Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
análisis
Manifold Garden

Análisis de Manifold Garden

William Chyr Studio ha creado un juego que mete la realidad, el espacio y nuestra mente en una batidora y la enciende a la máxima potencia.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Si hablamos de géneros atemporales, los puzles son los primeros que se nos vienen a la mente. Pero ser atemporal no está reñido con innovar, y durante todos estos años los estudios han creado todo tipo de mezclas para hacer que los rompecabezas sigan... pues eso, rompiendo cabezas. Uno de esos creativos es William Chyr Studio, responsable de Manifold Garden, un juego donde podremos alterar las leyes de la gravedad y la física para desplegar poco a poco un mundo que parece recién salido de la mente de M.C. Escher.

El título nos recibe con una introducción en la que aprenderemos que toqueteando unos pocos botones podremos cambiar el punto de gravedad -punto al que todo será atraído- a cualquier superficie que tengamos cerca. Esto nos permitirá convertir una pared en el suelo, por ejemplo. No se puede saltar, por lo que manipular la gravedad será la única optativa para poder acceder a determinados lugares. Y así dicho parece simple, pero adelantamos que no lo es. Para nada.

Tras juguetear un rato con el mundo y meternos donde no nos llamaban conseguimos pillarle el truco a Manifold Garden. O al menos eso creemos, porque parece que en William Chyr Studio sobran los obstáculos y las maneras de complicarnos la vida. Nos encontraremos con bloques que solo pueden caer en una dirección determinada, y habrá que usarlos en combinación con los bloques de otras paredes para hacerlos llegar hasta unos interruptores, que a su vez abrirán puertas o activarán artefactos.

Manifold Garden

Y si eso os parece poco, también encontraremos puzles en los que tendremos que rotar bloques y guiar bolas a través de laberintos. Esto puede parecer intuitivo, pero como dijimos antes, aquí hemos venido a dejarnos los sesos, por lo que habrá que saber cómo debemos manipular la gravedad para hacer que la bola llegue a su destino.

En el título encontraremos una gran cantidad de variedad, y la muerte no se impondrá en nuestro camino. En este título no moriremos si caemos, pues volveremos al lugar de donde caímos gracias a que el mundo es cíclico en todas direcciones. Es genial este concepto, ya que evita la frustración de perder lo avanzado si estamos más atentos al puzle que a nuestros pasos.

Al no haber diálogos ni historia es fácil pensar que puede terminar aburriendo. Pero Manifold Garden sabe cómo cautivar al jugador utilizando unos paisajes infinitos y asombrosos que le guían de manera sutil hacia su destino. Los elementos guía pueden ser desde una puerta bloqueada hasta un cubo que necesita entrar por un lugar determinado. Cada nuevo desafío parece abrumador a primera vista, pero esta sensación desaparece poco a poco según nos damos cuenta de dónde está el camino a seguir.

Manifold GardenManifold GardenManifold Garden
Manifold Garden

El estilo visual escogido para los puzles es quizás la seña más característica de Manifold Garden. No está ligado a la lógica o la realidad. Esto produce un título que nos fascina constantemente, especialmente cuando la parte de dentro de un lugar es mayor que su parte exterior, lo que nos descoloca durante unos segundos mientras nos preguntamos cómo hemos llegado hasta ahí. También tiene unos acentos de color muy adecuados que no resultan estridentes o abundantes, más o menos como Gris, el videojuego de plataformas de Nomada Studios.

La prueba de cualquier juego de puzles es el balance entre desafío y accesibilidad, y parece que Manifold Garden ha encontrado el equilibrio. Lo más peligroso que nos puede pasar en el juego es que nos mareemos en la vida real, puesto que estaremos dando vueltas constantemente, pero quitando eso podremos concentrarnos en hallar el camino hasta la solución de los puzles. Y cómo olvidar la sensación de sabiduría que invade nuestro ser cada vez que superamos uno de los mapas y pasamos al siguiente, repitiendo el proceso.

En Manifold Garden no hay más que unas cuantas mecánicas y pocos botones para los que solemos utilizar en consola. Pero William Chyr Studio ha sabido plantear un reto constante a lo largo de unos mapas variados y bonitos que desafían toda lógica. Que no os engañen los controles sencillos, este rompecabezas cumple con su cometido ya que nos hace ver que a las cosas se le pueden dar muchas vueltas -literlamente-. Sin duda los fans del género le darán una oportunidad, pero cualquiera puede -y en nuestra opinión debe- darle una oportunidad a este fantástico juego de puzles.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Manifold GardenManifold GardenManifold GardenManifold Garden
09 Gamereactor España
9 / 10
+
Concepto único, diseño artístico magnífico, lugares y mapas que desafían la mente, la variedad por bandera.
-
Darles tantas vueltas a los mapas puede llegar a marear.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Manifold GardenScore

Manifold Garden

ANÁLISIS. Autor: Sam Bishop

William Chyr Studio ha creado un juego que mete la realidad, el espacio y nuestra mente en una batidora y la enciende a la máxima potencia.



Cargando más contenido