Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Gamereactor
análisis
UnMetal

Análisis de UnMetal

Esta versión satírica de los clásicos de acción de los 80 está plagada de humor tan disparatado como ingenioso.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio

Hay muy muy pocos juegos que me hagan reír a carcajada limpia. El humor suele ser parte de un juego, pero no parte de su núcleo, y ese precisamente es el caso de lo último de Francisco Téllez de Meneses, UnMetal, una sátira de las historias de acción de los 80 y de los primeros pasos de ciertos títulos de espionaje táctico. Un juego absurdo y tonto, pero que nunca deja de entretener con un gameplay de exploración y combate propio de una pixelada aventura de acción 2D.

HQ

Pero, ¿qué es exactamente UnMetal? La historia sigue a Jesse Fox, un soldado encarcelado en una base militar por un crimen que no ha cometido. Con un futuro bastante negro, Fox decide escapar de la prisión recurriendo a su ingenio y, la mayoría de las veces, a sus puños, para sortear una serie de desafíos y enemigos que tratan de pararle los pies y devolverlo a su pequeña celda. Todo transcurre desde el punto de vista de Fox, que además va actualizando sobre su situación a un teniente militar que intenta entender y aceptar la verdad de lo que le transmite, siempre con un aire de sátira de las películas de acción de los 80, ya que Fox combate contra enemigos de lo más extraños y supera los desafíos que se le plantean de maneras que no encajan mucho con la realidad.

Es el tipo de historia que siempre está haciéndote reír. Fox es un personaje con voz gutural, el epítome de la masculinidad, una especie de Stallone o Scwarzenegger con tintes de Solid Snake. Aunque, a diferencia de estos iconos de la acción, es muy ingenioso y siempre rebaja la gravedad de la situación con mucha, pero que mucha sátira. Además, se presta a que el jugador cambie la narrativa a través de varias decisiones que afectan al juego.

Por ejemplo, en el segundo capítulo Fox lucha contra un jefe de las alcantarillas, Sewergunk. Esta criatura es una masa de basura capaz de pensar, aunque empeñada en matar a todo lo que se acerque a sus dominios. Durante el combate contra el jefe, se pregunta a Fox si el monstruo también tiene tentáculos y el jugador debe escoger si tiene dos, cuatro o seis. En función de lo que se escoja, el monstruo cambiará su forma de atacar. Situaciones como esta son muy comunes y pueden ser desde totalmente relevantes hasta de lo más intrascendente, pero siempre con humor. Cada vez que aparecen, sabes que te acabarás riendo.

UnMetalUnMetal

Aunque, para mí, la historia y la narrativa son lo más destacable de UnMetal, el gameplay no es algo especialmente rompedor. Es sencillo y combina la exploración y el combate para acabar ofreciendo una experiencia bastante redonda. Tendrás que moverte por niveles relativamente pequeños, acabar con guardias estratégica y silenciosamente o evitar que te disparen mientras saqueas objetos que puedes combinar para crear armas y herramientas que sirvan para desbloquear nuevos lugares para explorar. Por si todo esto no fuera suficiente, hay muchos secretos por descubrir y las batallas contra jefes son bastante divertidas, todo aderezado con los ingeniosos juegos de palabras de Fox y las bromas que lanza para evitar que el teniente militar con el que habla le pueda pillar.

Fox utiliza el combate cuerpo a cuerpo y varias armas para acabar con todo guardia que se le antoje, al igual que con los jefes. El sistema es básico, pero recompensa al jugador por eliminar a enemigos sin ser descubierto y cuenta con varias herramientas para facilitar la labor, como poder lanzar monedas para atraer a los guardias desprevenidos. El combate se ha diseñado para favorecer al enemigo cuando detectan a Fox, ya que es bastante fácil morir, de hecho, hay que usar vendas o los escasos botiquines que hay para poder detener hemorragias y recuperar vida. A medida que avanza la aventura, Fox tiene que descubrir formas de derrotar a varios tipos de enemigos sin caer él mismo en las trampas que hay, como por ejemplo arreglando un lanzallamas con varios trozos de chatarra. Y esto, al final, conforma un sistema de juego que resulta bastante entretenido y que logra dar peso a la exploración sin que sea pesada.

UnMetal

Pero tengo que decir que este sistema que premia al jugador con experiencia al matar a enemigos incautos puede ser un poco frustrante. Da igual que derribes a alguien sin que este avise a los demás, si te ven venir de alguna forma, no recibirás PX por la muerte, así que subir de nivel puede ser un poco engorroso. Por suerte, el 'leveleo' no hace mucho más allá de desbloquear nuevas habilidades como golpear más fuerte o más rápido. Son útiles, sí, pero no esenciales.

Dicho esto, UnMetal es, en general, un juego realmente divertido. Entre esa narrativa empapada de humor satírico y un gameplay repleto de acción, no hay mucho que empañe la experiencia. Teniendo en cuenta que es formidable en muchos aspectos, que dura entre 8 y 10 horas sin contar secretos y coleccionables y que tiene unos gráficos pixelados bastante solidos, lo que acabamos descubriendo tras jugarlo es que, sorprendentemente, estamos ante uno de los mejores juegos indie del año.

UnMetalUnMetal
UnMetal
08 Gamereactor España
8 / 10
+
La historia y la narrativa son hilarantes. El gameplay es divertido. Tiene mucho por explorar y descubrir.
-
Las mecánicas de sigilo son un poco quisquillosas. El sistema de subir de nivel es un poco irrelevante y molesto.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado

0
UnMetalScore

UnMetal

ANÁLISIS. Autor: Ben Lyons

Esta versión satírica de los clásicos de acción de los 80 está plagada de humor tan disparatado como ingenioso.



Cargando más contenido