Español
Gamereactor
artículos

Xbox Live Gold debe desaparecer y Outriders lo demuestra

Está claro que Microsoft quiere centrarse en Xbox Game Pass, así que dejémosle que lo haga.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Han pasado más de 18 años desde que Microsoft lanzó Xbox Live e hizo que los usuarios de Xbox tuviesen que pagar por jugar online, lo que en su día era un privilegio. No obstante, a pesar de que, en esa época, los juegos online no eran más que un embrión en comparación con lo que son hoy en día, fue un gesto muy polémico. ¿Por qué pagar por algo que en PC era gratis? Pues bien, la respuesta, con el paso del tiempo, se volvió más que obvia. Xbox Live Gold siguió creciendo y mejorando, ofreciendo velocidades más rápidas y más funciones en los juegos multijugador, algunos de ellos "gratuitos" con la serie Juegos con Gold, y mucho más. Con todo esto, Microsoft parecía haber conseguido justificar el precio de este servicio, por lo que la gente dejó de quejarse. Hasta que llegó una oferta mejor. No de la PlayStation de Sony, sino de la propia Microsoft.

Xbox Game Pass se lanzó el 28 de febrero de 2017. Al principio, contaba con un catálogo muy limitado y, por tanto, era fácil pensar que simplemente se trataba de una propuesta de Microsoft como respuesta a Uplay de Ubisoft o a Origin de Electronic Arts. Sin embargo, tenía planes mucho más grandes. Xbox Games Pass fue incorporando más y más juegos a un ritmo muy rápido, lo que hizo que cada vez fuese más conocido. No obstante, fue hace 3 años cuando este servicio logró despertar el interés de millones de personas, después de que Phil Spencer y su equipo anunciaran que los first party se lanzarían directamente en esta plataforma, empezando con Sea of Thieves. Apesar de contar con muchos menos desarrollos propios que PlayStation, aportaba un factor mucho más atractivo, incluso para los jugadores convencionales. Hoy en día, basta que nos interesen dos juegos de Xbox al año para que nos rente suscribirnos a este servicio y poder ahorrarnos un dinerillo. En fin, Xbox Game Pass era una maravilla, el único inconveniente era que debíamos tener también Xbox Live Gold para disfrutar de los juegos online... un chasco, lo sabemos

Era imposible que no estuviera al tanto de este desfase de suscripciones y que no hiciera nada, así que más tarde presentó Xbox Game Pass Ultimate, en 2019. La idea era reunir la biblioteca de juegos, tanto para consolas como para PC, con el servicio online bajo una sola suscripción. La verdad, es que era demasiado bueno para ser cierto, sobre todo teniendo en cuenta que había ofertas increíbles, como poder disfrutarlo tres meses por solamente un euro. Era evidente que la compañía americana quería romper los esquemas y que fuese todo un éxito y, por ello, centró toda su campaña en potenciarlo. Para que os hagáis una idea, mientas que los usuarios que continuaban con Xbox Live Gold como servicio independiente tenían que conformarse con cuatro o cinco Games with Gold cada mes, los miembros de Xbox Game Pass tenían cientos y cientos de títulos entre los que elegir. Así que, ¿quién no se quedaría con este último servicio por una mínima diferencia de precio? Todavía quedaban algunos rezagados de el viejo formato en enero de este año, a los que, al parecer, Microsoft ya no sabía cómo convencer para que se pasasen al nuevo y, al final, pasó lo que pasó.

Muchos estadounidenses ni siquiera se habían tomado el café de la mañana cuando Microsoft confirmó los rumores de que el precio de Xbox Live Gold iba a subir. Un mes de Gold pasaría a costar un euro más y tres meses cinco euros más. El razonamiento oficial de la compañía fue el siguiente:

"Periódicamente, evaluamos el valor y el precio de nuestros servicios para reflejar los cambios en los mercados regionales y para continuar invirtiendo en la comunidad de Xbox. Por lo tanto, vamos a realizar ajustes en los precios de Xbox Live Gold en determinados mercados. En muchos mercados, el precio de este servicio no ha cambiado desde hace años, y en otros es el mismo desde hace más de 10 años."

