Gamereactor España. Aquí podrás ver los últimos tráilers de juegos, gameplay y entrevistas grabadas en los eventos mundiales del sector. Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Gamereactor
análisis
Sunday Gold

Análisis de Sunday Gold

La lluvia y la oscuridad se entremezclan en esta gran historia de detectives ambientada en un futuro Londres distópico.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio

Los juegos de aventuras gráficas del género point-and-click son algo por lo que personalmente siento una gran debilidad. Desde la primera partida con Leisure Suit Larry hasta lo que muchos consideran la edad de oro del género a mediados y principios de los 90 con Indiana Jones and the Fate of Atlantis, pasando por la búsqueda de Guybrush Threepwood del Big Whoop, y la locura de los viajes en el tiempo de Day of the Tentacle. LucasArts era mi templo y tanto Tim Schafer como Ron Gilbert eran los dioses de mi infancia. Una devoción que perdura y está muy viva hoy en día. Una llama de amor que nunca se apaga.

Desgraciadamente, y como la mayoría sabemos, el género point-and-click no salió bien parado cuando llegó el nuevo milenio. La transición a la tercera dimensión simplemente no funcionó y, aparte del canto del cisne Grim Fandango, nunca dio la sensación de que los creadores de la época supieran cómo hacer avanzar el género y evitar el estancamiento. Ahora, veinte años más tarde, la situación es completamente diferente y las aventuras tradicionales de apuntar y hacer clic se han transformado y reimaginado mediante una sutil adopción e implementación de fragmentos de otros géneros de juegos.

Es en esta emocionante tesitura donde reside Sunday Gold. Un juego que, como pocos, consigue mezclar y tomar prestados elementos de diferentes géneros y forjar algo propio que, además, derrocha estilo. Team17 ha cogido una olla entera de conceptos e ideas y los ha mezclado en una sopa extrañamente sabrosa que funciona sorprendentemente bien. Los elementos de apuntar y hacer clic se mezclan a la perfección con la estrategia por turnos, los puzles y varios minijuegos que, junto con el acertado diseño, contribuyen a crear una unidad de buen gusto.

Sunday Gold
Desde la primera escena, Sunday Gold es absolutamente impresionante en su elección de estilo gráfico.

Es un Londres lúgubre y desolado el que te recibe al comenzar la aventura frente al pub The Jolly Hangman. La lluvia golpea los adoquines y, a través de las mugrientas ventanas del establecimiento, una cálida luz brilla sobre las brillantes piedras de la acera. Un hombre solitario, sin hogar y en la indigencia, está sentado en el umbral del pub frente a su casa de cajas de cartón junto a un callejón que ha sido acordonado con puertas de hierro fuertemente fortificadas.

Publicidad:

Es el año 2070 y usted es Frank Barber. Un Robin Hood moderno que intenta justificar sus actividades delictivas robando a las grandes empresas y a los ricos para dárselo a los menos afortunados que viven al margen de la sociedad. Tal vez lo más notable sea el propio Frank. Muy endeudado con gente de dudosa reputación, vive día a día, semana a semana. Constantemente en busca de nuevo dinero, suficiente para permitirle continuar su violenta vida impregnada de sangre y riqueza mal habida.

En Sunday Gold, el objetivo es Industrias Hogan. Una gran empresa con una reputación realmente podrida y con información que vale millones en el mercado negro para cualquiera que consiga hacerse con ella. Algo que, por supuesto, es más fácil de decir que de hacer y junto con su amiga Sally y su nuevo conocido Gavin (un antiguo empleado de Industrias Hogan) planean un asalto al edificio de oficinas. Y así comienza un viaje increíblemente sucio hacia la oscuridad que rápidamente te clava las garras y hace que las horas pasen literalmente volando a un ritmo espeluznante.

Sunday GoldSunday Gold
Los acontecimientos que se suceden a lo largo del juego suelen ir acompañados de elegantes animaciones y tiras cómicas.

Frank es el alma de Sunday Gold, y aunque no sea un personaje con el que necesariamente te identifiques o simpatices, su comportamiento malhumorado es fascinante, gracias a los diálogos ásperos y naturales y a una actuación de voz absolutamente fenomenal. Es uno de los tres personajes que controlarás a lo largo del juego, y también te presentarán al principio de la aventura al genio informático Gavin y a la varonil y presumida Sally, que la mayoría de las veces deja que sus nudillos hablen.

Publicidad:

Se trata de un trío variopinto, por decirlo suavemente, y cada uno de los tres tienen sus propias especialidades y habilidades que se complementan entre sí. Frank es el músculo del grupo y es un experto en el manejo de armas de fuego y en el combate cuerpo a cuerpo, pero también tiene un buen ojo para los detalles y puede ser utilizado para romper cerraduras y detectar detalles en el entorno. Sally es el tanque y la curandera, con increíbles habilidades para cubrir, curar e incluso mejorar a los demás. También es muy rabiosa con los puños y no tiene problema en dar un par de bofetadas si el momento lo requiere.

Por último, está Gavin. Un genio certificado que domina los ordenadores y la electrónica. Es perfecto para hackear sistemas cerrados o terminales para desactivar desde cerraduras hasta sistemas de vigilancia. Es el bromista del grupo, capaz de asestar golpes devastadores que derriban a los adversarios incautos con diversos efectos de estado. Gavin también resulta ser el eslabón mentalmente más débil de la banda y el que más fácilmente se ve afectado negativamente por la adversidad y el estrés.

Sunday GoldSunday Gold
Unos menús claros te ofrecen toda la información que necesitas durante la sangrienta aventura.

