Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Portada
avances
Luigi's Mansion 3

Luigi's Mansion 3 - impresiones E3

En Los Ángeles estrenamos la Succionaentes GOM-1L y conocimos a Gomiluigi en la que promete ser la entrega más elaborada y bonita de la serie de aventuras fantasmagóricas.

  • Ben Lyons y David CaballeroBen Lyons y David Caballero

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Desde que debutara con su propio juego en condiciones en 2001 con Luigi's Mansion de lanzamiento para Gamecube (sus periplos por Game & Watch y NES no cuentan), Luigi se empezó a forjar su reputación como protagonista muy querido y con una personalidad propia, muy diferente a la de su hermano mayor. Por supuesto, su carácter miedoso hacía de una mansión de fantasmas su aventura ideal, y con Luigi's Mansion 2 y New Super Luigi U Nintendo celebró "El Año de Luigi" en 2013, para conmemorar el clímax de popularidad del fontanero de verde. Pero ya en estos años de Nintendo Switch faltaba una vuelta a aquella simpática pero espeluznante experiencia para convertirla en trilogía con un cierre de miedo.

Y vuelve a ser Next Level Games, el estudio que mejor supo entender la serie para ofrecer aquella magnífica segunda parte en Nintendo 3DS, el que lleva un tiempo trabajando en este Luigi's Mansion 3 para lanzarlo este mismo año. Hemos probado una versión bastante terminada en Los Ángeles y ha sido de los ratos más divertidos de todo el E3 2019.

La tercera entrega construye sobre la gran ampliación que supuso la segunda, y por tanto sigue siendo una aventura de acción y puzles de ritmo amable. El estudio canadiense se ha llevado a Luigi, su perro fantasma el Ectochucho, Mario, Peach, los Toads y compañía a un "hotel de lujo" a pasar unas vacaciones de lo más relajante pero, claro, el Rey Boo pronto descubre que todo era otra trampa para capturarlos. Así las cosas, de nuevo toca confiar en los inventos del Profesor Fesor y en la valentía de Luigi para limpiar las inquietantes estancias de huéspedes etéreos y traviesos.

Por supuesto el cachivache principal es el flamante nuevo modelo de aspiradora cazafantasmas, la Succionaentes GOM-1L. Su control sigue siendo muy sencillo y similar al de las anteriores entregas, si bien añade un par de recursos tan útiles como vistosos. Mueves a Luigi y apuntas con el stick, y te acostumbras a la dinámica en un par de minutos. A eso hay que sumar la tradicional estrobombilla (A) de la Succionaentes para revelar/deslumbrar a los fantasmas y su habitual capacidad para aspirar (ZR) o soplar (ZL). Lo bueno, lo nuevo, es que ahora cuentas con un desatascador que se puede lanzar (Chupoun, Y), con un salto Propulsor para salir de un apuro, y con la posibilidad de usar la Sacudida de la Succionaentes (A + stick) para estampar a los fantasmas contra sus colegas u otros elementos.

El desatascador permite a Luigi una mayor interacción con esos elementos del escenario. Puedes por ejemplo absorber frutas para recuperar salud y luego adherir la ventosa a una pared. Como del Chupoun cuelga una cuerda, puedes a continuación tirar de ella para arrancar esa pared o arrastrar otros objetos. Puede sonar raro, pero nuestra partida completa, entre estas líneas, lo muestra muy claro. Piensa básicamente en tirar de una cuerda para mostrar una parte oculta de un nivel. Si a esto sumas la opción de chupar/soplar aire para activar ventiladores y otros mecanismos, los puzles empiezan a cobrar forma.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Turno de Gomiluigi

Pero no todas las novedades tienen que ver con la GOM-1L. De hecho, el gran fichaje del juego y el 'personaje' que conquistó a todos más allá del propio Luigi y del Ectochucho no es otro que Gomiluigi (Gooigi en inglés, de 'gooey', pegajoso, viscoso), la versión gelatinosa de Luigi. Este ente verde es como el fantasma del propio Luigi, una masa que recuerda de inmediato a Slimer, el ectoplasma de moco verde de Ghostbusters, y que se convierte en segundo personaje jugable con solo pulsar el stick derecho. Otra pulsación y vuelves a Luigi humano, pero también puedes invitar a un segundo jugador a controlar a la versión mocosa. Esta original incorporación supone más o menos que Luigi puede estar en dos sitios al mismo tiempo, echando una mano cuando la cosa se complica o atravesando pinchos y barrotes. El moco no se hace daño, pero su debilidad es la misma que la de tu gato: no soporta el agua. Ya imaginamos que habrá un piso muy acuático en el hotel para dificultar la partida...

Empleando toda esta amalgama de acciones fuimos paseando por las primeras estancias del piso Medieval del hotel, lidiando con fantasmas mientras veíamos bajar su contador de vida en un efecto tan gratificante como el de Borderlands. Deslumbrar, absorber, estampar. Y eso de estampar con la Sacudida sí que es satisfactorio, a la par que cómico, pues Luigi's Mansion 3 vuelve a acercarse mucho a una película de animación con su cuidada expresividad.

Luigi's Mansion 3Luigi's Mansion 3Luigi's Mansion 3

Cada tipo de fantasma puede tener una barra de vida distinta y, por supuesto, ataques, defensas y puntos débiles diferentes. Ya solo en esta demo contamos como cinco tipos de fantasmas, desde los básicos hasta los espectros-caballeros que llevaban armadura y/o escudo. Ya te lo puedes imaginar: el flash de la linterna no sirve para mucho contra esos escudos, así que toca lanzar el desatascador y desarmarlos antes de poder succionarlos. Y, por cierto, aparte de los fantasmas, que no se nos olviden otros enemigos corpóreos tan molestos como las ratas, que se pueden poner muy pesadas si las provocas (pero que se pueden aspirar con una facilidad que ya quisieran en A Plague Tale).

El jefe de piso (así se llaman) fue una recopilación de todo lo anterior. No podemos enseñároslo en el vídeo, pero sí podemos contároslo. Se trataba de un fantasma dorado, que además montaba un caballo invisible. Debido a su armadura pesada, su lanza y su gran escudo, había que ir desmontando su blindaje hasta que fuera vulnerable a la estrobombilla. Es decir, lanzar el Chupoun, tirar de la cuerda y desnudar al caballero hasta que se viera su forma de espíritu, listo para aspirar. El premio, sin embargo, era mucho mejor: ¡el botón del ascensor del hotel para ir a otro piso!

Por último hemos de mencionar el gran avance gráfico que supone Luigi's Mansion 3 no sólo respecto al 2 (lógicamente gracias a la resolución HD y la mayor potencia de Switch), sino también respecto a los primeros vídeos mostrados. Más allá de esas animaciones de película de ídem, han mejorado las texturas, la iluminación y los pequeños detalles. Además, una vez más, todo el mundo de juego está muy vivo, con multitud de elementos y mobiliario que, una vez más no dejan de moverse, sobre todo cuando usas la Succionaentes.

Salimos de nuestra partida con una gran sonrisa que ningún bigote podría tapar, como veis en nuestro vídeo de impresiones más abajo. Una pena que no nos dejaran probar la nueva Torre de los Desafíos, el modo multijugador que amplía de 4 a 8 jugadores la idea del Scarescraper introducida en 3DS. Luigi es un encanto, Gomiluigi es una chulada y las mecánicas funcionan con precisión y recompensa, por lo que si esta entrega es tan completa como la de 3DS, o más, estaremos ante una de esas aventuras indispensables de las que ya se hacen pocas. A ver si Nintendo le pone fecha más allá de ese 2019 ya confirmado.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad