Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Entrevista Hideo Kojima Guía completa Sekiro eFootball PES 2020 ventas Análisis FIFA 20
Español
Portada
avances
Daemon X Machina

Daemon X Machina - impresión final

Da igual si los llamas 'mechas' o si los llamas Arsenals. A Nintendo Switch le hacía falta un juego como este de Marvelous que llega en dos semanas.

  • RedacciónRedacción

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Todos recientes, todos sobresalientes. Con el lanzamiento reciente de Fire Emblem: Three Houses, Astral Chain y Super Mario Maker 2 (haz clic para leer sus respectivos análisis), Nintendo quiere hacer pleno de exclusivas imprescindibles este verano con las dos que le quedan por llegar: Daemon X Machina y The Legend of Zelda: Link's Awakening.

Hoy vamos a hablar del primero, el juego de acción de Marvelous que ya estamos jugando para review, pues estará a la venta tan pronto como el 13 de septiembre. Es un juego que Nintendo ha tratado como first-party, dándole primera plana desde que se presentó en el E3 del año pasado hasta que empezó su recta final en el E3 de este año, cuando entrevistamos en exclusiva al productor Kenichiro Tsukuda. Algo le vieron los de Kioto, algo le hemos visto nosotros, porque parece un trabajo muy elaborado y muy divertido.

Este shooter estilo cómic protagonizado por 'mechas' (aunque aquí se llaman Arsenals) está ambientado en una realidad en la que la tecnología ingeniada para ayudar a la Tierra tras la destrucción de la Luna termina por rebelarse en contra de la humanidad y declararle la guerra a lo que queda de ella. Con esta premisa tan manganime y una acción de calidad, nos ha ido convenciendo en nuestras primeras partidas.

Daemon X MachinaDaemon X Machina

En el hangar del juego esperan una barbaridad de opciones de personalización tanto para los trajes-robot (los Arsenal) como para sus pilotos (los Outers), que son los mercenarios que controlamos. Se pueden dar toques de color a la cabeza, brazos, cuerpo o piernas del Arsenal, y luego decidir entre una colección de calcomanías y patrones decorativos. También es recomendable crear las 'loadouts' o equipos personalizadas de armas, blindaje y escudos, conforme hemos podido testear en un campo de pruebas. Con tal variedad de elementos desbloqueables, cada uno con sus propias 'stats' y pros y contras, cabe esperar que los jugadores visitirán esta zona de entrenamiento una y otra vez para configurar sus equipos y equilibrarlos.

Parte de las primeras misiones suceden en escenarios urbanos y desérticos. Los objetivos son sencillos inicialmente, del tipo de destruir cierto número de objetivos o proteger una zona delicada, pero sirven para demostrar cómo funcionan estos 'mechas' en combate. Una vez te metes dentro del traje metálico, puedes volar y planear por la zona (las hay lineales, en las que fracasas si te sales), y lo que hemos jugado hasta ahora deja una gran sensación de verticalidad, con tanques disparando desde el suelo y drones atacando por encima de nuestra posición. Los intercambios de fuego son bastante satisfactorios, aunque aún tenemos que acostumbrarnos a las acciones cuerpo a cuerpo para sacarles el máximo partido.

Pero no todo el trabajo de un mercenario Outer es de piloto dentro de uno de esos gigantes, pues también puedes salir del traje para colocar trampas y minas para infligir daño a las amenazas que vengan por tierra. Es una forma de entorpecer a los enemigos, pero también es un riesgo al verte expuesto y mucho más vulnerable fuera de tu armadura metálica, así que hay que hacerlo con cuidado, precisión y planificación. También es posible coger y blandir las armas especiales que dejan los enemigos, como hicimos con un jefe al que le arrancamos su cañón láser para regalarle una poderosa carga destructora.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

En otra misión, el jefe era un robot descomunal con forma arácnida. Venía cubierto por un campo de fuerza rosáceo, y aparte de usar su cañón láser, también intentaba todo el rato estamparnos contra el suelo tras saltar por los aires. Puede ser uno de los primeros desafíos de verdad del juego, pues toca rodearle para atinar en los contenedores de sus piernas e ir mordisqueándole la barra de energía. En un momento consiguió destrozar nuestro Arsenal y nos tocó arrastrarnos por el desierto, intentando evitar a esa criatura diez veces más grande.

Los gráficos tienen muy buena pinta con ese acabado cel-shaded brillante y estilizado, y vienen acompañados de forma ideal con una banda sonora de estilo metal. Lo que nos ha dado algún dolor de cabeza es el HUD, que parece un poco abarrotado y con unos textos blancos que se leen difícilmente durante la acción. Información clave como la munición, los miembros del grupo o las barras de energía y resistencia aparece apretujada, y quizá podrían aprovechar mejor el espacio de la pantalla. El minimapa tampoco es el mejor en comunicación visual, con un fondo que no deja una vista general del entorno, sino más bien una ensalada de flechas y puntos parpadeantes.

Pero esto da para muchas, muchas horas más. Queremos probar otras unidades, seguir la historia o combatir en el modo multijugador. En Daemon X Machina otros jugadores pueden ayudarte dentro de la historia, y no solo en las misiones diseñadas específicamente para compartir. También queremos probar los controles y el apuntado fino por movimiento y ajustar su sensibilidad, pues nos ha dado muchas alegrías en Zelda o Doom.

Aunque Nintendo Switch tenga un catálogo grandioso para sus dos años y medio de vida (que parece mentira), mentiríamos si dijéramos que no estamos deseando que también cuente con un buen 'mech shooter' en su oferta. Ese deseo se podría hacer realidad con Daemon X Machina, que además ha sido diseñado con esta consola híbrida en mente, lo que siempre es una garantía. Tiene ricas opciones de 'customización' y un combate muy divertido con sensación de verticalidad, lo que nos obliga a responder a las amenazas por tierra y aire. Veremos qué tal avanzan las misiones en variedad, originalidad y reto y cómo nos las arreglamos con el HUD. Cuando se nos ponga cara de Arsenal os ofreceremos un análisis de DXM antes de su lanzamiento.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
Daemon X MachinaDaemon X Machina

Contenido relacionado

Daemon X MachinaScore

Daemon X Machina

ANÁLISIS. Autor: David Caballero

La Luna se ha caído, las IA están corruptas y los Reclaimer defienden una causa dudosa, pero todo esto no importa. Literalmente.

Daemon X Machina - impresión final

Daemon X Machina - impresión final

AVANCE. Autor: Redacción

Da igual si los llamas 'mechas' o si los llamas Arsenals. A Nintendo Switch le hacía falta un juego como este de Marvelous que llega en dos semanas.

Cargando más contenido