Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

HaloLife is Strange 2Bioshock 4Guía Pokémon Espada y EscudoLuigi's Mansion 3Jurassic World EvolutionFinal Fantasy VIIFIFA 20
Español
Portada
análisis
Terminator: Resistance

Análisis de Terminator: Resistance

Nos hemos visto las caras con las máquinas más letales en el último juego de la famosa serie de películas Terminator.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Hace mucho que el Juicio Final ocurrió, pero Skynet -la máquina que se volvió consciente de su existencia- sigue intentando erradicar a cualquier superviviente que aún pulule por Los Ángeles. En Terminator: Resistance nos pondremos en la piel del soldado Jacob Rivers, el último superviviente de un escuadrón de la Resistencia de John Connor. No estaremos solos, puesto que otros supervivientes nos acompañarán en nuestras peripecias contra las máquinas. Esta aventura la podremos disfrutar en primera persona, y servirá de precuela para las dos primeras películas de la serie Terminator. De hecho, la trama se desarrolla antes del principio de estas dos películas.

Esta serie sigue aumentando sus películas a pesar de la edad que tienen, pero las dos primeras entregas son las que me marcaron de verdad. Es cierto que hemos podido ver el nombre Terminator en la portada de varios videojuegos a lo largo de los años, pero ninguno ha conseguido ser memorable. Y desgraciadamente, Terminator: Resistance lleva esta mediocridad en las venas, ya que es un gran juego, pero no es uno bueno ni mucho menos. De hecho, vamos a sacar ahora la verdad y vamos a confesar que, si bien hemos pasado algunos momentos divertidos convirtiendo ciborgs en chatarra, al final nos queda la sensación de que han perdido una gran oportunidad.

Nada más empezar, una unidad infiltrada -básicamente Schwarzenegger, pero mucho antes de que lo hiciesen un ciborg competente- atacará la zona en la que estamos, por lo que Jacob Rivers tendrá que salir por patas esquivando los disparos de plasma. En este pseudo tutorial introductorio veremos como la gente empieza a caer como moscas a nuestro alrededor, y podremos aprender a usar los controles y el equipamiento de forma sencilla, ya que está bien diseñado. No obstante, y tras unos minutos de acción frenética, terminaremos acercándonos a hurtadillas hasta algunos robots para poder acabar con ellos. Desafortunadamente no podremos sobrevivir a un combate con un T-800 aún, puesto que contaremos con un armamento básico.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Pero como nosotros no somos muy de atacar por la espalda, decidimos usar a estos robots como prácticas de tiro para afinar nuestra puntería. De hecho, resulta tan sencillo reventar a nuestros oponentes de un balazo que no vemos necesaria para nada la mecánica de acercarnos a hurtadillas. Tras esto acabaremos topándonos con una mujer y su hermano pequeño, con quienes tendremos un diálogo en el que tendremos que escoger las posibles respuestas mientras el juego nos avisa de que las elecciones que hagamos afectarán al transcurso de la partida. Esto da lugar a que, dependiendo de nuestras decisiones, nos encontraremos con un final u otro. Esto puede dar lugar a que lo volvamos a jugar para experimentar los demás finales, pero hubo ratos tan anodinos que en nuestra opinión merece más la pena verse un vídeo recopilatorio, puesto que los finales no son más que un resumen de nuestras elecciones a lo largo del juego.

En cuanto a los gráficos, el juego nos recordó bastante a la serie Fallout, pero hubo momentos en los que nos topamos con algunas texturas un poco toscas. Podemos decir que hasta parece anticuado. Al menos los enemigos lucían una apariencia tremenda, y las situaciones en las que nos veíamos envueltos eran todo un espectáculo. El único problema está en que Teyon -la desarrolladora- no ha innovado en nada. Al menos estudiaron bien el universo Terminator, puesto que la base que utilizamos entre misión y misión parece sacada de una de las películas originales de Terminator.

Terminator: Resistance

Otra cosa que no nos gustó fue el diseño de los niveles. Al principio transmite la sensación de que el juego es un sandbox, pero según jugamos vimos que no era así. Siempre había un lugar al que teníamos que ir, y un par de maneras para llegar allí. A veces nos topábamos con callejones compuestos de coches destrozados o ardiendo, por lo que se trasmite una sensación de libertad que acaba desapareciendo al ver que no importa por dónde decidamos ir, siempre acabaremos siguiendo una de las dos rutas posibles. Y el ciclo se repite una y otra vez; liarse a tiros, objetivo completado, vuelta a base, interacción, y vuelta a empezar.

