LIVE

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Live broadcast
Publicidad
logo hd live | Borderlands 2 - Commander Lilith and the Fight for Sanctuary
Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Portada
análisis
Nintendo Labo: Kit de VR

Análisis de Nintendo Labo: Kit de VR con Mario y Zelda

Hemos puesto a prueba el kit que convierte Nintendo Switch en un headset de Realidad Virtual y sus juegos.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Tanto tiempo se ha pasado Nintendo negando su interés por la Realidad Virtual hasta que pudiera hacerla divertida que todas esas elucubraciones sobre cómo hacer de Switch un headset VR aprovechando su pantalla, al estilo móvil (con unas lentes delante y nada más), que habíamos pasado completamente por alto la opción de que esa transformación fuera personal y casera. Es decir, al estilo Nintendo Labo, ese que consigue que los trabajos manuales sean divertidos.

El Kit de VR son, como casi siempre, muchas cosas. De una vez, han lanzado seis Toy-Con que giran en torno a uno muy sencillo, esas lentes con bordes de cartón que se construyen en diez minutos. Los otros se denominan Desintegrador Toy-Con, Cámara Toy-Con, Pájaro Toy-Con, Abanico de pie Toy-Con y Elefante Toy-Con. De todos ellos solo nos hemos hecho con dos, el Visor básico y el Desintegrador, la escopeta, que forman el set inicial. La razón, que con esto es suficiente para probar eso otro que tanto nos llamó la atención, los DLC gratis de Super Mario Odyssey y Zelda: Breath of the Wild VR.

Nintendo Labo: Kit de VR

Visor y Toy-Con Desintegrador

La imagen que se consigue es solo el rasgo distintivo, pero su nombre propio es Nintendo Labo y eso lo lleva en su ADN. Todo el concepto, desde el montaje hasta las partidas, es una experiencia como las que ya hemos vivido con los kits anteriores. El montaje del Visor es muy sencillo, pues apenas acaba siendo una caja para Switch, y el resultado es firme y cuidadoso gracias a unas esponjas adhesivas. El problema claro y manifiesto es que no tiene ningún tipo de sujeción ni correa, hay que agarrarlo con la manos y eso es una limitación de comodidad terrible que limita mucho el uso que se le pueda dar, aunque hay muchas ideas para solucionarlo de forma casera.

El Desintegrador es una pedazo de escopeta de cartón y gomas a la que se acoplan tanto la Switch como sus mandos, de modo que se convierte en pantalla y mando con sensores. El montajes es una delicia, porque es sencillo aunque tome su tiempo, y te va sorprendiendo con lo que vas saliendo. ¡Cómo funcionan la corredera y el gatillo, qué velocidad de disparo y recarga se puede alcanzar sin que dé un fallo!

Para sacar partido a todo esto, el software base incluye más de 70 minijuegos y experiencias que sacan partido al espacio 3D de las formas más diversas. Son microjuegos en su mayoría, para repetir una y otra vez, y algunos totalmente prescindibles. Quedan otros más entretenidos, sobre todos los que son exclusivos para el Desintegrador, que te meten ahí en tu shooter y hasta tienen un aspecto visual muy atractivo. Por los vídeos, sabemos que con los demás Toy-Con se accede a otros mejores que los básicos, pero no los hemos jugado. Además, hay unos vídeos para ver en 3D que son bastante cutres comparados con otros VR que hay incluso en YouTube, y además la calidad de imagen es baja.

Todo el sistema de menús y acceso está pensado para que no se pierda nadie, y el detalle del doble tap en el Visor para acceder a los sitios es muy inteligente. Tiene varios automatismos, como autoconectado. Y no hay que olvidar que también hay taller para creadores.

Nintendo Labo: Kit de VR

Análisis de Super Mario Odyssey VR y Zelda: Breath of the Wild VR

Cuando Nintendo presentó el kit de Realidad Virtual de Labo despertó curiosidad por aquello de que convierte la híbrida en un casco VR a un precio relativamente muy barato y por la variedad de Toy-Con tan curiosa, con esas formas tan extrañas que han dejado más de un meme en las redes. Pero el software presentado, aún siendo tan amplio, no era llamativo. Todo cambió con el anuncio de los DLC gratis de Super Mario Odyssey y The Legend of Zelda: Breath of the Wild. Dos de los mejores juegos del catálogo, de los más vendidos y de los más queridos. Un anzuelo perfecto para muchos compradores que ni se lo habían pensado antes. Así que, vamos al grano, ¿merece la pena solo para esto? Por partes, amigo Jack.

