Español
Gamereactor
análisis
Scott Pilgrim vs. The World: The Game Complete Edition

Análisis de Scott Pilgrim vs. The World: The Game Complete Edition (PS4, Switch, PC, Xbox One)

Este viejo beat'em up vuelve con todo lo que le hizo triunfar una vez.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Hayas jugado o no al propio juego, seguro que te suena el nombre de Scott Pilgrim. Hace algo más de diez año que se estrenó este arcade que juntaba un estilo visual retro brillante con mecánicas beat'em up sencillas pero disfrutables. Se hizo tan popular que acabó convertido en película de cine. Un fenómeno que no se iba a escapar a esta ola de reediciones y remasterizaciones de nuestro tiempo en forma de Scott Pilgrim vs. The World: The Game Complete Edition.

Si no has visto la peli, que para mi es una de las mejores adaptaciones del videojuego al cine y mucho mejor que bodrios mucho más populares, o jugado al original debes saber que su trama sosa va de cómo Pilgrim se pilla por Ramona Flowers. La gracia está en a Ramona hay un grupo llamado League of Evil Exes que le está haciendo la vida imposible y evitando que encuentre el amor. ¿Suena raro? Pues hay más, porque lo que parece una aventura en Toronto se acaba convirtiendo en un viaje por lugares de lo más extraño, hasta por un pasillo subespacial.

Scott Pilgrim vs. The World: The Game Complete EditionScott Pilgrim vs. The World: The Game Complete Edition

El gameplay va de ir pegando puñetazos y patadas utilizando al protagonista o a cualquier otro personaje disponible en escenarios laterales clásicos hasta llegar al jefe final, que un miembro de la banda. Hasta ahí es lo normal del género de acción, pero a lo que no está acostumbrado el jugador de hoy en día es que si te quedas sin vidas en cualquier pantalla de una zona, tienes que volver a empezarla desde el principio.

Las peleas son entretenidas, y a medida que avanza la partida tienes que ir consiguiendo mejoras de vida, velocidad, fuerza u otras estadísticas gastando las monedas que suelan los enemigos en los puestos que han improvisados los vendedores. Si no entras en esta dinámica de evolucionar, la partida se hace muy cuesta arriba porque cualquiera te da una paliza.

El tema de los potenciadores y cómo están integrados en el juego es esencial. Es igual que como estaba en la versión de 2010, es decir, que cuando vas a ver a un vendedor no sabes lo que vas a comprarle, ni te informa de las virtudes estadísticas de cada ítem, así que no te queda más remedio que adquirir lo que sea y averiguar qué es lo que ha aportado. Es un formato que se atraganta un poco, sobre todo cuando te pegan un sablazo con el precio.

De todos, los controles en Scott Pilgrim vs. The World no van todo lo finos, pues no siempre era capaz de sacar la combinación de botones que esperaba. Los movimientos del personaje son secos y cuesta sacar toda la lista de acciones; sobre todo con el stick de un mando, pues parece más bien ideado para un teclado o un D-pad. Reconozco en este punto que yo ya estoy muy desacostumbrado a la vieja cruceta. No es que sea un sistema de juego inútil, pero la fluidez no es ideal.

Scott Pilgrim vs. The World: The Game Complete Edition

Esta Edición Completa tiene todo, todito. El modo historia completo, una serie de minijuegos y todos los DLC, lo que incluye a Knives Chau y Wallace Wells como personajes jugables. Además, esta vez se ha estrenado en toda plataforma viviente - PS4, Xbox One, PC, Stadia y Nintendo Switch - así que está más al alcance de la mano que nunca.

Los minijuegos están ahí para aportar un pasatiempos adicional razonable a un juego que ya de por sí es divertido. No es lo mismo que te metas a una partida de balón prisionero que a combatir contra una horda zombi, pero en ambos casos te aportan algo distinto. Además, es una buena forma de sacar partido a lo que sabe hacer cada uno de los personajes por su cuenta. Aunque lo mejor de todo es que cualquier parte del juego se puede completar en multijugador local u online.

Scott Pilgrim vs. The World: The Game Complete EditionScott Pilgrim vs. The World: The Game Complete Edition

Al ser una reedición de un juego viejo siempre toca analizar cómo ha quedado la adaptación. El nuevo Scott Pilgrim vs. the World se ve y suena fantástico. Lo he jugado en Xbox Series X (versión Xbox One, por decirlo técnicamente) y se adapta de maravilla a pesar de que no hay una optimización específica. La banda sonora retro le va de lujo a estas historias de pelea.

Cuesta creer que el equipo de Ubisoft que hizo el primero no tenga vía libre para hacer una segunda parte. No jugué al original en su día, pero más de 10 años después se mantiene muy sano y con una Edición Completa como esta no hay excusa para que no vuelva a revivir. Tiene sus defectos y algún elemento de toque retro que se puede atragantar; no es perfecto, pero dispone de ese encanto de las recreativas de toda la vida que te invita a jugarlo una y otra vez sin que te aburras de él, y eso no lo puede decir cualquiera. Scott Pilgrim vs. The World: The Game Complete Edition es para pasar buenos ratos sin excusas.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
08 Gamereactor España
8 / 10
+
Una puesta a punto muy fina, visual y sonora. Mucho contenido que disfrutar. Combates de los que nunca te aburres.
-
El control a veces no se deja domar. El sistema de progresión es rarito.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado



Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.