Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Portada
críticas de cine

Película Ni no Kuni

La magia de los videojuegos Ni no Kuni revive en la gran pantalla a través de Netflix.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Poco queda ya para que Ni no Kuni: El Renacer de un Reino cumpla dos años. De nuevo Level-5 había logrado crear un juego fantástico siguiendo las líneas maestras de Studio Ghibli y apoyándose en algunos de sus artistas. Pero el que marcó fue el segundo, Ni no Kuni: La Ira de la Bruja Blanca, que hace tan solo unos meses volvía remasterizado a PC, PS4 y Nintendo Switch. Relanzamiento planeado para impulsar el estreno de la película que ahora tenemos en España y el resto de Europa.

Sin pasar por las salas de cine como en Japón, ha sido Netflix quien la ha estrenado este mes de enero (prácticamente a la par del anuncio de que ofrecerá 21 películas de Ghibli). Llega con voces en VO y doblaje en castellano, además de en otras lenguas, y también con subtítulos.

Es una película de animación de bella factura, como los videojuegos, que recupera todo el encanto de las producciones de Ghibli. Aunque no esté firmada por el prestigioso estudio, cuenta con la dirección de Yoshiyuki Momose (El viaje de Chihiro, Susurros del corazón, Porco Rosso) y la música de Joe Hisaishi (La princesa Mononoke, El castillo ambulante, El viaje de Chihiro, El viento se levanta y tantas otras). Su estilo consigue que te olvides de que estás viendo animación CGI la mayor parte del tiempo, al menos hasta que comienzan las batallas y los monstruos aparecen. El contraste es demasiado agresivo, pero son pocas escenas.

Ni no Kuni

Ni no Kuni cuenta una historia original que transcurre en el mismo mundo que la trilogía de consolas. Trata sobre tres amigos, Yuu, Haru y Kotona, y cómo los dos primeros se adentran en ese universo paralelo para rescatar a la tercera tras sufrir un ataque. En su empeño por ayudar a su ser querido desatarán una trama más profunda y de grandes consecuencias. Aunque se puede ver perfectamente sin saber nada de los otros guiones, está repleta de referencias que harán que sea más disfrutable por los videojugadores. Es una historia que puede ser considerada infantil o muy simple para quienes no entiendan en dónde se están metiendo.

Es todo bastante correcto, al mismo tiempo que predecible, y solo fue capaz de sorprendernos con sus últimos giros (de hecho, hasta te cambia la percepción de la trama del Ni no Kuni 2). Simplificándolo al máximo, es una historia típica de amor, valor y sacrificio. ¿Significa que es malo o que no pueda ser entretenido? No. La estructura general funciona y te engancha, pero es inevitable no pensar que han dejado situaciones abiertas o con explicaciones vagas a propósito para que solo los fans sean capaces de entenderlas del todo, y es un daño al espectador novel que no tiene ningún beneficio. De lo que sí tenemos queja firme es del ritmo, porque tan pronto te coloca un fragmento inesperado e imprevisible como te manda por un pasaje lento.

Ni no Kuni

Si piensas en el anime como un ente independiente, sin el contexto que aporta haber pasado tantas horas sumergido en el mundo de Ni no Kuni, no es tan impresionante. Así es como probablemente lo viva la mayoría de espectadores y hay que tenerlo en cuenta. Porque cuando más brilla es al entender cada parte y combinarlas con que albergas de conocimiento y de recuerdos positivos; sobre todo, cuando empiezas a crear tus propias teorías.

Para nosotros, que sí tenemos esa experiencia previa, ha sido un visionado más que satisfactorio. Pero, por otra parte, creemos que hubiera sido más coherente dotarlo de otros mecanismos. Toda la familia puede disfrutar de este film, no sabemos cuántos van a quedar maravillados por lo que ofrece. Dicho sea, es una crítica que también se hace en ocasiones a las producciones de Studio Ghibli, que llevan mucho mejor quienes siguen la trayectoria de la compañía que quienes pescan alguna al vuelo.

Una animación de una calidad impecable y corte tradicional, un banda sonora excelente que despunta en momentos clave y un gran final que tiene que ver con lo que ya hemos jugado es todo lo que necesita de la película de Ni no Kuni el fan de toda la vida. Suficientemente buena como para que cualquiera se la ponga, no dejará a todo el mundo satisfecho por igual.

Ni no Kuni
07 Gamereactor España
7 / 10
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado



Cargando más contenido