La actualización de Super Mario es solo un caramelito. Añade una especie de minijuego por niveles que te terminas en quince o veinte minutos. Nos invita a visitar tres de los mundos (Reino Sombrero, Reino Tropical y Reino ), pero ni siquiera podemos visitarlos enteros, solo podemos movernos por una zona acotada. Controlando a Mario con total libertad, hay que recoger tres filas de notas musicales para descubrir otros tantos instrumentos y dárselos a unos personajes que están por ahí. Además, hay más de cien monedas a la vista o escondidas, en sitios como setos, faroles, bloques transparentes...

Nintendo Labo: Kit de VRNintendo Labo: Kit de VR

En este caso la cámara es estática, pero rotatoria, así que mueves a Mario por el mundo y tienes que ir girando para abarcar los 360º y no perderlo de plano. Cuando está lejos podemos recurrir a un botón zoom para afinar la vista. Es muy divertido, hay secretos y te obliga a manejar con finura al personaje para no caerte. Pero nada más, porque una vez que lo terminas puedes ver el concierta de Pauline en 3D y listo.

Zelda era mucho más prometedor: compatibilidad VR total, de principio a fin, y con cambios al vuelo entre visión normal y esta vista 3D. Al jugarlo, lo único que te cambia de manejo es que mover el visor ejerce un movimiento de la cámara en pantalla en torno a Link, pero todo lo demás se juega exactamente igual, así que desde ese punto de vista cumple con su promesa. Y ese mundo tan bonito planteado de forma estereoscópica tiene su gracia.

¿Pero cómo vas a jugar y a agarrar el visor a la vez si no tiene sujeción para la cabeza? Exactamente, o te inventas una manualidad extra o tienes que tener los brazos en alto. No es tan incómodo como suena, se agarra bien y se juega normal, pero es muy cansado. La propia Nintendo reconoce que esto solo son detalles para jugar ratitos y te manda pausar cada diez minutos, no es para recorrer Hyrule en sesiones de seis horas.

Sin embargo, el mayor problema es el esperado, la insuficiencia técnica para este tipo de experiencias en calidad. Las lentes, la resolución 720p de la pantalla de Switch y la propia capacidad de procesado de la consola no son suficiente para disfrutar de una buena experiencia continuada. Es divertido, es curioso, pero en Super Mario Odyssey afea un juego bonito y en Breath of the Wild directamente se ve tan borroso que hasta es mínimamente mareante. La impresión visual es peor que la de los propios minijuegos incluidos en el software del kit, diseñados y optimizados para esto.

Nintendo Labo: Kit de VR

Fiel al espíritu original de esta serie, Labo Kit de VR es colección de experiencias, minijuegos y demos ampliadas que sacan un rendimiento extraordinario a un juguete que te has hecho con tus manos. En este caso, los dos Toy-Con que hemos probado son fantásticos, uno por sencillo y otro por complejo, y el repertorio de software es muy amplio, incluyendo esas dos alegrías como son poder convertir los mundos de Mario y Zelda en 3D con la VR. Pero son solo eso, destellos momentáneos. Hay que entenderlo así, y no como un accesorio que cambia juegos que ya eran magistrales como estaban. Porque no da para más, Switch no da para más, le falta resolución en sus pantallas y debe manejarse siempre en torno a esa limitación para que la diversión venza a la frustración.

Para minijuegos y vivencias cortas, por lo que cuesta y ofrece es estupendo, pero esto no es un headset VR.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Nintendo Labo: Kit de VRNintendo Labo: Kit de VR
07 Gamereactor España
7 / 10
+
El Toy-Con Desintegrador, su montaje y sus minijuegos. Buen primer contacto con la VR. Variado y completo para su precio.
-
La calidad de imagen es insuficiente. Así no se puede jugar a Zelda: Breath of the Wild. Una mínima sujección para el Visor.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países