Español
Gamereactor
análisis
Tekken 8

Análisis de Tekken 8

Lo siento por Soul Calibur, pero los mejores luchadores de Bandai Namco están de vuelta para hacerse picadillo.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

Qué año tan increíble hemos tenido los amantes de los juegos de lucha: Street Fighter 6, Mortal Kombat 1 y ahora Tekken 8 han salido a la venta en un intervalo de nueve meses. Y por si fuera poco, los dos primeros han sido realmente buenos, así que ahora probablemente te estés preguntando si Tekken 8 está a la altura de estos gigantes. La respuesta es: sin duda.

En realidad, Tekken 7 se lanzó en arcades allá por 2015, aunque las versiones domésticas no llegaron hasta dos años después. Y han pasado muchas cosas desde entonces, no menos en el frente técnico, donde Bandai Namco rcambió el motor gráfico de Unreal Engine 4 a Unreal Engine 5. Además, han actualizado enormemente su oferta online y vuelven a ofrecer una campaña con cierta chicha.

Tekken 8

Además, hay muchas otras cosas, como el modo de juego Tekken Ball y pequeñas campañas individuales para todos los luchadores, y un modo de juego llamado Arcade Quest que da un poco más de sentido a la lucha contra el ordenador, y que puede describirse mejor como una campaña de entrenamiento (hablaremos más sobre ambos más adelante). Como tantos otros desarrolladores, Bandai Namco también ha experimentado con controles de juego más ligeros para facilitar a los novatos la entrada en los combates, entre otras cosas.

Publicidad:

Pero, como suele ocurrir con los juegos de lucha, nunca son más divertidos que enfrentándose a amigos en duros combates de prestigio, ya sea de forma local u online. Así que he pensado empezar por este extremo. Hace poco menos de un año tuve el privilegio de conocer al veterano de Tekken, Katsuhiro Harada, y hablamos sobre Tekken 8. Algo que señaló fue que Bandai Namco quería hacer Tekken 8 más agresivo que antes, lo que puede sonar extraño teniendo en cuenta que es una serie bastante agresiva.

Tekken 8

No pasa mucho tiempo desde que empiezo a repartir golpes hasta que entiendo lo que quiere decir. Todo el sistema está diseñado para que te enfrentes rápidamente a tu oponente y repartas golpes. La clave para ello es el nuevo sistema Heat, que recompensa el hecho de golpear a tu oponente realmente rápido, ya que durante un tiempo limitado dispones de una versión mejorada de tu personaje, con la capacidad de hacer más daño y algunos ataques especiales. El Heat se puede activar pulsando un botón (se llama Heat Burst y dura 10 segundos) o combinándolo con el Heat Engager, que proporciona 5 segundos más de Heat.

La diferencia da una intensidad que yo, que he jugado a casi todos los juegos de lucha dignos de ese nombre en los últimos 35 años, no había visto nunca. Los que han activado su Heat deben aprovecharlo al máximo, como es natural, y así se animan a ir realmente a por el rival, que también recibirá una paliza aunque bloquee. La novedad es que también puedes recuperar vida más fácilmente en Tekken 8, ya que algunos daños dejan una "sombra" en tu medidor de vida, que luego se puede rellenar. Pero incluso esto requiere golpes en la mandíbula y patadas en el cuello, y al final tenemos una fórmula que solo te anima a jugar a la ofensiva.

Publicidad:
Tekken 8

Personalmente, lamento la ausencia de Bob (ojalá aparezca como personaje DLC más pronto que tarde), y he intentado centrarme en Paul Phoenix, Lili De Rochefort y la recién llegada Reina, que también tiene un papel importante en la historia, visualmente representado por estar en medio del panel de selección de todos los personajes seleccionables, en una especie de lugar de honor. Normalmente, me encanta utilizar juegos mentales y lanzamientos inesperados cuando juego a la lucha, pero Tekken 8 me obliga a replantearme esta estrategia. El enfoque Heat lo hace demasiado lento, así que ha sido un poco como redescubrir la serie para mí.

