LIVE
logo hd live | E3 2021 - Day 3 - Broadcast Pre-Show, Intellivision, Take-Two Interactive Panel, Indie Showcase and
See in hd icon
Español
Gamereactor
análisis
Total War: Rome Remastered

Análisis de Total War: Rome Remastered

Creative Assembly actualiza un antiguo clásico de la estrategia con esta remasterización, y lo hace tal y como debe hacerse.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
Total War: Rome Remastered

Vale, no estamos precisamente ante un juego nuevo. Total War: Rome salió en octubre de 2004, por lo que ya tiene más de 15 años a sus espaldas. No es tampoco un título que deje mucho lugar a dudas con su nombre ya que, como este indica, se centra en el Imperio Romano, con una campaña que comienza en el 270 a.C.

Hasta ahí todo bien, pero, lo que la gente suele olvidar es que, hace casi 17 años, ya existía el Total War de hoy. Algunas funciones y características, como el intercambio de asentamientos con tus aliados, ni siquiera están presentes en los juegos de estrategia modernos, y la complejidad de la diplomacia, el comercio e incluso los procesos para desarrollar los ejércitos son mucho más avanzados en esta IP que en juegos actuales. Aun así, la interfaz de la diplomacia se ha mejorado y actualizado con este Total War: Rome Remastered.

Creative Assembly siempre ha sido generosa con sus fans y con la comunidad, y esta remasterización no es una excepción. Es totalmente compatible con mods e, incluso si no tienes las dos expansiones, Barbarian Invasion y Alexander, no importa, porque te las da gratis. Ah, y está a la mitad de su precio final durante el primer mes desde su lanzamiento en Steam si tienes el juego original. Ah, también se nos olvidaba que, si eres usuario de Linux o Mac, ahora por fin vas a poder saborear las mieles de un juego que solo los usuarios de Windows pudieron saborear en 2004.

Aun así, y a pesar de que se trata de un remaster y no de un remake, el equipo ha introducido una serie de cambios importantes en él, sobre todo en relación con la vista general y los controles de cámara, algo especialmente útil en las batallas. También han introducido un minimapa, cosa que, huelga decir, es absolutamente necesaria. Junto a esto, es posible disfrutar de multijugador cruzado (también hay que decir que el original solo salió en Windows) y se han añadido 16 nuevas facciones, lo que hace un total de 38 bandos entre los que escoger. Quizá resulte un poco exagerado, dado que apenas hay diferencias entre facciones que son casi idénticas. Tampoco es lo último que viene como novedad, puesto que se ha añadido un nuevo tipo de agente, el mercader, que cuenta con su propio sistema de hub para dar un toque más divertido al conjunto.

Total War: Rome Remastered

Me gustaría recalcar que las actualizaciones son sobre todo a nivel visual. Esto significa que tenemos nuevos assets, resolución 4K (que luce sorprendentemente bien), nuevos modelos 3D, soporte para monitores modernos y entornos de batalla y mapas mejorados. No llega al nivel de exuberancia y detalle que podemos ver en los entornos de Total War: Warhammer, pero la mejora es más que palpable.

Desde mi punto de vista, la nueva interfaz con iconos y escalado es lo que más marca la diferencia, y una música que suena más clara y moderna. Sin embargo, también te hace darte cuenta de que la diferencia no es tan grande entre este juego y Total War Saga: Troy. Por supuesto, tanto la campaña como las batallas son más suaves y rápidas, pero la versión antigua de este juego es casi igual de bonita (remarco el "casi") y su gameplay es mucho más complejo. A pesar de eso, también te lleva a darte cuenta de lo refinadas que se han vuelto las mecánicas y el ritmo de juego, sobre todo en lo que respecta a la gestión general de asentamientos y el movimiento de los ejércitos.

Hay muchas pequeñas mejoras que no son tan perceptibles, como los efectos de polvo y calor, y otras que me llevan a preguntarme cómo era posible vivir sin una visión más moderna de las unidades, sobre todo por los marcadores de alcance. Pero, lo que más aprecio de lejos en este relanzamiento es el movimiento libre de la cámara y la rotación del mapa, cosas que ya damos por sentadas en este tipo de juegos.

También me lleva a preguntarme cómo Creative Assembly pasó de esta limpia y sencilla, pero a la vez completa, interfaz a la excesivamente complicada y confusa interfaz de Three Kingdoms. Veo una influencia mucho más clara de los juegos Warhammer que de los títulos históricos modernos, y me pregunto por qué todos los juegos históricos no tienen opciones para jugar simplemente eventos históricos y batallas como hace este viejo campeón. El número de variantes de tipos de unidades sigue siendo impresionante, y otra vez te lleva a pensar en CA y en cómo es capaz de ser un estudio creativo, pero preciso históricamente, a la hora de dar variedad a sus unidades; a la vez que, en otras ocasiones, apenas marca diferencias entre unidades distintas.

Total War: Rome RemasteredTotal War: Rome Remastered

En su página de Steam, el juego indica que la resolución 4K depende por completo de la descarga de un pack de gráficos mejorados, algo que no era necesario cuando lo jugué, aunque puede tratarse a que la versión empleada para este análisis era una especial para reviews.

El juego ha afrontado bien el paso de los años, muy bien, pero también es difícil no tener en cuenta la influencia del tiempo. Aunque me cuesta entender por qué juegos más nuevos han sido despojados de un acercamiento más avanzado, como por ejemplo qué contribuye o qué afecta al orden público en una región, Total War: Rome Remastered es un poco torpe y molesto, sobre todo cuando ves a un ejército que tarda la vida misma en girar sobre sí mismo para ir en una dirección diferente (al menos, esto se puede saltar). Pero hay tantas pequeñas mejoras de calidad de vida en entregas más nuevas que no puedo recomendarlo como un juego para iniciarse en esto, y eso que su gameplay es sólido y su calidad gráfica ha mejorado enormemente.

Aunque me encanta eso de gestionar un imperio a fondo, los juegos modernos siguen ofreciendo una experiencia mejor, más suave y más pulida. Siguen siendo los lugares más adecuados para ponerte la armadura, coger tu lanza y hacer que otro niño bárbaro sea un huérfano. Esto no significa que no disfrute con las matanzas de paganos incivilizados en el campo de batalla, porque lo hago. Lo que significa es que este juego está más pensado para aquellos que echan de menos las mecánicas del original, no para nuevos jugadores. Como remaster, el estudio ha hecho un muy buen trabajo y ha demostrado que su intención no va tanto por hacer dinero, sino más por dar una muestra de amor a los fans.

Total War: Rome Remastered
Total War: Rome RemasteredTotal War: Rome RemasteredTotal War: Rome Remastered
Total War: Rome Remastered
Total War: Rome Remastered
08 Gamereactor España
8 / 10
+
Toneladas de pequeñas mejoras de calidad de vida. El juego ha envejecido bien. Es totalmente compatible con mods y otros contenidos extra.
-
No termina de librarse de la sensación de ser un juego con 16 años. Requiere un pack aparte para jugar a 4K.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

Total War: Rome RemasteredScore

Total War: Rome Remastered

ANÁLISIS. Autor: Kim Olsen

Creative Assembly actualiza un antiguo clásico de la estrategia con esta remasterización, y lo hace tal y como debe hacerse.



Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.