Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Gamereactor España
análisis
Spider-Man

Análisis de Spider-Man: La ciudad que nunca duerme

Este DLC en tres partes nos invita más a soñar con una secuela que a disfrutar en exceso de lo que ha dejado.

Qué satisfechos quedamos con el trabajo de Insomniac para convertir Spider-Man en uno de los mejores juegos de los últimos tiempos y dar a este personaje la representación que se merece. Dado el éxito comercial y en la crítica, es muy probable que veamos una secuela en el futuro, pero de momento lo que tenemos entre manos es la expansión La ciudad que nunca duerme, formada por tres DLC que se pueden adquirir en pack o por separado. Además, que la primera parte llegara solo unas semanas después del estreno es suficiente como para recuperar ese debate sobre si es contenido realmente fresco o parte del juego recortada para venderse por separado. A nosotros nos parece que está a medio camino.

Tras doce horas de partida para completar todas y cada una de las misiones y recados que ha añadido al juego base, con lo que nos quedamos de esta expansión es con su trama. Que las primeras y sosas horas de Guerras de territorio (la primera parte) no os confundan, porque lo que viene después es muy bueno. Nos lo hemos pasado bien conociendo a Felicia Hardy (Gata Negra) y descubriendo su, digamos complicada, relación con Peter Parker. Por ese guión con tanta tontería adolescente y ese flirteo que demuestra lo bien escrito que está este juego y su capacidad para ampliar el arco de la trama principal en estas ramificaciones.

Pocos juegos han sido capaces de fundir drama y humor como lo ha hecho Insomniac. Queda especialmente bien reflejado después, cuando nos enfrentamos a Cabezamartillo y a Silver Sable en Silver Lining, la tercera parte del DLC. Puede que el primer malo no disponga del tiempo suficiente en pantalla para tener la presencia de Mister Negativo, pero al menos presenta sus motivaciones de forma clara. Hay otras partes del guión que son meros destellos de lo que va a venir en el futuro, y qué decir de los créditos y de la escena final, que os vamos a contar, pero que es todo un cliff-hanger.

Spider-Man

Pero hasta llegar a ese punto hay que pasar por un montón de horas de juego que tienen demasiado parecido con un déjà-vu. No esperéis demasiadas novedades en cuanto a mecánicas, actividades y cambios de juego en general. Quitando la historia y las misiones secundarias, todo lo que trae la expansión es un rediseño visual de situaciones en las que ya has pasado horas. Hay un nuevo tipo de enemigo por DLC, tres trajes con habilidades, ciertos retos y algunos retoques al planteamiento de los crímenes. Es cierto que estas rutinas nos parecieron buenas al principio, en el lanzamiento, pero también cansan, sobre todo si se busca el 100% y hay que hacerlas todas.

Teniendo en cuenta lo familiarizados que estamos ya con algunas de estas zonas, raramente la inclusión de un enemigo distinto va a provocar que cambiemos nuestras rutinas. Hay unos malos con grandes miniametralladoras frente a los que es más difícil esquivar, matones con jetpacks y escudos electrificados que dejan un rastro de fuego que te impide moverte por su área y granadas antitelarañas. Hay que contar con todo eso, pero en cuanto te lo aprendes, se acabó la novedad. El gameplay queda como un complemento obligatorio para seguir avanzando en la novela.

Spider-Man

Como en el resto de expansiones, estas misiones y tareas van subiendo de dificultad a medida que pasan las horas, así que es muy recomendable ir evolucionando aunque cueste por la monotonía. Es decir, que hay que grindear un poco. Silver Lining no solo hará que os guste más Sable de Plata. En la tercera parte esperan algunas de las mejores secuencias de todoe juego y una batalla final contra un jefe muy poderoso que por desgracia es sorprendentemente fácil de derrotar. El cierre es lo que nos deja claro que habrá secuela.

Spider-Man: La ciudad que nunca duerme merece la pena y mucho para quienes os lo hayáis pasado bien con el juego base y además os hayáis enganchado a su historia. Peter es tan adorable como siempre, pero cede gran parte del protagonismo a otros personajes que vienen con fuerza, espericalmente Gata Negra y Silver Sable. Pero no os metáis en esto esperando algo revolucionario, ni siquiera contenido renovado, porque en gameplay es más de lo mismo con los mínimos cambios. Y nos ha dejado con la miel en los labios para volver a Manhattan en busca de la segunda parte.

Spider-Man
07 Gamereactor España
7 / 10
+
Su trama en general y Gata Negra en particular. Los nuevos tipos de enemigo.
-
No hay habilidades nuevas. No hay casi novedades en las misiones. Se juega igual.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países