Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Portada
noticias

Lío de impagos en la compra de OUYA por Razer

El gigante se hace cargo de unas deudas a terceros que aseguran que corresponden a OUYA, pero pide distribución como compensación.

Este martes se daba a conocer que el gigante del gaming Razer había comprado OUYA para integrar en su proyecto Forge TV a los trabajadores y su plataforma, su tienda online y sus juegos. No por el hardware.

Cuando todo parecía cerrado han aparecido los daños colaterales, que son los pequeños estudios independientes que estaban participando en el programa Free the Game de OUYA. Se trata de un fondo de ayuda a los pequeños desarrolladores por el que algunos estudios estaban recibiendo hasta 100.000 dólares de financiación si iban cumpliendo los requisitos.

El problema que ha surgido es que ese fondo está fuera de lo que Razer ha adquirido, por tanto desde la compañía aseguran que no tiene por qué hacer frente a los pagos que estaban pendientes, que según Gamasutra ascienden hasta los 30.000 dólares en algunos casos concretos y no bajan de los 5.000 dólares siempre y cuando todo estuviera en orden.

Pero Razer ha atajado el problema rápido. El presidente y fundador Min-Liang Tan ha dicho a través de Polygon que su empresa se compromete a pagar el dinero que OUYA tenía en deuda si aceptan el acuerdo que les propone. A cambio del dinero, tendrán que regalar tantas copias a través de la tienda online de Razer Cortex TV como sea necesario hasta cubrir el valor del pago.

El compromiso no está cerrado y habrá que ver cómo responden los desarrolladores. Se estima que la deuda de OUYA asciende a 620.000 dólares.