Español
Gamereactor
análisis
Starhawk

Análisis de Starhawk

Los poseedores de una PlayStation 3 reciben una interesante alternativa a Battlefield 3 y Modern Warfare con la exclusiva de Lightbox.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

Un Warhawk en el espacio. Desde que surgieron los primeros rumores sobre un 'sucesor espiritual' de Warhawk hemos estado salivando con sólo pensarlo, y no sin buenas razones. La locura multijugador que se montaba en Warhawk supuso de las mejores experiencias de acción que experimentamos online con la PlayStation 3. Cuando nos pusimos a jugar a Starhawk, de Lightbox Interactive, vimos que los ingredientes seguían ahí, pero que además había una serie de novedades como la campaña en solitario, el juego cooperativo y los elementos de estrategia en tiempo real.

Mi viaje espacial con Starhawk comenzó con la campaña, en solitario. Aunque no es de lo que va este juego realmente, sigue siendo un buen entrenamiento para la guerra que te espera en línea. La campaña cuenta la historia de Emmett Graves y el perseguido (aunque peligroso) recurso Rift. Esta sustancia de tipo Tiberium es de gran valor, pero también puede infectar a la gente que se ve sobreexpuesta a ella. Eso mismo es lo que ha traído a los Outcasts, tus enemigos en Starhawk. De hecho, el propio Emmett está infectado en parte, lo que dota a su brazo de esa coloración ligeramente sobrenatural.

Starhawk

No esperes una obra maestra de la narración con personajes complejos: una vez más, no es lo que se espera de un juego como este. Directamente, desde el primer nivel, un lugar acogedor que nos recuerda a los desiertos áridos de Borderlands, vamos volando con una 'dirt bike'. No pasa mucho tiempo hasta que nos estamos enfrentando a hordas de 'scabs', derribándolos con buenas raciones de plomo y acertadas granadas.

Publicidad:

Al principio podría parecerse a cualquier otro shooter en tercera persona, pero pronto tuve la ocasión de levantar estructuras militares, muros y torres defensivas para prepararme para los ataques. Esta inyección de construcción de bases aporta al juego una nueva dimensión de estrategia en tiempo real.

Las edificaciones se derriban desde el espacio de una forma bastante agresiva (no te pongas en medio). Colocaba torretas que disparan ráfagas contra las oleadas enemigas, torres de francotiradores donde los expertos de la precisión (controlados por la consola o por mí) pueden tumbar a los rivales desde lejos y trampas de tipo embudo mediante la colocación de muros. Una vez están colocadas las construcciones, te puedes acercar, pulsar triángulo y mejorarlas. Las estructuras se pagan con Rift, que a su vez recolectas eliminando oponentes, disparando a contenedores o mediante otros edificios concretos.

Starhawk

Después de unos niveles, Starhawk cumple con su título e introduce el combate espacial. Aparecí dentro de una 'mecha' que se transformaba en una nave espacial en menos tiempo del que tardas en pronunciar "Optimus Prime". Parecía que estaba jugando a una versión madura de Star Fox.

Publicidad:

La mecánica en el espacio es accesible pero profunda, y lo pasé en grande esquivando misiles e implicándome en combates aéreos contra las naves enemigas. Mi hawk llevaba un cañón débil con munición infinita, misiles de racimo que van autodirigidos a los enemigos y armas más efectivas frente a los scabs que van por tierra. El ritmo, los controles y la sensación de repartir muerte y destrucción desde las alturas generan un todo compacto y divertido. Las secciones espaciales han sido mi aspecto favorito de Starhawk.

Starhawk

Cuando había terminado la campaña de unas 5-6 horas, me aventuré online para participar en las batallas de nada menos que 32 jugadores. Aquí es donde más tiempo pasarás con Starhawk, poniendo a punto tus habilidades, maldiciendo cuando pierdas o gritando de alegría cuando la victoria caiga de tu lado. Están las partidas a muerte estándar, un modo de capturar la bandera y Zones, una modalidad en la que controlas áreas específicas del mapa.

Sin importar los mapas que escojas, las partidas se convierten muy pronto en un caos genial, donde cuentas con cantidad de opciones respecto a tácticas y unidades. Puedes jugar estratégicamente y recolectar recursos Rift para nuevas edificaciones, hacerte el lobo solitario en un Hawk o aplastar a los enemigos desde una mecha gigantesca. Cuando reapareces puedes controlar tu pod personal, esperando que aterrice sobre un enemigo. Personalmente, encontré la vida de un soldado de a pie bastante aburrida, porque hay otras opciones mucho más emocionantes. Aun así, estoy seguro de que hay jugadores que disfrutarán disparando a los enemigos desde torretas en la lejanía, o derribando a los hawks usando lanzacohetes desde el suelo.

Jugar a Starhawk no es un paseo por el parque. He pasado un número considerable de horas online, y seguiré jugando muchas más, pero aún no he dado con la mejor estrategia para vencer. Esto tiene que ver con la naturaleza relativamente calmada de la PSN, la enorme diferencia entre cada partida y, quizás y sobre todo, con el hecho de que Starhawk es increíblemente profundo. Hay espacio para una barbaridad de experimentación, así que estoy deseando conocer todos sus entresijos en línea durante los próximos meses.

Según vas consiguiendo ciertos objetivos, tu personaje va ganando niveles que luego activan puntos de destrezas. Una de las categorías sirve para regenerar Rift de forma automática... no he advertido desequilibrios como consecuencia de esta idea, y desde mi punto de vista el sistema funciona bastante bien y ofrece a los jugadores objetivos inmediatos por los que pelear.

Starhawk

Starhawk también incluye una opción cooperativa en la que puedes defender una plataforma con tres colegas del ataque de oleadas de scabs. Quizás es el modo más decepcionante de todos, pues sólo puedes jugar durante diez rondas y las estrategias están limitadas.

En general, Starhawk es realmente recomendable para los jugadores de PS3 dados a guerrear online. Tu experiencia variará enormemente dependiendo de con quién juegues y del tiempo que quieras dedicarle a este planteamiento relativamente avanzado. Pero en esencia, hay suficiente calidad y variedad como para estar contentos durante una buena temporada.

HQ
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
Starhawk
08 Gamereactor España
8 / 10
+
Acción multijugador intensa y variada. Entretenidas secciones espaciales. Mecánica profunda. Genial música.
-
No da mucho de sí para jugar solo. Cooperativo aburrido.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

StarhawkScore

Starhawk

ANÁLISIS. Autor: Jonas Elfving

Los poseedores de una PlayStation 3 reciben una interesante alternativa a Battlefield 3 y Modern Warfare con la exclusiva de Lightbox.



Cargando más contenido