Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Gamereactor
análisis
The Legend of Zelda: Skyward Sword HD

Análisis de The Legend of Zelda: Skyward Sword HD

"Y serán tus propias manos las que empuñen la pluma"... o tus pulgares, vaya.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ
HQ

Desde que The Wind Waker y Twilight Princess se reeditaran en Wii U con gráficos HD más limpios, los fans de esta aventura que cumple 35 años esperaban deseosos la hora en que Skyward Sword recibiría el mismo tratamiento. Al fin y al cabo, era la última entrega '480p' que quedaba por restaurar, pero el original de Wii fue tan singular que su adaptación moderna debía transcender el lavado de cara visual en varios aspectos. Ahora que The Legend of Zelda: Skyward Sword HD por fin llega a Nintendo Switch una década después de su lanzamiento original, celebro que esta remasterización esconde más de lo que se ve a simple vista.

Pero lo primero, es lo primero, los gráficos. He hecho mis deberes -y seguro que muchos de los que estáis leyendo también lo habéis hecho recientemente- y he jugado varias secciones del juego de Wii para prepararme antes de esta review. Y debo decir que, aunque no hay juego de Wii que envejeciera especialmente bien en el apartado visual, Skyward Sword era sin duda uno de los peores casos. Porque, no era cuestión únicamente de que su resolución sub-HD provocara la fiesta de los dientes de sierra, sino también de los sacrificios que el equipo de desarrollo tuvo que conceder para que el juego funcionara correctamente. Quitando el mundo troceado, la distancia de dibujo se vio reducida considerablemente, mientras que un efecto bokeh estilo acuarela procuraba disimular los elementos en baja resolución. Para más inri, cuando el juego se conectaba a una pantalla HD mediante una interfaz digital, el ruido y los artefactos derivados de la compresión de la imagen se hacían dolorosamente notorios.

The Legend of Zelda: Skyward Sword HD

Ahora todo eso ha desaparecido. La resolución cinco veces superior (1080p en TV, 720p en portátil) llena la pantalla con una imagen mucho más fina, en la que escenario y personajes presentan unos bordes suaves y definidos, por no hablar de unos mapas y menús que ya no parecen un borrón. Al mismo tiempo, el aumento significativo en la calidad de imagen se aprovecha para pintar unos colores mucho más vivos, algo que va genial con la iluminación ligeramente más contrastada empleada en esta versión. Por si fuera poco, la profundidad de campo también se amplía, y si bien el bokeh de acuarela se mantiene como una seña de identidad artística, ahora entra en acción mucho más lejos, lo que permite disfrutar de las vistas y detectar elementos de interés en la distancia.

Esto hace que, lo que era un precioso trabajo artístico, por fin cobre vida conforme se concibió originalmente. Cierto es que aún se puede notar su origen 'low-poly', o cómo algunas texturas aquí y allá no han salido muy bien paradas del reescalado, pero es un trabajo de restauración muy decente que coge un clásico e incluso consigue que ahora sea jugable para muchos. Si añadimos el framerate duplicado (ahora corre suave a 60 fps), el resultado no solo es agradable a la vista, sino también para una experiencia de juego basada en movimientos donde la fluidez es esencial.

Porque cómo se las iba a apañar Nintendo con los controles era, más allá de la renovación gráfica, el punto principal y más controvertido de este remáster. El juego de Wii fue el paradigma del control por movimiento de su generación, una aventura hecha y derecha, profunda, 'seria' si queréis, diseñada en torno al tardío, pero muy esperado seguimiento 1:1 que ofrecía la tecnología Wii MotionPlus. A la vez, igual de cierto era que había muchos fans que no tenían ningún interés en ese método de control, tanto que no tocarían este juego ni con un palo Deku a no ser que Nintendo implementara controles tradicionales. Y ahora tenemos ambas opciones.

HQ
The Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HD

Las acciones por movimiento con los mandos Joy-Con funcionan algo mejor. La tecnología, dicen, ha avanzado desde entonces, pero quizá sea la mencionada tasa de imágenes de 60 fps la que marca la diferencia. Pegar tajos con la espada, rodar una bomba o encestarla, pilotar tu telescarabajo o tu fiel Pelícaro... todo responde un pelín más ágil y con menos retardo, aunque la diferencia sea mínima, según he podido comparar. Aún debes recalibrar el centro cada dos por tres (como en Super Mario Galaxy, se convierte en costumbre, ahora con el botón Y), y en mi caso tuve un problema de sincronización que parece debido a un Joy-Con defectuoso, en la pantalla de inicio. Pero quitando esto, la sensación es tan buena como puede ser con un juego realmente único en su especie, que te propone cantidad de situaciones de puzle y de combate basadas en lo que haces físicamente con tus manos, una experiencia que no se volverá a repetir a no ser que hablemos de VR. Ah, y un consejo de pro: mejor usad la "correa del mando Joy-Con" para un mejor agarre y ergonomía, por mucho que la forma del mando no pueda acercarse a la del Wiimote.

