Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Entrevista Hideo Kojima Guía completa Sekiro eFootball PES 2020 ventas Análisis FIFA 20
Español
Portada
análisis
Knights and Bikes

Análisis de Knights and Bikes

Una nueva y tierna aventura de proporciones nostálgicas de Foam Sword Games.

  • Kieran HarrisKieran Harris

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

La historia de Knights and Bikes se desarrolla a finales de 1980, en la imaginaria Isla Penzfurzy, y cuenta las travesuras de dos jóvenes (Nessa y Demelza), quienes se conocen por un encuentro fortuito. Las nuevas amigas no tardan en forjar un vínculo inseparable porque comparten sus luchas personales: Demelza ha perdido a su madre y su padre se está endeudando, mientras que Nessa, en apariencia, no tiene hogar, ya que la vemos acercarse a la isla en una barca completamente sola. Sin embargo, para luchar contra la adversidad, las jóvenes se embarcan en una búsqueda del tesoro por toda la isla. Durante esta búsqueda, la pareja se encuentra con un antiguo espíritu maldito que han soltado accidentalmente en la isla.

Knights and Bikes se esfuerza por capturar la emoción y el encanto de ser un niño y, como Night in the Woods, consigue fundir sus momentos más tiernos con su divertido tema de ingenuidad y curiosidad infantil. El combate, en particular, nos ha transportado de nuevo a cuando éramos niños y empuñábamos un desatascador como espada imaginaria, utilizábamos tiritas como pócimas de salud y lanzábamos globos de agua y discos voladores como armas arrojadizas. La nostalgia por los años 80 rebosa a mares, desde una consola como la NES en nuestra habitación a una de las herramientas rompecabezas que estaba claramente inspirada en el funesto Power Glove de Nintendo.

Knights and Bikes se ha concebido para jugar de manera cooperativa, pudiendo formar un equipo con un amigo, tanto sin conexión como online, aunque también tiene la opción de jugar individualmente, y así es como jugamos la mayor parte de esta obra. En el modo de un solo jugador, si presionas R1 (en PS4), alternas entre las dos niñas, y aquella que no tengas seleccionada, pasará a ser controlada por la IA. Muchos de los puzles dependen de la cooperación, ya que cada uno de los jugadores tiene sus propias herramientas para resolverlos. Tendrás que unir fuerzas para poder avanzar. Por ejemplo, en un puzle, teníamos que restablecer la energía de un generador: un jugador tenía que colocar una bomba de agua cerca del cable cortado mientras que el otro jugador tenía que golpearlo con el Power Glove destrozado.

Knights and Bikes

En este modo de colaboración a dobles es como mejor destaca todo, ya que hay algunos aspectos del modo individual que no acaban de funcionar. Hay minijuegos competitivos recurrentes en los que tu compañero y tú lucháis para completar tareas, como acabar el máximo posible de objetivos o ganar una carrera de bicicletas. Cuando juegas individualmente, el resultado de estas competiciones no tiene mucha relevancia, ya que puedes cambiar de personajes sobre la marcha y normalmente está tirado ganar a la IA. También descubrimos que la IA es un poco torpe y se atasca en el entorno y, a menudo, completa los puzles por nosotros, robándonos cualquier sentimiento de satisfacción.

Con la maldición arrasando la isla, tuvimos que enfrentarnos a objetos cotidianos que estaban poseídos y tenían sed de sangre. Pelotas de golf antropomorfas nos chasqueaban sus mandíbulas, espadas de espuma ardientes trazaban líneas de fuego en el campo de batalla y grupos flotantes de imanes de nevera se estrellaban contra nosotros. El diseño enemigo es de locos y muy divertido, nos ha gustado cómo las herramientas que usamos para resolver los rompecabezas también podían usarse en las batallas. Sin embargo, el combate es terriblemente simple. Al pelear, solo aporreábamos el botón de ataque cuando estábamos cerca de un enemigo y eludíamos sus ofensivas, aunque teníamos algunas herramientas para variar un poco las cosas.

Como en el pasado, las bicicletas son nuestro medio de transporte. Lo bueno es que son completamente personalizables, así que puedes cambiar desde los manillares, a las llantas e incluso el sonido de tu timbre. También hay mejoras que puedes desbloquear y que te ayudarán a acceder a nuevas zonas dentro del mundo (un estilo parecido al de Metroidvania), estas incluyen ruedas que impulsan el pedaleo para atravesar áreas con lodo y un radiocasete que hace añicos obstáculos en el camino. Tenemos que decir que el manejo de las bicicletas es muy inestable, cuando movíamos el joystick acabábamos dando vueltas como si nos deslizáramos sobre hielo y es decepcionante, porque tienen un papel importante.

Knights and BikesKnights and Bikes

Envuelta en el brillo dorado del otoño, la presentación pintada a mano es total y absolutamente preciosa. Nos remonta a los cuentos que ojeábamos de niños. Quizás, en un esfuerzo por fundirnos con la estética del cuento, debemos mencionar que no hay doblaje, por lo que tendrás que devorar cada línea de diálogo pulsando el botón X. No nos importa leer, así que no nos ha supuesto un problema, aunque algunos igual lo encuentran tedioso ya que todo gira alrededor de los diálogos.

Rebosante de nostalgia por los años 80, Knights and Bikes es un cuento entretenido sobre una amistad inverosímil y de sucesos paranormales que te rogamos que pruebes en modo cooperativo. La narrativa captura la curiosidad y lo fascinante de ser un niño mientras profundizas en temas más delicados. Nos ha encantado el énfasis que han puesto en el trabajo en equipo a través de la resolución de puzles y del combate, aunque algunos elementos no acaban de encajar en el modo individual y el modo combate parece que no está muy maduro. No obstante, seguimos diciendo que este juego no puedes pasar por alto si estás buscando una tierna aventura indie.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Knights and BikesKnights and BikesKnights and Bikes
08 Gamereactor España
8 / 10
+
El relato es conmovedor a la vez que divertido yu desenfadado. El concepto de juego parece concebido para el cooperativo. El dibujo a mano es precioso.
-
El combate resulta superficial. Los elementos co-op no se traducen bien al juego en solitario. El control de la bici va un poco suelto.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Knights and BikesScore

Knights and Bikes

ANÁLISIS. Autor: Kieran Harris

Una nueva y tierna aventura de proporciones nostálgicas de Foam Sword Games.

Cargando más contenido