Para entrenarme, he pasado mucho tiempo en el nuevo modo de juego Arcade Quest, que es una especie de campaña ligera en la que tienes que abrirte camino por los salones recreativos japoneses para convertirte en el mejor de Tekken y derrotar a un jugador gilipollas (que, por supuesto, tiene una actitud borde a imagen y semejanza de Kazuya Mishima). No solo es una buena oportunidad para desbloquear un montón de accesorios, sino que también es muy acogedor y, sobre todo, te ofrece una buena oportunidad para que otros simpáticos NPC visitantes de los salones recreativos te expliquen los conceptos básicos y probarlo todo en un entorno controlado. En resumen, uno de los mejores modos de entrenamiento que he visto, con menos sensación de que te están metiendo información por la garganta y más de entretenimiento real.

Tekken 8

Otro de los atractivos de Tekken 8, que también puede servir para introducirse en el nuevo sistema de juego, es, por supuesto, la campaña. Junto con Mortal Kombat 1, Bandai Namco es líder del mercado en este ámbito, y la serie Tekken tiene una larga historia ininterrumpida desde el primer juego. La campaña quizá no sea algo por lo que compraría el juego por sí sola, pero para ser un juego de lucha me parece impresionante en toda su extrema cursilería. Sin ninguna referencia discernible, vemos a los personajes de Tekken corriendo de un lado para otro intentando lidiar con el creciente problema mundial de Kazuya (evito hablar de los detalles de la historia por motivos de spoiler), pero como Bandai Namco se toma su campaña tan en serio, simplemente funciona. Katsuhiro Harada parece completamente desinteresado en intentar modernizar Tekken o añadir más autoreferencias, de una forma que percibo que tanto Capcom como NetherRealm Studios hicieron con Street Fighter y Mortal Kombat. Por desgracia, creo que la campaña hace aguas hacia el final, donde podría haberse acortado, pero en general sigue siendo impresionante, aunque Mortal Kombat 1 sigue un paso por delante en este aspecto.

Si has jugado a Arcade Quest y a la campaña y sigues sin saber cómo jugar mejor a Tekken, Bandai Namco ha hecho lo que muchos otros desarrolladores de juegos de lucha han hecho antes y ha intentado ofrecer un esquema de control alternativo llamado Estilo Especial. Este se puede activar (y desactivar) con una pulsación rápida de LB durante los combates y, por tanto, funciona para algo más que principiantes, como los que no dominan los Air Juggles. Si tienes un buen lanzador, no hay nada que te impida activar el Estilo Especial y luego arrancarte un buen combo con solo pulsar el botón Y varias veces seguidas. El sistema no es tan flexible como jugar de la forma estándar, pero aun así hace que Tekken sea más fácil para los principiantes, que es algo que se ha percibido en Tekken durante mucho tiempo. El inconveniente es que este sistema hace que casi todos los personajes jueguen como los demás, con lo que se pierde mucha variedad.

Tekken 8

Por lo demás, los controles del juego son increíblemente buenos, con una sensación muy clara de lo que hace cada botón en las batallas. La sensación es de precisión y rapidez, y son pocas las veces en las que siento que no he controlado la situación, en las que cada victoria es satisfactoria y las derrotas son algo de lo que solo puedo culparme a mí mismo. Las peleas son intensas, e incluso diría que hasta íntimas, con un efecto de dos púgiles que intentan maximizar su momento Heat asestando tantos golpes como sea posible en el menor tiempo posible. No son pocas las veces que me he quedado casi sin aliento tras terminar un combate, por la intensidad.