Entonces, ¿funciona bien el control por botones? A ver, personalmente recomendaría a todo el mundo darle una oportunidad al control por movimiento, ya que buena parte del significado, el disfrute y el propósito de este juego se va volando sin ellos. Dicho esto, la solución propuesta como control tradicional es correcta, con el stick derecho imitando los golpes de la espada en todas las direcciones. Lleva un rato acostumbrarse, ya que no pulsas un botón para atacar, pero es veloz y precisa. De hecho, quizá "demasiado precisa", si la comparas con tu tino blandiendo la espada.

Aun así, hay un par de advertencias que tener en cuenta a este respecto. Si juegas con movimiento en la TV y luego -evidentemente- con botones en portátil, la transición no es tan directa, ya que debes repensar ciertos cambios en la disposición de los controles antes de sentirte como en casa. En otras palabras, hacer el gesto de 'switch' que define a la consola híbrida no resulta tan natural aquí como en la mayoría de su catálogo.

The Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HD

Lo segundo que hay que tener en cuenta es mucho, mucho más importante, ya que hablamos de algo que cambia totalmente el juego. Viendo la conveniencia de la ubicación de la palanca derecha cuando optas por control por movimiento, Nintendo ha decidido asignar al stick del Joy-Con R lo que probablemente sea la novedad más bienvenida de este remáster: la posibilidad de mover la cámara libremente. ¿Recordáis cuando no era posible en Wii y había que fijarla todo el rato a la espalda como en los viejos tiempos de N64? Esto mejora la partida de inmediato, haciendo que la exploración sea más amable y cinematográfica, e incluso echando una mano a la hora de apuntar en primera persona. Una vez adviertes el cambio, no dejas de reajustar la vista. Con los nuevos controles clásicos debes pulsar L a la vez que el stick, y también hay una cámara por movimiento alternativa (la ironía), pero no tiene nada que ver.

Otros retoques y ajustes menores pero de agradecer son tan sutiles como imprimir el nombre de los personajes que hablan en pantalla, hacer que ambos mandos vibren según la acción, permitir acelerar los diálogos o ver cómo el juego guarda automáticamente al pasar cerca de una estatua de Pelícaro, lo que, creedme, también hace que toda la experiencia fluya mejor.

The Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HD

Lo demás es historia. El juego en sí no ha envejecido también al ser el último de su especie, una fórmula de Zelda 3D bastante desgastada que quedó sepultada por la irrupción de Breath of the Wild. Es una experiencia muy interrumpida que se toma su tiempo para arrancar (pese a los atajos añadidos) y que después sufre otros problemas de ritmo y linealidad, amén de ciertas decisiones tan irritantes como los encuentros con El Durmiente. Sin embargo, también cuenta una historia encantadora y más centrada en los personajes que de costumbre (Impa, te queremos), incluye varios diseños de jefes y mazmorras brillantes (Lanayru, va por ti), y recupera un enfoque para el género de la aventura que ya rara vez se ve hoy en día. Son más de 50 horas de puzles ingeniosos y combates gratificantes, y aquello de blandir la espada sigue siendo igual de emocionante.

The Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HD
The Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HD
HQ
The Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HD
The Legend of Zelda: Skyward Sword HDThe Legend of Zelda: Skyward Sword HD
09 Gamereactor España
9 / 10
+
Cámara libre con Joy-Con. Buen trabajo técnico da los gráficos que merecía. Algunos diseños son igual de inteligentes 10 años después. Bonita historia de origen. Control por movimiento distintivo. Decente alternativa con botones. Atajos y omisiones.
-
De movimiento a portátil es una transición confusa. Volar a los cielos y de vuelta en cualquier momento es de pago por amiibo. Aspectos raídos de la vieja fórmula no envejecen bien. Algunas texturas interpoladas feotas.
overall score
Media Gamereactor. ¿Qué nota le pones tú? La nota de la network es la media de las reviews de varios países

Contenido relacionado



Cargando más contenido