Porque el bienestar mental es algo que es importante tener en cuenta, al menos tanto como los puntos de salud. Un personaje mentalmente inestable puede actuar por su cuenta. Huir a otras habitaciones y atraer atención no deseada o incluso atacar a los demás miembros del grupo. En otras palabras, algo que quieres evitar a toda costa, y definitivamente puede ser una lucha interminable a veces para mantener un buen ambiente entre los tres durante cada ronda y especialmente durante el combate.

Los enfrentamientos con los enemigos son, por supuesto, una parte inevitable de la aventura. Pero con un poco de ingenio y un uso inteligente de las acciones de cada personaje durante cada ronda, es posible minimizar el número de enfrentamientos que se produzcan. Las batallas propiamente dichas se desarrollan en orden de turno como el resto del juego y las diferentes acciones cuestan diferentes cantidades de puntos de acción. Todo, desde usar los primeros auxilios en las heridas hasta disparar un rifle. La atención se centra únicamente en las acciones, y el movimiento o la posición no es algo que debas tener en cuenta.

Las batallas son sencillamente muy rápidas y ágiles, con mucha fuerza emocional. En el campo de batalla ampliado, el estilo de cómic se hace aún más evidente y todas las acciones van acompañadas de animaciones nítidas que realzan la acción. Es realmente adictivo, y la dificultad aumenta rápidamente hasta el punto de obligarte a bailar un delicado vals entre la defensa y el ataque. Las batallas también sirven como un fenomenal descanso del resto del juego, que se centra más en la resolución de problemas y la exploración.

Sunday GoldSunday Gold
Las batallas son rápidas, entretenidas y ofrecen mucha profundidad.

Los tres personajes suben de nivel individualmente y cada uno tiene su propio árbol de habilidades en el que eres libre de gastar puntos de experiencia para mejorar los rasgos ya heredados o adquirir más y nuevos. Hay mucha flexibilidad y oportunidades para adaptar a los tres a tu propio estilo de juego. Y aunque no puedes volver a perfilar totalmente a Frank, Sally y Gavin, es suficiente para dejar una marca más personal en ellos. Cada uno de los tres personajes tiene también un rasgo único que actúa como un minijuego recurrente. Gavin hackea terminales, Frank puede abrir cerraduras y Sally mueve objetos pesados concentrando su energía.

La jugabilidad principal de Sunday Gold, aparte de lo mencionado anteriormente, se centra en el trabajo de detective y la resolución de problemas. Además del combate, los puntos de acción se utilizan para mover a tus tres personajes por cada escenario en el que se espera que investigues todo, desde taquillas hasta ordenadores y pistas ensangrentadas, o que entables diálogos con personajes más o menos amistosos. Cada acción te cuesta puntos y al final de cada ronda siempre existe el riesgo de que aparezcan enemigos, sobre todo si te quedas demasiado tiempo en las salas más grandes o eres descuidado y te haces ver por las cámaras u otros equipos de vigilancia.

En otras palabras, el pensamiento eficiente se ve recompensado, y nunca hay una presión de tiempo real a la hora de elegir las acciones. Además, muchas escenas tienen más de una solución posible o eventos alternativos que a su vez pueden hacerte ganar puntos de experiencia extra. Algo que siempre es muy deseable. En cuanto a la dificultad de los puzles, nunca se sienten inalcanzablemente difíciles, sólo deliciosamente desafiantes y cada uno se siente como una pequeña victoria. Son constantes micro-pulsaciones de endorfinas que te empujan hacia adelante.

Sunday Gold
Todas las escenas del juego están llenas de atmósfera y estilo muy conseguidos.

En otras palabras, la variedad de la jugabilidad de Sunday Gold es brillante y ofrece mucho más de lo que estamos acostumbrados a ver en una aventura tradicional de apuntar y hacer clic. Dicho esto, no todos los aspectos de este abigarrado surtido de elementos están exentos de problemas. Lo más probable es que durante tu estancia en Sunday Gold te encuentres con situaciones en las que tus preferencias vayan en contra de lo que el juego espera que hagas. Algunos elementos del juego funcionan peor que otros y a veces pueden parecer un poco forzados o incluso a medias.

Pero con su apasionante narrativa, sus atractivos personajes principales y su salvaje mezcla de pulp noir y una maravillosa distopía futura llena de brawlers, es difícil no quedarse atragantado de alegría por lo que Team17 ha conseguido aquí. El ambiente es a menudo casi abrumador y te sorprende desde el principio lo cautivadora que es esta pálida versión pulp-noir de un Londres futuro. Es Disco Elysium elevado a once, lleno de temas adultos, violencia y sangre. Es apta, fornida y tan británica como puede ser, con diálogos hipnóticos en todo momento.

Para mí, es difícil no amar Sunday Gold. La fatídica y poderosa atmósfera que nunca se deja ir, el diseño acertado, la variada jugabilidad y la cantidad justa de juego de rol casan perfectamente con la historia sobre el papel, quizá sencilla pero tan atractiva. La dinámica entre los tres personajes principales es fenomenal, los diálogos están fantásticamente bien escritos y el estilo pulp-noir para adultos me hace reír.

Hacía mucho tiempo que las horas de un juego no se pasaban tan rápido y Team17 tiene un éxito habitual en sus manos con Sunday Gold. Así que ve ahora mismo a la tienda, cómpralo, juega y disfruta.

09 Gamereactor España
9 / 10
+
Increíblemente elegante. Diálogos bien escritos. Personajes coloridos. Historia atractiva y batallas emocionantes.
-
Los minijuegos pueden ser frustrantes. Falta de soporte para mando.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

0
Sunday GoldScore

Sunday Gold

ANÁLISIS. Autor: Marcus Persson

La lluvia y la oscuridad se entremezclan en esta gran historia de detectives ambientada en un futuro Londres distópico.

Te puede interesar...



Cargando más contenido