Hasta ahora, el juego es una auténtica maravilla, pero aún hay algo que no me convence del todo y de lo que Bandai Namco ha hablado mucho, a saber, el cambio de motor de juego de Unreal Engine 4 a 5. Aunque sobre el papel esto da la oportunidad de dar saltos increíbles, no creo que Tekken 8 aproveche al máximo esta actualización. Si bien es cierto que se ve mejor que Tekken 7, con un buen margen, no cabe duda de que tanto Street Fighter 6 como Mortal Kombat 1 me parecen más bonitos (aunque la comparación no es necesariamente justa, ya que no tienen cámara giratoria). Y todos los efectos de iluminación artificial para resaltar cosas como Heat hacen que pierda aún más encanto visual. Aunque sigue siendo muy bonito, se podría haber esperado más desde el punto de vista técnico. Por lo demás, sin embargo, funciona perfectamente y carga muy rápido.

Tekken 8

Por último, quiero mencionar que también hay otros tres modos de juego que merece la pena conocer. Uno es el mencionado Tekken Ball, que apareció originalmente en Tekken 3, así como en la versión para Wii U de Tekken Tag Tournament 2 y ahora en Tekken 8. Aunque no es algo a lo que querrás jugar durante horas, tiene una dimensión de "solo una partida más" en la compañía adecuada. Es una especie de concepto de voleibol más ligero en el que es más como golpear una pelota de playa. Da la sensación de que el equilibrio entre los distintos personajes no es muy bueno (los ataques grandes y arrolladores son muy efectivos), pero es divertido y Tekken Ball seguro que te proporcionará muchas horas de risas y entretenimiento. También están las Super Ghost Battles, en las que tú y tus oponentes creáis versiones de la IA de vosotros mismos contra las que podéis entrenar. Si tienes un amigo que juega de cierta manera con un personaje determinado, utiliza la IA para enfrentarte a él y entrenar cuando quieras. La idea es que también puedas conocer a los mejores profesionales del mundo, desarrolladores y demás. Un concepto divertido en teoría, aunque necesito ver más fantasmas de IA creados durante un largo periodo de tiempo antes de poder responder exactamente lo buena que es la IA imitando a sus homólogos de la vida real.

La tercera es que cada personaje (algunos de los cuales requieren que completes primero la campaña) tiene su propia mini historia. Consisten en un puñado de combates y te recompensan con una encantadora secuencia final que no es necesariamente la historia original, pero que entretiene con humor, una dosis de odio y buena acción. A menudo he jugado a este tipo de campañas como diversión, y como hay tantas, hay mucho 'fan service'.

Tekken 8

Pero en general, no me cabe duda de que Street Fighter 6 y Mortal Kombat 1 deberían inclinarse ante el rey. Ambos fueron juegos realmente buenos en los que se hicieron grandes intentos por modernizar y variar el concepto. Tekken 8, sin embargo, está construido sobre una base diferente, en la que Bandai Namco ama su serie y quería optimizar y construir la mejor entrega de Tekken posible sin la presión de que debe haber algo nuevo porque sí.

Por lo tanto, me atrevo a decir que Tekken 8 es el ganador de estos tres juegos casi se mire por donde se mire, donde sólo los gráficos y la campaña de Mortal Kombat 1 pueden estar a la altura de lo que Bandai Namco tiene que ofrecer. La lucha simplemente no puede ser mucho mejor que esto, y el totalmente furioso e hiperexcitado Tekken 8 será mi principal juego de lucha en los próximos años.

HQ
09 Gamereactor España
9 / 10
+
Controles geniales, el sistema Heat añade intensidad, cantidad extrema de contenido, campaña bien hecha, gran selección de personajes, fluye perfectamente, Arcade Quest es un modo de entrenamiento genial.
-
Los gráficos son peores de lo esperado. La campaña pierde ritmo hacia el final.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

0
Tekken 8Score

Tekken 8

ANÁLISIS. Autor: Jonas Mäki

Lo siento por Soul Calibur, pero los mejores luchadores de Bandai Namco están de vuelta para hacerse picadillo.



Cargando más contenido