Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Español
Portada
artículos
Fortnite

Análisis de Fortnite: Temporada X

Saltos en el tiempo y robots mechas, vaya combinación para esta isla en la que ocurre de todo.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Fortnite goza de una salud fantástica. Se ha consagrado como el battle royale por excelencia, por mecánicas, por carisma en el diseño, por lo bien ejecutado y afinado que está y por ser capaz de estar en constante cambio, a un ritmo que ninguno de sus rivales puede seguir. Los cambios en el mapa son regulares y ese estado fluido se entrelaza con esa meta-narrativa enigmática que, sin importar, capta atención.

Con la llegada de la Temporada 10, esta Season X o SX tan esperada, han llegado unas alteraciones del espacio tiempo que han traído de vuelta espacios y funciones del pasado, pero cambiadas, para que siga con esa sensación de frescura. Tras muchos tiros pegados en la temporada 9 y ese gran broche final que fue el evento de batalla entre un monstruo y un robot gigante, queríamos comprobar qué es lo que tenían preparado para este punto de inflexión en su historia, que además coincidía con un evento como la Copa del Mundo que ha tenido repercusión global.

Fortnite

Para una buena parte de sus jugadores, parece ser que la más joven, la rotación constante de elementos estéticos es muy llamativa. Tan atractiva, de hecho, que todas esos esos costosos pero atractivos skins y emotes están generando suficiente dinero como para complicar las cosas a Valve y su Steam en la distribución de PC, algo que hace unos meses ni nos hubiéramos imaginado. Hemos comprado más de las que tocamos por cabeza en nuestra casa, alimentando sus arcas sin notarlo en el gameplay, pero también lo estamos disfrutando jugando en familia -aprovechando el crossplay- y a la vez cada uno con su personalidad.

Ya sea por el impacto cultural en los niños que bailan dab en el patio, por ese cara a cara que está plantando con Epic Games Store al "sistema" o por cómo ha unido a jugadores de consolas, móviles y PC que antes ni se tocaban, es imposible negar el impacto de este shooter y, a la vez, es fácil entenderlo. Y soltada esta breve reflexión cultural sobre las nueve temporadas de Fortnite: Battle Royale, vamos a lo que venís buscando, a por el contenido nuevo.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad

Vamos a empezar por los mechas, porque nos gustas mucho y nos apetece. Hemos logrado colarnos en unos cuantos, tanto en el puesto de piloto como en el de artillero, y lo primero que te borra de la cabeza es esa impresión de que iban a arrasarlo todo y a acabar con el equilibrio de las partidas. O al menos no en nuestras manos. Sí son letales, pero también son un blanco fácil sin tanta resistencia como podríamos esperar de un cuerpo metálico. Acertamos a uno desde cerca con una miniametralladora y el piloto tardó poco en eyectarse porque aquel cacharro iba a explotar. Pero también guardan un par de ases bajo sus mangas de chapa: ese pedazo doble salto y su capacidad para destrozar paredes y suelos. ¿Nos olvidamos de algo? Ah sí, de los misiles claro, que son un sinvivir desde el otro lado de la acción.

No tenemos ni idea de cuánto van a durar en el juego y, de momento, acaban de anunciar que reducen su ritmo de aparición, pero nuestra experiencia es que no han perturbado tanto el orden. Aunque, estadísticamente, sí hemos empeorado nuestros números desde que han llegado, así que como no-usuarios puede que tengan algo que ver. Seguiremos observando.

Después están las grietas, zonas en las que los objetos están suspendidos en el aire y la gravedad es mucho más ligera. Esto no es tan nuevo porque ya han introducido situaciones semejantes en otras temporadas. Encontrar un punto de estos permite pegar un salto a una distancia enorme -lo que no es siempre positivo- y como van cambiando de posición tampoco es posible trazar una estrategia constante pensando en lo que aportan.

De la gran batalla final de la S9 ha quedado el gigantesco esqueleto del lagarto muerto, atravesado por la espada y cubierto de vegetación rosácea. Nos recuerda un poco a Apex Legends, dicho sea de paso. Pero de las variaciones del mapa, lo más llamativo es ese meteorito que permanece en el cielo soltando humo por su chimenea, un rastro que hemos atravesado en más de una ocasión sin consecuencias. El Bloque sigue ahí dando su toque creativo y os lo recomendamos como destino vacaciones en busca de un buen loot con el que irse a la guerra. Del pasado ha vuelto Poblado Picados, que es un viaje al viejo oeste que cambia las reglas del juego: al entrar en esa sección no solo te cambia la vestimenta para ir acorde a la ambientación, es que no se puede ni construir ni cavar recursos, así que se convierte en un tiroteo puro y duro.

Fortnite

Porque objetos hay para aburrir. Epic ha vuelto a soltar más de un centenar de nuevos ítems que ir encontrando y desbloqueando entre partida y partida. Sin embargo, también se ha llevado por delante algunas cosas que puede que echéis en falta. Por ejemplo, los géiseres que tanto se había propagado por prácticamente todas las zonas y que no venían mal en según qué situaciones de conflicto o de pelea con el límite de juego. Tampoco están las plataformas aéreas, aunque los túneles de viento que te transportan siguen por ahí para quienes los quieran usar. Y hasta los vehículos y los parapentes se han quedado fuera de la Temporada 10. Son cambios en la movilidad que limitan el acceso a algunas de las áreas que antes estaban más concurridas, como sus creadores han contado al presentar el parche.

Más allá de los cambios en el mapa, lo que consigue que Fortnite no pase de moda es que hay varias formas de jugarlo o de afrontar las partidas. La rotación de modos de juego también debe tener un papel importante a lo largo de estas semanas de verano, sobre todo pensando en que no todos los jugadores tienen el mismo nivel ni se lo toman tan en serio. De momento nos quedamos con la Partida de Caza, porque nos hace sentirnos más cómodos con los críos.

Ya decíamos al arrancar este repaso que el juego goza de muy buena salud en este momento. La Temporada X está siendo más de lo mismo y además parece haber aumentado un poquito la variedad de opciones pensando en que puede que en estas fechas haya más tipos de público probándolo, sobre todo tras salir en informativos y diarios de todo el mundo al entregar 3 millones de dólares a un chaval de 16 años. La evolución sigue firme y constante y así no parece que vaya a haber quien lo pare.

Estás viendo

Preview 10s
Next 10s
Publicidad
FortniteFortnite

Contenido relacionado

Cargando más contenido