevas, de las que nos quedamos sin duda con la venenosa. Además, se vende con sus propios amiibo, con los que es compatible aunque no lo hemos probado.

Kirby: Planet Robobot
Kirby: Planet RobobotKirby: Planet RobobotKirby: Planet Robobot

Artísticamente delicioso, con una traslación al juego perfecta y un gran aprovechamiento de Nintendo 3DS, sí, pero con caídas de la tasa de fotogramas. Al activar el 3D a tope, ese que es tan necesario para disfrutarlo al máximo, pierde fluidez de forma general e incluso hay momentos puntuales en los que baja de 30 fps. Por suerte no es un título que dependa de esto y no afecta a la jugabilidad.

Cuando terminas el plataformas no se acaba la partida porque, como ya ocurriera en el anterior, hay un par de modos alternativos que alargan la vida. Siguiendo aquel modelo, uno es de habilidad para un solo jugador, Desafíos 3D de Kirby, y el otro está pensando para el multijugador (incluso con un solo cartucho), Héroes legendarios. El primero coge la idea que tan bien funcionó con Captain Toad de hacer combates-puzles muy visuales aprovechando la estereoscopía, para partidas rápidas y buscar récord. El segundo tiene más gracia, es un cazamonstruos 2D en el que hay que escoger habilidad y coordinarse con los compañeros, que incluso tiene subidas de nivel. Es algo más complejo, más intenso y además se puede utilizar la CPU para problarlo en solitario.

No se puede negar que en este título hay bastante trabajo reciclado, pero como se han potenciado otros elementos muy distintos a los de Kirby: Triple Deluxe al final los dos juegos no se pisan entre sí. Un juego para toda la familia por su curva de dificultad y su ritmo fino, con una duración adecuada y un par de extras para alargarla y un trabajo técnico y artístico casi brillante. Kirby: Planet Robobot es una muy buena opción para exprimir un poco más la portátil que se resiste a pasar de moda.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Kirby: Planet Robobot
08 Gamereactor España
8 / 10
+
Transformaciones del Robobot, niveles que sacan mucho partido al 3D, diseño artístico,
-
Caídas de tasa de frames con el 3D, reciclaje bien camuflado pero se nota.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Kirby: Planet RobobotScore

Kirby: Planet Robobot

ANÁLISIS. Autor: Sergio Figueroa

Kirby: Triple Deluxe dejó una gran base que ahora se aprovecha de nuevo. ¿Son suficiente esas vueltas de tuerca para que sepa a nuevo?



Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.