Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Portada
análisis
Saints Row: The Third

Análisis de Saints Row: The Third para Nintendo Switch

Antes de que llegue Saints Row V, que ya es oficial, Volition se quitó el óxido con este port de la tercera parte para Switch.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Saints Row ha cambiado mucho con el paso de los años. De ser ese competidor de mundo abierto para GTA que era cuando llegó en 2006 pasó a ser un juego de absurdos, con armas con forma de consolador e invasiones alienígenas. Durante sus años de vida dio para cuatro juegos de las serie principal, un spin-off con el veterano Johnny Gat y varias expansiones de peso. Con la muerte de THQ y el cambio de manos siempre ha estado presente el rumor de su retorno, y por fin Volition se ha puesto a trabajar en él. Pero antes, como calentamiento, ha vuelto la tercera parte en Nintendo Switch.

Saints Row: The Third se estrenó en 2011 para PC, PlayStation 3 y Xbox 360 y para muchos es el mejor juego de la serie. Te mete en la pie del The Boss, el líder de lo que comenzó como una banda callejera de tres al cuarto, que poco a poco ha ido creciendo hasta convertirse en un sindicato del crimen y un imperio mediático. Tiene su productora de cine y su marca de bebidas energéticas. El guión marcaba la pérdida del tono serio de las dos entregas anteriores, pero con un tono adulto que no suele estar tan representado en las consolas actuales de Nintendo.

Los hechos que cuenta tienen lugar cinco años después de los de Saints Row 2, que de por sí han marcado el devenir de los acontecimientos. Sus personajes se han vuelto famosos, a las órdenes de ese líder que controla el jugador y que tiene el aspecto que cada uno desee, pues es totalmente personalizables tras un pequeño tutorial. Esta libertad para dar forma a el o la protagonista ha sido uno de los puntos fuertes de la serie, y en esta entrega está muy presente. No es solo su aspecto físico, incluida su voz, es también el vehículo que suele llevar o las armas que utiliza. Hay muchas a tu disposición para ir rotando, pero siempre quedan esos que dan el toque personal. Puedes conseguir que sea quien tu quieras y modificar los detalles hasta un punto que pocos otros juegos permiten. Y menos en aquellos tiempos y en este género.

Saints Row: The Third

Tras dar forma a ese personaje, toca salir a las calles a poner en su sitio al Sindicato, una trinidad de gánsters que compiten con los Santos por la influencia en la ciudad de Steelport. Están los Luchadores, que se inspiran en la lucha libre mexicana; los Deckers, un grupo de hackers y amantes de la tecnología; y Morningstar, los más veteranos, traficantes de armas, personas y sexo.

Lo que empieza siendo un enfrentamiento entre bandas que provoca el acercamiento de unos a otros acaba por convertirse en un conflicto armado entre las cuatro facciones y el gobierno. El relato y la forma de interpretarlo es tan exagerado como el estilo visual con el que está representado. Pero como es habitual en los juegos de mundo abierto y sobre todo en los de esa generación, hay muchísimas cosas que hacer por la ciudad que poco tienen que ver con seguir la trama principal. Conquistar lugares protegidos, completar minijuegos o recoger coleccionables escondidos.

Pero todo esto estaba ya aquí desde el principio. La versión de Switch se llama Saints Row: The Third - The Complete Pack porque incluye todos los DLC y descargables, pero no hay nada producido desde cero para ella. Aquí lo interesante es la adaptación.

Saints Row: The Third

El control es un elementos particular de esta consola y aquí tienen importancia, aunque no muy positiva. Los mandos Joy-Con no son óptimos para los shooters si no tiene control por movimiento, y en este caso no lo tiene. Especialmente en modo portátil, hay veces que es complicado jugar y acertar bien los disparos. Ayuda jugar con ellos sueltos y, sobre todo, con un mando Pro. De hecho, es lo más recomendable para poder aprovechar al máximo los momentos de acción.

Aunque sin duda lo peor que tiene es que sencillamente no corre bien. La versión inicial sufría de una falta de optimización fea, con caídas de tasa de refresco de la imagen a pesar de que incluso no es un portento técnico y viene de otra generación. Hay un parche obligatorio que sacrifica incluso más el apartado visual (y eso que viene de la generación anterior) para que corra mejor, pero Volition no ha vuelto a tocarlo y ni mucho menos lo ha dejado en un estado óptimo. Comparado con lo que hay que por ahí, este es un mal port.

Sigue siendo divertido, se puede jugar más o menos bien y tiene la ventaja de ser portátil. Son los puntos positivos que tienen enfrente un control poco afinado, mala optimización en general y un precio de lanzamiento exagerado para los años que tiene a sus espaldas. Con Saints Row: The Third, la de Switch no es la mejor versión.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Saints Row: The Third
07 Gamereactor España
7 / 10
+
Acción exagerada y muy divertida, se te van las horas volando haciendo cualquier cosa, sin competencia en el catálogo de Switch.
-
Es un mal port, por optimización, por gráficos y por control, podría dar mucho más de sí.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Saints Row: The ThirdScore

Saints Row: The Third

ANÁLISIS. Autor: Nick Cowen

"El resultado fue un buffet hedonista en el que los jugadores podían satisfacer sus impulsos más oscuros, extraños e inmorales."

Cargando más contenido