Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Portada
avances
Moving Out

Moving Out - impresiones

Hemos podido probar una versión temprana del maravilloso simulador de mudanzas y ya está cambiando nuestra percepción de uno de los procesos más estresantes en la vida.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Moving Out, el próximo juego cooperativo de SMG Studio y Devm Games, estará listo para salir de su fase de desarrollo y mudarse a los estantes de las tiendas el 28 de abril de este año. Sin embargo, hemos conseguido infiltrarnos en la empresa de mudanzas virtual antes de tiempo. A pesar de que no pudimos probar muchos niveles, logramos ayudar a seis personas a mudarse (si contamos también el tutorial) y ya nos topamos con algunas situaciones verdaderamente absurdas.

Jugarás a Moving Out con un personaje de diseño propio al que podrás personalizar con un montón de accesorios o cabezas. Por si esto no te ha quedado claro, lo entenderás cuando te digamos que acabamos jugando como un hombre (o mujer, la verdad es que no lo tenemos muy claro) con una tostadora por cabeza, la cual lanzaba una tostada quemada cada vez que cogíamos objetos muy pesados, como si nos quisieran indicar se nos estaba friendo el cerebro. Después de elegir a tu personaje (no te preocupes, puedes jugar como un humano, un unicornio, una maceta... bueno, ya nos entiendes), podrás jugar tanto en solitario como en cooperativo, invitando hasta a tres amigos. Sea como sea, te contratarán en una empresa de mudanzas, ya que, de repente, toda la ciudad de Packmore quiere largarse de allí. Conviértete así en un miembro de F.A.R.T." (siglas de Furniture Arrangement & Relocation Technicians, lo que en España sería P.E.D.O.). En nuestro caso, puesto que, lamentablemente, somos conscientes de que no tenemos amigos, decidimos aceptar el trabajo en solitario, lo cual ya es de por sí una triste historia sobre nuestra vida social, pero la cual hizo que nuestra ética laboral acabase alimentando los libros de historia.

Moving Out

El juego te deja ponerle a tu personaje desde hijabs hasta gafas o sillas de ruedas para que así puedas representar tu identidad real (o la que te gustaría) a través de la pantalla. También cuenta con diferentes opciones de accesibilidad, como aumentar el límite de tiempo, textos adaptados para los disléxicos, controles adaptados para PC, personalización de la interfaz o la opción de saltarse niveles.

Una vez eliges hacerte miembro de una empresa de demoli... de mudanzas, eso, aparecen seis mapas en pantalla. Cada nivel es distinto al anterior, así que, puesto que no somos unos bárbaros, elegimos jugar primero el tutorial. Lo que resultó una muy buena elección, ya que pudimos aprender lo básico (que es bastante sencillo), mientras nos dedicaban unas encantadoras palabras de ánimo sobre nuestro camino de aprendizaje para convertirnos en un F.A.R.T. junto con una elegante banda sonora de los 80 que nos animaba aún más. Por lo visto, fuimos mucho mejores que el perrito pomerania al que la empresa intentó enseñar primero (eso es porque no conocen a Missile), así que, nos lo tomaremos como una victoria.

Los controles son bastante sencillos y es bastante fácil acostumbrarse a ellos. Corres con el joystick izquierdo, mueves la cámara con el joystick derecho, coges las cosas del suelo o de la pared presionando cualquiera de los gatillos, lanzas las cosas (siempre y cuando sean lo suficientemente ligeras como para tirarlas) y golpeas a las cosas o a las personas con la X y saltas con la A (nosotros jugamos con un mando de Xbox One, por si no había quedado claro). En cierto modo, el juego nos recordó a las sencillas pero divertidísimas joyitas The Stretchers y Overcooked. Además, esta última comparte publicadora con Moving Out.

Es por lo tanto un juego simple, pero es esa sencillez lo que lo hace encantador. La diversión viene no solo de resolver los puzles complicados, sino dejar que nuestra mente vaya a su bola mientras golpeamos a los espeluznantes fantasmas para que no nos roben los muebles, saltamos a través de las ventanas para crear atajos o nos tambaleamos a causa de las leyes físicas demenciales de una zona. Por supuesto, este tipo de juego es mucho más divertido si lo juegas con alguien, cosa que Moving Out deja más que claro, o al menos eso nos pareció a nosotros cuando jugamos. Fue un buen rato jugar en solitario, pero en muchas ocasiones pensábamos en lo divertido que hubiera sido jugar ese nivel con otra persona, la de cosas absurdas que podrían haber pasado, o incluso lo gracioso que hubiera sido tirar a un amigo a un río lleno de cocodrilos.

Moving Out

Ya os habréis dado cuenta de que las casas de Packmore no son casas normales. Nuestro nivel favorito, fue uno en el que teníamos que ayudarle con la mudanza a una persona que vivía en una casa encantada. O al menos, pensábamos que era a una persona, a menos que el accidente del que hablaban nuestros compañeros de mudanza tuvieran consecuencias mortales, en cuyo caso, probablemente estaríamos purgando la casa de lo que obviamente eran muebles malditos. Nuestro personaje y sus compañeros, quienes le hablaban desde lo que supusimos que era una especie de pinganillo, especulaban si el accidente habría ocurrido porque no había ningún baño en la casa. Parecía lógico, sin embargo, el hecho de que los muebles estuvieran vivos, saltaran por la casa y merodearan por el jardín junto con los fantasmas; nos hizo pensar que quizá los culpables eran los espíritus, y no la ausencia de un baño. En el nivel cazamos sillas, golpeamos a los fantasmas y atravesamos las ventanas una y otra vez hasta que todos los muebles se encontraron dentro del camión de mudanzas. Cosa que nos llevó un tiempo, ya que los muebles se escapaban del camión si te despistabas.

En definitiva, está claro que Moving Out no es solo un simulador de mudanzas, sino mucho más. Ahora bien, aunque sigamos diciendo que nos hubiera gustado jugarlo con amigos para probar el juego en todo su esplendor, también aseguramos que nos lo pasamos muy bien en solitario y que estamos deseando seguir jugando en compañía cuando se estrene el 28 de abril en Nintendo Switch, PS4, Xbox One y PC.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Contenido relacionado

Moving Out - impresiones

Moving Out - impresiones

AVANCE. Autor: Lisa Dahlgren

Hemos podido probar una versión temprana del maravilloso simulador de mudanzas y ya está cambiando nuestra percepción de uno de los procesos más estresantes en la vida.



Cargando más contenido