Xbox Live Gold debe desaparecer y Outriders lo demuestra

Vale, es un razonamiento justo, pero no hace falta ser el más listo del mundo para saber cuál es la razón principal por la que subieron los precios: hacer que Xbox Game Pass Ultimate fuese una oferta aún mejor. A ver, no tengo ningún tipo de formación en marketing, pero hasta yo sé que lo más inteligente es aumentar el precio de la suscripción básica, sin tocar lo que está incluido en el paquete. Tal vez esté loco, pero creo que es más que obvio que lo que querían con esto era conseguir que muchos más jugadores se pasasen Xbox Game Pass Ultimate y convertirlo en el nuevo servicio base de Xbox, con la esperanza de acabar con Xbox Live. Por desgracia para Microsoft, el hecho de que muchos jugadores no vieran venir esto y que nadie les pusiese sobre aviso, provocó tal reacción que la compañía, sin siquiera haber transcurrido 24 horas desde que había emitido el comunicado, tuvo que recular en su decisión.

Lo que hace que este repentino giro haya sido aún más impresionante es que creo que también ha cambiado los planes a largo plazo de la compañía. No es ningún secreto que Xbox Game Pass y Xbox Game Pass Ultimate no son rentables para Microsoft, ya que hacer más de un centenar de ofertas para incorporar juegos al servicio cuesta mucho dinero, eso incluso antes de incorporar EA Play. En resumen, creo no nos equivocamos si decimos que el plan de Microsoft era aumentar el precio de Game Pass también, y que la subida de Xbox Live Gold solo era parte del proceso, y ahora que no ha funcionado, han tenido que pasar al plan B.

Cuando hablo de plan B, me refiero, por supuesto, al juego AAA Outriders de Square Enix, que se ha estrenado este 1 de abril en Xbox Game Pass. Este tituló no se lanzará como Juego con Gold, sino como Game Pass, una opción muy interesante teniendo en cuenta que el hecho de que, si formase parte de GwG solo sería gratis durante un mes, mientras que, al lanzarse como Game Pass, va a estar disponible durante más tiempo. De nuevo, como podemos ver, Xbox Game Pass es claramente el objetivo de Microsoft. Outriders podría haber sido fácilmente una forma de justificar el aumento del coste de Xbox Live Gold, pero en su lugar se ha terminado lanzando en Xbox Game Pass. Eso sí, obviamente, para jugar este título en modo online, necesitaremos estar suscritos a Gold, lo que obviamente podría ser parte de la decisión. Sin embargo, parece que las cosas también podrían cambiar también en ese aspecto.

La primera pista que tenemos sobre esto es que el multijugador de Halo Infinite será gratuito cuando se lance este otoño. Sin duda alguna, este esperadísimo título de 343 Industries habría impulsado las suscripciones de Xbox Live Gold, como siempre ocurre. Pero entonces, ¿a qué se debe el repentino cambio de opinión y de filosofía de Microsoft? ¿quizás haya lanzado Infinite en Game Pass para demostrar que Live Gold no es la única opción? Visto de esta manera, se podría decir que los planes oficiales de la compañía de que no haga falta estar suscrito a Gold para poder jugar a los títulos free-to-play a finales de este año también refuerzan esa teoría, ¿no crees?

En resumen, en mi opinión, Microsoft está intentando descaradamente deshacerse de Xbox Live Gold como producto independiente, y pretende que todos los usuarios se pasen a Xbox Game Pass, y la verdad es que deberíamos darle vía libre. Es cierto que el precio más alto hace que sea menos asequible para aquellos de nosotros que contamos con un presupuesto más ajustado. Sin embargo, no se puede negar que el contenido de este servicio es superior. Considero que Microsoft debería dejar de lado Xbox Live Gold para poner toda su atención en Xbox Game Pass Ultimate, ya que esto le permitirá incorporar aún más y mejores juegos, hacer que más títulos sean compatibles con la nube, y tal vez incluso hacer posible que todo el juego online sea gratuito, ya que, al fin y al cabo, la gente está ahí por la increíble biblioteca de títulos que ofrece. Todo. En definitiva, Xbox Game Pass es la mejor oferta de juegos de Microsoft, así que dejad que se convierta en el servicio habitual de Xbox.

¿Tan equivocado estoy?

Xbox Live Gold debe desaparecer y Outriders lo demuestra


Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.