Cuando no estábamos en la fase de «liarse a tiros», intentábamos explorar los distintos lugares que recorríamos para intercambiar cosas y materiales por equipamiento que podíamos usar para crear cosas nuevas. Pero nos duró poco la emoción, pues si parece que esto es todo lo que un juego de disparos moderno puede necesitar, aquí han decidido que para crear algo nuevo bastará con apretar un botón. Y listo, nada más, no ahonda en ninguna otra mecánica ni aporta nada novedoso. Si a eso le sumamos que las misiones secundarias eran simples a más no poder -explotar esto, encontrar medicinas, matar a menganito, etcétera- pues os podréis imaginar por qué decimos que el título nos resultó anodino.

Terminator: ResistanceTerminator: Resistance

También podremos modificar nuestras armas y subir de nivel, lo que nos permitirá añadir algunas destrezas como la posibilidad de forzar cerraduras o aumentar el espacio de nuestra mochila. Pero para nuestra sorpresa, siempre andábamos cortos de algo. Por ejemplo, en una ocasión decidimos aumentar la capacidad de nuestra mochila, y cuando llegamos a la siguiente misión nos dimos cuenta de que en realidad teníamos que haber mejorado nuestra capacidad para forzar cerraduras. No pudimos abrir ninguna puerta a nuestro paso, por lo que tuvimos que recular para conseguir la experiencia suficiente y así subir de nivel. Pero lo mejor está por llegar, y es que, tras conseguir más destreza, volvimos para abrir las puertas y tras ellas encontramos las llaves de un tanque y de un F-22... o eso esperábamos. No había nada más que un compendio de objetos cuya única finalidad era intercambiarlos.

Aunque Terminator: Resistance cuenta con montones de características y tiene todo lo que se puede esperar de un juego de disparos moderno, nunca se sale de la línea establecida. Es un título de Terminator decente con mucho por hacer, y con mucho potencial perdido. Un RPG de mundo abierto hubiese sido una apuesta mucho mejor, pero en lugar de eso recibimos un juego de disparos en primera persona con unas gotitas de RPG. A ver, puede ser que nos estemos pasando un poco con la crítica, puesto que nos lo pasamos bastante bien en algunos momentos. La trama era lo suficientemente interesante y conseguía que todo rodase, sin olvidarnos de los T-800. No pasábamos tanto miedo desde que nos encontramos con Némesis en Resident Evil, y nos faltaba tiempo para buscar algún lugar sombrío del que escapar de su mirada carmesí.

Terminator: Resistance

La mezcla de combate desafiante y evasión da lugar a momentos muy entretenidos, aunque cuando conseguimos un rifle de plasma ya nos escondíamos menos y nos dejábamos llevar por las balas, reventando con sencillez a aquellos enemigos que suponían una amenaza en su momento. Y hablando de armas, no se controlaban de una manera muy satisfactoria, pero entran dentro de lo normal en consolas. En cuanto al apartado sonoro, nos parece que es estupendo, pero esperábamos un poco más de ¡Wow! al usar el rifle de plasma, ya que en nuestra opinión le falta hacer algo más de ruido.

Lo último que diremos -y que seguro no es de agrado para mucha gente- es que parece que podremos conseguir el 100% de los logros y trofeos del juego sin problema. Por lo que si la idea te gusta esto es «Dinero fácil», tal y como dijo John Connor.

En resumidas cuentas, Terminator: Resistance no es un mal juego, pero tampoco es bueno, y nos repatea que no haya sabido aprovechar sus ideas para ser mucho mejor de lo que es. Los gráficos están bien, los efectos de sonido tienen su aquel y la trama es interesante. Cuenta con todos los enemigos que podamos esperar de un juego de disparos futurístico, pero todo lo que nos encontramos aparenta ser demasiado simple o estar algo crudo aún. Sin contar con que el diseño de los niveles nos acabó produciendo un poco de claustrofobia. Resistance no va a convertirse en ningún clásico, pero quizás sea interesante jugarlo si eres un gran fan de la serie.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Terminator: ResistanceTerminator: ResistanceTerminator: Resistance
05 Gamereactor España
5 / 10
+
Tiene una buena apariencia la mayoría del tiempo, transmite la atmósfera de las películas de Terminator.
-
Diseño de niveles algo cuadriculado y encorsetado, la mecánica de crafteo está más que cruda, no aporta nada nuevo al género.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Terminator: ResistanceScore

Terminator: Resistance

ANÁLISIS. Autor: Roy Woodhouse

Nos hemos visto las caras con las máquinas más letales en el último juego de la famosa serie de películas Terminator.



Cargando más contenido