Español
Gamereactor
noticias

La potencia de Nintendo Switch, inferior a PS4 y a la par de Xbox One según Gamesbeat

Las prisas habrían obligado a Nintendo a optar por la vieja arquitectura Maxwell en lugar de esperar a los nuevos chip Pascal pero hay contradicciones en el relato.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

Un chip Nvidia Tegra basado en la arquitectura Maxwell se encargaría de mover Nintendo Switch. Esos "gráficos increíbles" prometidos por el fabricante de componentes no serían posibles gracias a un SoC de última generación con tecnología Pascal como se supuso tras sus primeras declaraciones. Todo esto es cierto si las fuentes consultadas por Gamesbeat están en lo correcto, aunque su artículo deja ciertas dudas.

Todo esto implicaría que Nintendo estaría otra vez a la cola de rendimiento, incluso por debajo de las máquinas de hace tres años: "Esperamos que Nintendo Switch tenga más de 1 teraflop de rendimiento, pero mucho menos de los 6 teraflops que Microsoft promete con Scorpio. PS4 está en torno a 1,8 teraflops". Esto dice la última versión del artículo, a lo que habría que sumar esta frase eliminada sin dejar rastro, pero cazada por en multitud de sitios como NeoGaf: "No estamos seguros de que Switch sea más débil que Xbox One, porque la potencia debe estar cerca".

La razón que encuentra Dean Takahashi, un periodista reconocido por sus informaciones exclusivas sobre videojuegos que trabajó previamente en The Wall Street Journal, es que Nintendo "quiere sustituir la fracasada Wii U y por tanto quiere golpear rápido con su concepto híbrido antes de que un competidor pueda presentar un producto mejor". Las prisas habrían impedido esperar a que Pascal, que según el autor ha sido diseñado para PC y ordenadores portátiles, pero no para consolas o móviles.

"Los chips Pascal para sobremesa y portátil son grandes y piden mucho un sistema de refrigeración extra, como ventiladores con motor, lo que hace que consuman mucha energía en comparación con los chip Tegra Maxwell basados en ARM", escribe Takahashi. Y después añade que "la máquina de Nintendo es relativamente pequeña y por tanto tiene que encajar en el perfil de calentamiento de un aparato portátil en lugar de en una caja de sobremesa".

Sin embargo, esa afirmación, que ha sido retocada por el autor, no encaja con las especificaciones reales. Nvidia presentó Pascal como una evolución de Maxwell en busca de la eficiencia, destacando precisamente su menor consumo energético y su mayor eficiencia. Además, como bien dice el autor, sus chips se fabrican en 14 o 16nm en lugar de los 20 o 28nm de la iteración anterior.

El tamaño de Switch es precisamente una de las razones para pensar en que usa tecnología reciente, no anticuada. Porque precisamente el salto en potencia puro no era lo que Nvidia buscaba en esa evolución, sino lograrlo a partir de la eficiencia. El rendimiento por vatio de Pascal es lo que marca la diferencia, justo lo que pide una portátil que quiere comportarse y venderse como una sobremesa.

No sería la primera vez que Takahashi recibe información errónea sobre Switch. En 2015 publicó que la entonces llamada NX usaría procesadores AMD. Aunque todo sería mucho más sencillo si Nintendo y/o Nvidia dieran a conocer lo que esta nueva consola lleva en su interior, sus specs oficiales. No lo han hecho por el momento y no parece que lo vayan a hacer tampoco en la cita del 13 de enero de 2017, ya que no lo han hecho en los últimos 20 años.

Al final la única respuesta es qué juegos puede mover y cuáles no,y cómo. Y eso lo podremos comprobar en menos de un mes, en directo, en Gamereactor.

La potencia de Nintendo Switch, inferior a PS4 y a la par de Xbox One según Gamesbeat
HQ


Cargando más contenido